¿Cómo este señorito pretende verificar la validez de 14 millones de huellas dactilares?

Para desactivar esa programación letal y aislar al irresponsable







La irresponsabilidad del excandidato Capriles parece no tener límites. Este individuo no sabe lo que dice. Benévolo soy al otorgarle el beneficio de la duda, porque a todas luces lo mandan.

La estupidez de este ciudadano es tan grande que lo ubica como el primer responsable de que en mi país, si el mío, se prenda un peo que nos pueda llevar al odio entre hermanos.

Si bien es cierto que el antichavismo obtuvo una excelente votación en las elecciones del 14 de abril, y mezquino seria no reconocer que también fue muy bueno el respaldo que obtuvo el 7 de octubre, también es pertinente darse cuenta de que lo que logró electoralmente lo ha destrozando en una semana.

La campaña electoral que ejecutó Capriles, o mejor dicho, la estrategia de descontento sistemáticamente aplicada produjo una reducción de la ventaja, merma electoral estimulada por un descontento muy justificado, no solo producto de la ineficiencia, corrupción y modorra en filas chavistas, sino también por la incapacidad y falta de coraje para detectar y someter al sabotaje inmerso en filas gubernamentales. Pero, apartando todo eso, y asumiendo que “eso es lo que hay”, la irresponsabilidad de Capriles es sorprendente. En su “rueda de prensa” de ayer 24 de abril, Capriles lanza un ultimátum a la institucionalidad venezolana. Lo hace sin medir las consecuencias de un llamado de esta naturaleza, y lo adereza con una solicitud de un aumento salarial de 40% para todo mundo a partir de este 1º de mayo. Dos proposiciones a todas luces inviables.

La primera proposición: “el ultimátum” amenazando en hacer “no se que” si no revisan los cuadernos de votación, dejando de lado la su primera solicitud de contar los votos depositados en las cajas y cotejarlos contra los transmitidos por las maquinas. ¿Qué lo haría cambiar de petición?, raro, muy raro.

Pero dejando esta suspicacia de lado, quisiera saber ¿Cómo este señorito pretende verificar la validez de 14 millones de huellas dactilares?, pues de eso se trata. Si en un cuaderno de votación hay 50 electores, y en la maquina cincuenta votos y en la caja 50 papelitos, no hay nada que discutir. Pero si él esta insinuando que votaron usurpadores, él debe buscar quién no fue a votar, convencerlo de que asista ante unos fiscales para reconocer su firma autógrafa, mostrar el dedo manchado (después de una semana muchos ya están limpiecitos), verificar la compatibilidad de la huella dactilar, y eso debe hacerse para 14 millones de personas, o mejor así, para “700 mil nada mas”, así ganaría por 300 mil de ventaja, volteando el score.

El cuaderno de votación durante la jornada electoral permite chequear que nadie vote por mi, ya que al presentarme en la mesa se certifica mi presencia y el acto de votar, pero al terminar el proceso de votación el cuaderno se convierte en un comprobante para determinar el número de electores participantes. Ahora bien, por mandato constitucional, el voto en Venezuela es voluntario, y por esta razón se eliminó la etiqueta que se pegaba al dorso de la cédula de identidad y que servía de comprobante de haber votado. Cuando el voto pasa a ser un derecho voluntario, la etiqueta no tiene sentido, es mas, nadie tiene derecho a preguntarme si vote o no. Estas mismas razones fueron esgrimidas por la oposición en rechazo contundentemente a la intención de CNE de implementar cuadernos de votación electrónicos. Si los cuadernos de votación fueran electrónicos, usted podría ingresar a la página del CNE, introducir el número de cédula y aparecería si usted voto o no voto. Recuerdo como el mismísimo Julio Borjes formó aquel escándalo cuando se propuso este mecanismo, y alegaba que los empleados públicos serían sometidos a persecución. Bello, ahora si vale, ahora lo necesitan, pero ahora no existe.

La segunda proposición: “aumento salarial general de 40%”. El colmo de la irresponsabilidad ¿de donde va a sacar la plata?, de seguro el no tiene ni la menor idea, ya que estoy convencido, él mismo se ha encargado de convencerme. Por eso, desde esta humilde tribuna le voy a dar una idea de cómo conseguir la plata para pagar un 40% de aumento y evitar que la inflación colateral “se coma” el aumneto: Sr Capriles, si usted desea incrementar el salario en 40% a tutirimundachi, primero gane las elecciones, y después implemente las siguientes medidas. A) Aplique una devaluación del bolívar en un 100% o más, así tendrá el dinero petro-dolar convertido a bolívares en la cantidad suficiente. B) Modifique las tasas del ILSR, incrementándolas en al menos un 150%, y el IVA en 30 % así te cubrirás las espaldas por si se desploma el precio del petróleo. C) Prohíba las importaciones de cualquier cosa que se pueda fabricar en el país, empezando por todo lo que sea susceptible a calificarse como lujo. D) Restrinja la salida del país por causa que no sea debidamente justificada, lo que implica eliminar vacaciones en Orlando, Curazao y demás. E) Prohíba la compra de bienes e inmuebles en el exterior, especialmente apartamentos en nueva York. F) Aplique un control de precios general y férreo, lo que implica colocar un funcionario en cada establecimiento comercial, con una cámara filmadora día y noche y al que especule, métalo preso, así genere empleos. G) Elimine los pasivos laborales por prestaciones sociales, no solo el carácter retroactivo, elimine toda la deuda que causa al sector oficial y privado en envejecimiento de un trabajador. H) revierta la homologación de la pensión con el salario mínimo, y redúzcala a un 30% del salario mínimo, acompañada de una edad minima de 70 años para el beneficio, I) Centralice los gastos de inversión, es decir, deje a las gobernaciones y alcaldías como simples supervisores laborales, y de manera centralizada encárguese directamente de las obras publicas según discrecionalidad y voluntad, por cierto, le recomiendo eliminar las licitaciones, así podrá otorgarle el contrato a sus panas y conseguir descuentos, evitar demoras y de paso eliminar un montón de burócratas que se la pasan buscando “juju” y “ñemeo”.

Hay otras medidas que le pueden ayudar a cumplir con ese 40% de aumento y mantenerlo efectivo por largo tiempo, pero si las quiere escríbame para ponernos de acuerdo porque eso no es gratis, tu sabes como es…¡Qué vaina!

Queridos lectores, lo que esta planteado es, por sobre todas las cosas, mantener la paz y la convivencia, y eso no será posible si este individuo, irresponsable, no entra en razón. Si lo arrestamos y juzgamos se convertirá en un mártir televisado, algo así como un “pobrecito él” y el riesgo estará en que la programación neurótica inoculada sobre buena parte de esta sociedad se active, conduciendo al país a una anarquía total. Esto último es lo que motiva a escribir y publicar. Necesario es desactivar esa programación letal y aislar al irresponsable.

manuelgragirena1@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1426 veces.



Manuel Gragirena

Profesor Universitario. Ingeniero Electricista. Especialista en Telecomunicaciones. Diploma de Estudios Avanzados en Educación. Ex Sidorista

 manuelgragirena1@gmail.com

Visite el perfil de Manuel Gragirena para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Manuel Gragirena

Manuel Gragirena

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a164593.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO