El Ministerio de Salud - El carro sin motor

Esto es muy interesante, finalmente, por primera vez desde el 2015 tengo algo bueno que decir sobre el Estado venezolano, no sobre todo el Estado, no señor, pero sobre una parte, en este caso, el Ministerio de Salud.

Por lo menos la intención pareciera ser positiva aunque la coordinación y la sincronización no las son, sin embargo, le doy el beneficio de la duda al Ministerio de Salud ya que la discombobulación y el mal funcionamiento relacionado al tema --- el registro para la vacunación contra el Coronavirus --- no es culpa de ellos sino del conjunto del Estado y su falta casi total de planificación lógica y necesaria para que el aparato Estatal funcione como debe ser y no como funciona desde el 2013, empeorando, en relación con lo que era antes del 2013, cada día más (en mi estimación).

CRONOLOGÍA (la vacunación contra el Coronavirus)

1- El domingo 30 de mayo a las 10:35 PM mandé un artículo de opinión a Aporrea, el cual fue publicado el lunes 31 de mayo a las 4:00 PM, unas 18 horas después.

"No caigan en la trampa"

Ver: https://www.aporrea.org/contraloria/a303026.html

Allí, entre otras cosas, escribí sobre el hecho de que no pude encontrar cómo registrarme para recibir la vacuna, algo que dos días antes, el 28 de mayo, el Ministerio de Salud dijo que se podía hacer en su página web. Fui a su página, y nada, jamás encontré dónde ni cómo registrarme, y así lo expresé en mi artículo.

2- El lunes 31 de mayo a las 8:45 PM, unas 5 horas después de que mi artículo fuera publicado aquí en Aporrea, un lector me mandó la siguiente carta, con captures de la página web del Ministerio de Salud, y una explicación (muy agradecido).

"Hola Oscar. Estaba leyendo tu artículo y pude ver que sí hay un botón para el registro en el plan de vacunación en la página del Ministerio de Salud. Lo que sí pude notar es que este botón, aun cuando mi conexión es bastante rápida tarda varios segundos en aparecer cuando el resto de la página ya ha cargado. Es muy posible entonces que con una conexión lenta, no hayas podido ver/cargar este botón, o sencillamente no cargo del todo. Al hacer clic te lleva a un formulario. Por tus escritos he notado que pareces ser una persona a las que les gusta conocer los hechos en su totalidad. De allí la razón por la que me tome la libertad de enviarte este correo. Saludos, __________."

NOTA: Es muy importante notar que aquí en Venezuela, desde finales del 2013 y comienzos del 2014 --- y así como lo ha sido para la inmensa mayoría de los venezolanos y las venezolanas desde entonces ---, mi internet es extremadamente lento y terriblemente intermitente. Venezuela tiene en este momento el peor internet del mundo vía cable y uno de los peores del mundo vía la telefonía: https://www.speedtest.net/global-index, como es el caso mío.)

3- El martes 1 de junio a las 10:47 AM, le respondí lo siguiente al lector, a quien le estoy muy agradecido.

"Gracias _______!!! Ahora sí lo veo, pero el botón se demora mucho en cargar y no me carga completo, pero sí lo veo, parcialmente, gracias!!! También, parece que no toda la página carga, han pasado más de 10 minutos, y parece que le falta un montón de cosas y la flechita que da vueltas (cargando) sigue dando vueltas, como si no habría terminado de cargar. Sin embargo, es posible que el botón no estaba allí el fin de semana cuando escribí el artículo (pero no le tomé un capture para confirmarlo), y que solo lo activaron ayer, lunes. El anuncio fue hecho el viernes 28 de mayo, entonces podría ser eso también, sin embargo, me parece que es más un asunto de que la página es muy pesada para la velocidad del internet que tengo [que tenemos, en general aquí en Venezuela], la cual es muy mala, lenta e intermitente, pero terriblemente. A veces me pregunto si no lo hacen a propósito, por indolencia, de intencionalmente montar sistemas pesados sabiendo que la velocidad y fiabilidad del internet (para la mayoría) es tan mala. Hmmm. Bueno, gracias!!! Saludos. Oscar"

4- Justo después de haber respondido al lector, fui a la página Aporrea, y me conseguí con una noticia publicada el martes 1 de junio a las 9:42 AM.

"Para los que no estén en el Sistema Patria - Ministerio para la Salud activó en web para Registro Nacional de Vacunación"

Ver: https://www.aporrea.org/actualidad/n365211.html

Entonces, abrí esta noticia, y allí muestran en detalle cómo ingresar al registro en la página web del Ministerio de Salud para la vacunación contra el Coronavirus, con fotos y todo, lo cual encuentro, muy bueno, ¡finalmente!

Finalmente por lo menos un ministerio está intentando hacer las cosas como debe ser, avisando debidamente, públicamente, con explicaciones detalladas, y no solo diciendo que van a hacer algo y después dejando al público guindado, no sabiendo qué y cómo hacerlo.

¡Muy bien!

5- Sin embargo, y esta es la cosa sobre la cual he estado escribiendo desde el 2015 cuando me di cuenta --- finalmente --- que el actual Estado venezolano había estado y sigue permitiendo la continuada y acelerada destrucción interna de la maquinaria (los motores) del Estado, y como siempre, siempre, siempre, esto ocurre a expensas de la población, en particular a expensas de los más desposeídos quienes no tienen por ejemplo acceso al internet, que no tienen computadoras, o que no saben leer, o que no conocen cómo funciona el web, etc., etc., etc.

CONCLUSIÓN

Aunque el Ministerio de Salud ha hecho algo bueno, positivo, etc., el problema del Estado sigue siendo el mismo.

¿Qué carrizo sentido tiene que el Estado monte páginas web y servicios a través de la web que son tan pesados sabiendo que tenemos el peor internet del mundo?

¿No sería mejor primero hacer funcionar correctamente el internet y después montar nuevos sistemas digitalizados en las web?

Lo que el Estado ha estado haciendo desde que Chávez murió (fue asesinado en mi estimación) ha sido de --- metafóricamente hablando --- gastar un montón de dinero pintando un carro como nuevo para que se vea bien, o sea, para aparentar, cuando el carro no funciona porque no tiene motor, o el motor está quebrado.

¿De que sirve un carro que se vea bien, cuando no funciona?

Primero hay que reparar el motor, ¿verdad?, y después pintarlo, pero solo si funciona bien, ¿no es así? Porque tampoco sirve arreglar el motor con curitas, pedazos de alambre, y tormillos viejos, y después pintarlo como nuevo, para que en una semana el motor se quiebre otra vez, ¿verdad?

Hoy aquí en Venezuela, y en mi estimación, solo los privilegiados ricos, los conectados, y los corruptos del país y sus familiares, tal vez un máximo de 10% de la población venezolana, tiene un servicio de internet (probablemente vía satélite) de alta velocidad y fiabilidad para poder ingresar con facilidad a --- por ejemplo --- la página web del Ministerio de Salud para registrarse para la vacunación sin frustrarse o sin volverse locos en el intento (eso es lo que me pasó este fin de semana, jamás encontré el botón para registrarse).

Entonces …

¿De qué sirve un "servicio para el pueblo" que solo le sirve realmente con eficiencia a una minoría privilegiada, digamos, a 10% de la población?

El porcentaje podría ser más alto, digamos 30% de la población, o algo así, no lo sé, pero la idea es la misma. ¿Por qué no asegurarse que el servicio sea apropiado para todos, para 100% de la población? Eso es lo que Chávez estaba haciendo, y lo hacía bastante bien, pero al morirse él, bueno, también murió esa Venezuela más igualitaria, esto se volvió otra vez como era antes de Chávez, una sociedad podrida y decadente con una minoría privilegiada, y la mayoría comiendo las migas de sus basureros.

Ahora, algunos justificarán posiciones en contra de mí en base al hecho de que más de 18 millones de venezolanos y venezolana están registrados en el sistema Patria a través el cual la vacunación también será coordinada (y desde esa plataforma convocarán a la gente), ver: https://www.vtv.gob.ve/carnet-patria-logrado-captar-millones-carnetizados/, lo cual es muy bueno, pero eso deja a por lo menos 10 – 12 millones (o más) de venezolanos y venezolanas fuera del sistema Patria, o sea, si ellos quisieran ser vacunados, tendrían que acceder al registro en la página pesada del Ministerio de Salud, y estaríamos hablando en este caso de alrededor de 40% de la población que debería hacerlo de esta manera.

¿Y que pasa si este 40% de la población, probablemente no privilegiada, no tiene internet, ni luz, ni computadoras?

Bueno …

Si la página web del Ministerio de Salud no funciona bien, digamos por ser demasiada pesada para la calidad del internet que las mayorías de nosotros tenemos por ejemplo, o si la página no es accesible por la falta total de internet por ejemplo, como me pasaba en el Táchira regularmente y a veces durante meses seguidos, lo cual ocurre a menudo y a nivel nacional, o si por cualquier otra razón 40% de la población no pudiera acceder al registro de vacunación antes de morirse del Coronavirus, o si son demasiadas las dificultades, como por ejemplo en el caso mío, no solo por el terrible internet que tengo, sino también debido a las continuadas fallas eléctricas que me han quemado 3 laptops en unos 2 años (por culpa directa del Estado), bueno, entonces estaríamos hablando de un Estado excluyente, exactamente así como siempre fue antes de Chávez.

Cada quien por sí.

La cosa es que si realmente el Estado quiere hacer cosas no solo para aparentar --- como pintar de nuevo un carro sin motor ---, bueno, tendrían que ante todo arreglar el sistema eléctrico del país, el internet, y la telefonía, mínimo, pero no lo hacen, o, lo hacen con curitas, alambre, y tornillos viejos.

Bueno, metafóricamente, aunque el Ministerio de Salud ha pintado bien el carro, y posiblemente le haya remplazado el parabrisas, cambiado los cauchos, y mejorado los asientos y el sistema de sonido, y cosas así, el carro sigue sin motor.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 678 veces.



Oscar Heck

De padre canadiense francés y madre indígena, llegó por primera vez a Venezuela en los años 1970, donde trabajó como misionero en algunos barrios de Caracas y Barlovento. Fue colaborador y corresponsal en inglés de Vheadline.com del 2002 al 2011, y ha sido colaborador regular de Aporrea desde el 2011. Se dedica principalmente a investigar y exponer verdades, o lo que sea lo más cercano posible a la verdad, cumpliendo así su deber Revolucionario ya que está convencido que toda Revolución humanista debe siempre basarse en verdades, y no en mentiras.

 oscar@oscarheck.com

Visite el perfil de Oscar Heck para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas