Maduro y la ministra Magaly Gutiérrez Viña: ¿Cómo una gotera se transformó en un drama social y de salud en Margarita?


Credito: Evaristo Marcano

Presidente Maduro, estoy absolutamente seguro que usted debe saberse al pelo (o sea de memoria) cada artículo de la constitución Bolivariana de Venezuela. Palabras muy lindas puestas en ella, que por lo general va por un lado y la realidad por otro. Cualquiera, por una gotera, le quita el derecho a un montón de gente.

Esto que ahora paso a contarle, es un hecho, que puede ser un dato muy consistente para observar, desde una perspectiva poco alentadora, aquello de comuna o nada. También, este hecho casi insólito, permite darnos una idea, que todas estas bonitas leyes denominadas del poder popular, tienen poca utilidad. Soy amplio presidente, porque otros son de la idea, que estás leyes del poder popular, los hechos la derogaron totalmente.

Sabes muy bien presidente, que la constitución venezolana tiene un capítulo (V) consagrado a los Derechos Sociales y de la familia. Son 22 o 23 artículos y creo que ninguno sirve para casi nada al momento de colocarle a los niños sus vacunitas a las cuales tienen derecho. Claro, una constitución tan bonita como la que tenemos, sirve para decir que tenemos la mejor constitución.

Sr. presidente, Sra. ministra del poder "popular" para la salud. En Margarita y en el municipio Gómez, está la parroquia Bolívar dónde creo que el PSUV ha ganado todo el montón de elecciones sucedidas hasta ahora en Venezuela. Esta parroquia Bolívar, también tiene por nombre: El Maco de Bolívar. Hoy no tiene un centro de salud (ambulatorio) como antes lo tenía.

No tengo interés en echar este cuento, porque otros se lo contarán mejor. Por ejemplo, este cuento debe saberlo mejor el ex gobernador Mata Figueroa, porque durante su mandato, derribaron el ambulatorio para corregir unas goteras. Lo derribaron Sra. Ministra y no sabemos si para bien o para mal.

El punto presidente y Sra. ministra, es que está parroquia que lleva el nombre de Bolívar, no tiene un centro de salud (ambulatorio) y los niñitos presidente, estos niñitos que la constitución le da aparente prioridad, deben ser vacunados en un banco de la plaza pública. Los niñitos Sr. presidente, salen con sus nalguitas doliéndome y con una insolación porque en Margarita, como usted debe imaginarse, pega el sol parejo. Yo he oído Sra. ministra, que este ambulatorio lo tumbaron porque tenía unas goteras y ahora no tenemos ni goteras ni ambulatorio, cuando hemos podido tener las dos cosas o un mejor ambulatorio, pero ni lo uno ni lo otro.

Si usted o la ministra hacen algo por el pueblo, en las próximas elecciones, los electores tal vez se acuerden de eso. Si no pasa nada, es probable, que el partido en El Maco (Parroquia Bolívar) continúe ganando, porque este drama, de repente, no es tan distinto al cuento de la gallina desplumada que le achacaron (con mala intención) al camarada Stalin.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1371 veces.



Evaristo Marcano Marín


Visite el perfil de Evaristo Marcano Marín para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: