La ilusión del American Dream y el Apocalypse Now…

Hoy existe un desmedido fatalismo que agobia sin piedad ni retroceso la actual debacle del sionismo-capitalismo salvaje de los mercados neoliberales EEUU&Europa… Hoy vemos como buenos samaritanos y con las barbas en remojo, que el pavoroso incendio que arrasa las finanzas del imperio y de sus abyectos socio europeos, es a todas luces –por similitud— el reciclaje o una versión moderna adaptada a este siglo, de las ‘Horcas Caudinas’ por la que paso un tiempo más atrás el imperio Romano 321 años antes de Cristo.

Los bolsas de las Bolsas de EEUU y Europa se desesperan y no dan con la bola de cristal que los saque del atolladero financiero-bursátil-inmobiliario en que se encuentran. Hay todo tipo de conjeturas y especulaciones que hacen pensar que la debacle financiera, a pesar de los infructuosos salvavidas promovidos por el etílico-cacainomano Mr. Bush desde la White House-FED-Congreso, con la ayuda del cadavérico Wall Street y de las poderosísimas usinas mediáticas del imperio, hacen prever que a pesar del salvamento de $ 700.000 millones solicitado y aprobado por el USA-Congreso, eso, en realidad, no conlleva a la solución del estercolero en que se el susodicho de marras, porque en honor a la verdad se necesita una cantidad 3 veces mayor de lo solicitado, ya que ese monto son mas bien pañitos de agua tibia o alegría de tísico, ante el evidente y definitivo desplome de un malnacido modelo imperial capitalista, que definitivamente se hunde en el infierno de su propia medicina. ¡Ley de Causa y Efecto!

Los sesudos analistas del imperio financiero de la Gran Manzana (NY) y sus adláeres socios europeos, al fin caen en la cuenta que el gran casino de Wall Sreet implosionó (…), por efecto de la acumulación de tanta avaricia, de tantas iniquidades y de tanta inmoralidad, haciendo estragos en las mismas entrañas de la Bestia… Y haciendo que la onda expansiva del podrido modelo causara por rebote un efecto dominó o tsunami financiero, de un sistema USA-Capitalista-Europeo inmoral y despiadado … Y como causa de ello se hunde la Reserva Federal-FED, los gigantes Bancos USA-Europeos, Fondos Mutuales, Fondos Hipotecarios made in USA, y se hunden len consecuencia los Bancos Centrales de Europa/Asia y Oceanía, y desde luego que los estertores de la muerte capitalista se está haciendo sentir también, con mucha fuerza, en los mercados financieros latinoamericanos.

Hoy, los gurúes de las finanzas de Harvard, MIT, Yale, Princenton, Wall Street, Brekely y de The Wall Street Journal, etc., y las grandes usinas de ese cadavérico modelo capitalista tratan de justificar lo injustificable, y siguen con la malsana prédica de seguir engañando al mundo con sus desgastados tecnicismos y malabarismos financieros que no sirven ni para limpiarse el paltó… Hoy hablan de un lento repunte de los mercados y al día siguiente se vuelven a desplomar…

El carcinoma de la actual crisis hipotecaria es según analistas y sesudos economistas de la Gran Manzana, una crisis sistémica de proporciones mayúsculas y de largas y dolorosas secuelas en el tiempo. ¡Al fin dan pie con bola! La apropiación indebida, valga decir el descarado y vulgar robo contra ciudadanos de países y naciones débiles e indefensas, y contra todo un andamiaje especulativo, ha sido tan grande y asqueroso, que como contrapartida estas hienas de la miseria se ven ahora en la forzosa necesidad de perder cuantiosas fortunas mal habidas. ¡Newton no se equivocó: acción y reacción!!!

Se hunde y hace agua por todas partes el trasatlántico o casino de la protervia…, sin tener a la mano un auxilio o salvavidas, un escatológico manual o una nano computadora, que les descifre el baño de estercolero que se les viene encima…. ¡Si siembras vientos, cosecharás tempestades!

Los sacrosanto e intocables señores del Gran Capital pensaban y se creían que el sistema de explotación del hombre por el hombre y del sucio negocio de la oferta y la demanda, iba a ser la panacea neoliberal que gobernaría el mundo bajo el garrote imperial del Tío Sam ‘per saecula saeculorum’, pero afortunadamente no hay mal que dure cien años ni cuerpo que lo resista… En tal sentido, si siembras desde la maldad, la manipulación, el engaño, el egoísmo, la mentira, la envidia etc., como retribución no vas a recibir o cosechar el somnus americano; o mejor dicho, no esperes cosechar a cambio desde la vulgar idiotización de la ilusa oferta del ‘american dream’, las pretendidas fantasías a que han hecho referencia desde hace muchas décadas los EEUU, como vendedores de quiméricas ilusiones y falsas oportunidades.


joseagapo@cantv.net




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1412 veces.



José Agapito Ramírez


Visite el perfil de José Agapito Ramírez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: