¿Negro Primero, cómo han cambiado los tiempos?

San Pedro Claver (Cartagena de Indias 1654) el padrecito de los negros esclavizados y el Comandante Supremo Hugo Chávez (2013), deben estar de júbilo en el cielo por la llegada simbólica de los restos mortales del Negro Primero al Panteón Nacional, la otrora Iglesia Santísima de la Trinidad de la Caracas mantuana colonial. Durante el régimen imperial español, los negros no podían ni siquiera entrar a las iglesias. Se recuerda a este misionero jesuita por ser acusado de indiscreto y por su celo por los esclavizados, también de haber profanado los Sacramentos al dárselos a "esas criaturas que apenas tienen alma". Las damas y caballeros de sociedad en Cartagena, rehusaban entrar en las iglesias donde el padre Claver reunía a sus negros. Sus superiores jerárquicos con frecuencia se dejaron llevar por las presiones que exigían los ricos, y se arengaba para que se corrigiesen los excesos del padre humanista; este sin embargo pudo continuar su obra entre muchas humillaciones y obstáculos. De hecho, la mayoría de los jefes del catolicismo en Europa y América creían que los "negros" eran prácticamente unas bestias, y por tanto se encontraban en un estado inferior al de los indígenas, quienes al menos podían ser "privilegiados" con la evangelización en las misiones. Creencias como ésta, desde la jerarquía eclesial, indudablemente constituyeron el fundamento religioso de la esclavitud en las Indias occidentales, y dieron rienda suelta a la perversidad de los imperios colonizadores. Asimismo ocurrió con la historiografía tradicional y oficial de Venezuela del siglo XX, hasta que llegó El Comandante Chávez con sus cuentos del arañero. El Comandante Invicto con su amorosa pedagogía nos permitió comprender y darle visibilidad al heroísmo del glorioso pueblo humilde y sencillo venezolano. Cómo un auténtico maestro de escuela, con su amplios conocimientos y su preocupación por la historia, forjó en el corazón y la conciencia de los venezolanos un orgullo profundo por las acciones de nuestros héroes, y en especial por el Libertador Simón Bolívar. Durante muchos años, se les rindieron honores a los colonizadores y conquistadores, a los imperios y no a aquellos que dieron su vida luchando por la dignidad y liberación de su pueblo. Nuestros niños sabían completa la historia de los barcos de Colón: la Niña, la Pinta y la Santa María; no obstante muy poco se supo del negro esclavizado que sé hizo patriota y entregó de manera heroica su vida por la emancipación de la República .Tal es el caso del valiente teniente Pedro Camejo, hoy enaltecido por la Revolución Bolivariana a los 194 años de su heroica partida de estos paisajes terrenales. Al pasar del tiempo, la historia de Negro Primero y de otros héroes de la independencia en Venezuela, fue dejada en el olvido por los gobiernos burgueses y otros que aún se dedican a negar la realidad, y deformar la verdadera historia de estas luchas emancipadoras. Precisamente en honor al Negro Primero y en memoria eterna al Padre Claver, junto al militante del amor Hugo Chávez, los estaremos por siempre recordando. Venceremos!

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1922 veces.



William Fariñas

Diputado a la Asamblea Nacional


Visite el perfil de William Fariñas para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas