Revolucionarios con Simón Díaz sin mezquindad musical

Duro con el que le tire a Chávez, así como no perdonamos a los meritócratas golpistas.                                                                          

¡Qué tal, camaradas! Felices, con algo de preocupación, por estar celebrando 10 años de la derrota del paro patronal.  

Un breve resumen de los años que siendo presidente Chávez no gobernó. Incluso los primeros años desde 1998 recorriendo el planeta para conseguir recursos porque estábamos en bancarrota; unir la OPEP, con el precio del barril a 7 dólares. Y preparando la Constituyente. 

Como el presidente Chávez no aceptó las exigencias de los empresarios, sindicatos y partidos de oposición en retirar el paquete legislativo recolucionario, estos convocaron a un primer paro de 24 horas el 9 de diciembre de 2001. Y luego a un segundo paro el 9 de abril de 2002 que se convirtió en indefinido. 

El 11 de abril, mientras continuaba el paro, líderes de la oposición decidieron desviar la marcha para dirigirse hacia el Palacio Presidencial de Miraflores, provocando un enfrentamiento entre afectos al gobierno que se encontraban en el lugar, y alentando el golpe de estado, que derrocó a Chávez por dos días. 

Después del golpe y del retorno del presidente Chávez al poder, la inestabilidad no cesó. 

A mediados de 2002, un grupo de militares, activos y retirados, que habían estado implicados en el golpe de abril se pronunciaron en contra del gobierno en la Plaza Altamira al este de Caracas.  

Día a día los medios privados como GlobovisiónVenevisiónRCTV Televen le daban una cobertura de casi 24 horas diarias. 

Se insiste en que el paro además era un lock out, paro patronal, ya que en muchas empresas, fábricas y locales comerciales los trabajadores querían continuar sus labores, pero los patrones tomaron la decisión de pararse. A medida que se fue debilitando el paro patronal, la Coordinadora Democrática (actual MUD) hizo un llamado al Paro Educativo, al cual se sumaron los propietarios de la casi totalidad de Colegios Privados de Caracas y del país.

Durante el paro, los medios de comunicación se comportaron de una forma atípica: las televisoras suspendieron toda su programación de entretenimiento y sus anuncios comerciales para dar paso a programación política e informativa durante 18 ó 20 horas al día.  

Algunos periódicos no circularon los primeros días, pero después decidieron seguir sacando ediciones donde sólo se exponía el desarrollo y el "éxito" del paro, suspendiendo publicidad y noticias deportivas, culturales y de otra índole.  

Guerra de cuarta generación que nos están ganando. 

Las consecuencias fueron nefastas para la población y el país.  

Hubo escasez de alimentos y gasolina durante y después del paro.  

Muchas empresas pequeñas y medianas quebraron debido a que dependían de las empresas que agrupaba Fedecámaras. Los índices de desempleo  y comercio informal aumentaron enormemente. Esto se lo achacan a Chávez. 

Cómo será que la Liga Venezolana de Béisbol Profesional se unió al paro y por primera vez en la historia de la liga un campeonato no se concreta, y Venezuela quedó ausente de la Serie del Caribe, porque papaíto Ramón Guillermo Aveledo presidía la Liga y ahora, brillantemente igual, a la MUD. 

No hubo final del béisbol, no hubo Serie del Caribe, y no hubo Navidad salvo para los escuálidos que se fueron del país y allí disfrutaron mientras el pueblo venezolano estaba jodido.  

Poco antes de la finalización del paro, el presidente Chávez denunció que los empresarios estaban sacando del país grandes cantidades de divisas con el fin de devaluar nuestra moneda; para impedirlo, decretó un mecanismo de control de cambio administrado por un nuevo ente del gobierno, la CADIVI   

El acontecimiento más relevante y dramático ocurrido durante toda la historia de la industria petrolera venezolana ha sido el sabotaje cometido contra PDVSA.  

Durante diciembre de 2002 y los primeros meses de 2003, el sabotaje petrolero promovido por sectores antinacionales trajo como consecuencia una disminución abrupta de las principales actividades económicas del país y secuelas tanto para la corporación como para la sociedad venezolana.  

Un aspecto paradójico fue que el quinto productor mundial de petróleo debió importar gasolina desde Brasil  y otros países. 

Los empleados petroleros fueron acusados de cometer sabotajes contra la empresa: destrucción de equipos, intervención de sistemas automatizados que garantizaban la distribución del crudo y sus derivados, y el bloqueo diversos servicios tecnológicos esenciales. Las empresas privadas que brindaban servicios informáticos a Pdvsa, tales como Intesa, también se unieron al paro. 

Esa es la memoria que debemos hacer recordar a todos. Dejémosle la política comunicacional del gobierno, con permanentes cadenas informativas, los daños cuantificados al país. Y nos indica que Chávez tiene menos de 10 años gobernando versus 50 de la democracia bobalicona. 

Yo preferiría que los que despotrican de Chávez, que nada tienen que ver con críticas constructivas, dediquen sus computadoras a darle duro a los escuálidos, principales enemigos de la Revolución. Y espero que no salga un artículo de un “revolucionario” que diga que no puedo mencionar “enemigos” porque debemos conciliar al país. 

A raíz del homenaje en la Asamblea Nacional a Gualberto, y a la Serenata Guayanesa, surgieron, como es ilógico pero frecuente, “escuálidos” comentarios: ¿por qué no se le hizo uno al Tío Simón?, entre varios. 

Olvidaron el que la AN, en agosto 2011, le hizo en su propia casa ya que Simón Díaz está  ausente de los escenarios por el Alzheimer y el maestro ha recibido miles de reconocimientos. 

Por eso menciono que en la Revolución no somos mezquinos, como sí la oposición de hoy y de 50 años de la democracia vacía. Al extremo de que el reciente concierto de músicos venezolanos en homenaje a Simón, en el Teresa Carreño, contó con la promoción permanente de VTV y TVES. 

La oposición ha sido mezquina con Joselo, su hermano, excelente cómico como también lo fue Simón en los 60. Ni lo nombran. 

En los llamadas “redes sociales” se desbocan las mezquindades en bajísimos epítetos para Gualberto. Así como a la Serenata Guayanesa por ignorancia ya que Iván Pérez Rossi es el único chavista del grupo y eso porque es un revolucionario desde cuando en la facultad de ingeniería en la ULA y lo recuerdan con su cuatrico cantando y participando en eventos de izquierda. 

La mass media opositora gusta de destacar al Maestro Abreu porque ha mantenido un crecimiento en su obra musical y desde hace tiempo, pero no destacan los esfuerzos de nuestra Revolución por impulsar con fuerza esa valiosa iniciativa. 

Por el contrario, la oposición impulsa una película extranjera promoviéndola con una propaganda engañosa, la llamaron DUDAMEL para explotar comercialmente el nombre de uno de nuestros valores musicales, cuando el título que le dio la empresa cinematográfica fue EL SISTEMA. 

Y es engañosa porque es una película dedicada al maestro Abreu

-Dudamel medio aparece- como un héroe dentro de una sociedad llena de pobreza de todo tipo y de delincuencia que se permiten destacar a cada rato, al extremo de que la voz del radioescuálido mayor, César Miguel Rondón, sale narrando un parte siniestro, como los que prefieren leer cada mañana del país que ellos ven, olvidando todo los bueno y los esfuerzos que hacemos cada uno de los habitantes de esta hermosa, ahora patria.  

O sea que Chávez no ha hecho nada por resolver el problema de la pobreza (y la delincuencia) y el maestro Abreu casi todo. 

Esas empresas capitalistas del espectáculo, de los discos, etc. nunca hicieron nada por dar a conocer a Alí Primera, en cambio sí a sus hijos a los que les sacaron el billete parejo. 

Aquí como en Chile escondieron a Víctor Jara. Casi nadie se ha dado el gusto de escuchar a Tania Libertad, peruana-mexicana-, igualmente oculto ha estado el extraordinario folclorista argentino Horacio Guarany, a quien, he leído, alguno achaca la música de Caballo Viejo, de su canción “Caballo que no galopa”. 

Este caballero de gorda figura y larga melena es autor, entre tantas, de una hermosa canción contestataria: “Si se calla el cantor”. Si se calla el cantor calla la vida… 

Porque de esta emblemática canción Caballo Viejo todos reconocen como autor de su letra al poeta guariqueño, Ángel Eduardo Acevedo, pero que por cosas del terruño parece se la cedió ¿? a Simón  

Lo que ocurre es que la más de las veces no se nombra al autor de la letra, con el “Clavelito colorado” que canta Simón Díaz la letra es del poeta Alberto Arvelo Torrealba. 

O como el “Alma Llanera” que en Google algunos dicen que es de Vicente Fernández. Así como, a veces, le han quitado autoría a Hugo Blanco de su Moliendo Café o Angelitos Negros que dicen es mexicana y la letra es del insigne poeta cumanés, Andrés Eloy Blanco. Deberíamos reivindicarlos mundialmente. 

Pedro Elías Gutiérrez compone la música de la Zarzuela venezolana Alma Llanera, estrenada en Caracas en 1914, y la letra es de un virtuoso escritor venezolano, poco conocido siendo un extraordinario personaje, el hombre de 600 rostros, Rafael Bolívar Coronado, quien comentó que al él le parecía ridícula. 

De paso que he tenido siempre la interrogante de cuán conocido es Alí primera en Cuba, ya que acá Silvio Rodríguez y Pablo Milanés son muy reconocidos en Venezuela. 

¿Conocerán y apreciarán masivamente la música interpretada por el tenor venezolano Jesús Sevillano? Acá hemos descuidado dar a conocer su canto a las nuevas generaciones. Es que el Dr. Sevillano nunca se presentó en eventos donde se expendiera licor y esos no son espectáculos comerciales. Algunos tratan de descalificarlo porque es revolucionario, actualmente Cónsul en Puerto Rico. 

¿Y al Maestro Juan Vicente Torrealba, o a Mario Suárez, los conocerán los jóvenes de hoy? Falta nombrar una inmensa lista y darlos a conocer.  

edopasev@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 5885 veces.



Eduardo Palacios Sevillano

Ingeniero Civil. Escritor y caricaturista. Productor radial y locutor. Miembro de la directiva de la Orquesta Sinfónica del Estado Anzoátegui. Miembro de la Junta Directiva de la Sociedad Bolivariana del Edo. Anzoátegui. Coordinador de la Red de Historia, Memoria y Patrimonio de Anzoátegui.

 edopasev@hotmail.com

Visite el perfil de Eduardo Palacios Sevillano para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Palacios Sevillano

Eduardo Palacios Sevillano

Más artículos de este autor