El Arado y el Mar

El peligroso juego de la excusa colombiana

El gobierno madurista, agotado, se desespera sintiendo su salida perentoria. Perdió el apoyo popular, dilapidó la pasión que le dejó Chávez, y ahora, temeroso, quiere distraer a civiles y militares con excusas de ataques extranjeros.

Lo de Guyana no le dio para más, toda aquella exageración fue un esfuerzo vano, el mapa sigue con sus rayitas, el petróleo lo explotan las compañías extranjeras. El madurismo se quedó sin enemigo para distraer. Ahora la población puede volver los ojos hacia la mala gestión que arrasó con todo, y detectar al culpable. El madurismo necesita un falso positivo, un espectáculo urgente.

Y no encuentra mejor distracción que activar la vieja rencilla con Colombia… pero hay un problema: allá está Petro que es mejor amigo. Entonces, los cerebritos del madurismo inventan no meterse con Petro sino con la cia emplazada en Colombia y algunos oficiales colombianos, y los acusan de agresiones a Venezuela, y de planificar atentados.

La acusación deja muy mal parado a Petro, le quita autoridad, además de ser una falta de respeto a su condición de Presidente. Lo apropiado hubiera sido una comunicación directa, discreta, a la Presidencia de Colombia. Pero esa manera decente, diplomática, no cumpliría su función de distracción, y se mostraría el artificio. Lo que pretende el madurismo es desatar un clima bélico que distraiga. El método le ha funcionado al madurismo pero es peligroso, muy peligroso, se puede ir de las manos y terminar en una guerra, que no sabemos a dónde nos llevará.

Debemos ir al problema de fondo: el madurismo no tiene apoyo, está en agonía, y se retuerce, inventa, para permanecer. Así, tiene enredadas a las elecciones presidenciales, no terminan de decidir qué hacer con mariacorina, la represión recrudece. El desespero es mal consejero, y el madurismo, lo ha demostrado, es capaz de jugar con fuego por permanecer, y un día el juego puede pasar a mayores, ese es su rumbo.

El madurismo no tiene intenciones de salir de miraflores, mucho rabo de paja se lo impide, dicen que no se irán ni por las buenas ni por las malas, y sus mentiras y recursos dilatorios demuestran ese propósito. El enfrentamiento es inevitable, el país no puede seguir en estas manos irresponsables.

La salida a esta situación no puede ser revivir la cuarta república, con su equivalente a copei, a.d, al m.a.s. retroceder un siglo. Quienes piensan de esta manera desarman a la masa, no la preparan para el enfrentamiento que es inevitable, se quedan chapoteando en unas elecciones que ya perdieron sentido revolucionario, sólo apuntalan al capitalismo. El centro de la contradicción es el enfrentamiento entre el Socialismo y el capitalismo. O se está con Socialismo o se está con el capitalismo, no hay tercera opción.

Se impone fortalecer la opción Socialista, tomar el testigo donde lo dejó Chávez, no caer en la propaganda de los capitalistas que atacan al Socialismo, a Chávez, a los chavistas socialistas, quieren borrar de la memoria colectiva que aquí hubo un ensayo socialista exitoso, que asombró al mundo, le devolvió la esperanza.

¡CHÁVEZ NOS CONTEMPLA!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1374 veces.



Toby Valderrama Antonio Aponte

elaradoyelmar.blogspot.com

 elaradoyelmar@gmail.com      @elaradoyelmar

Visite el perfil de Toby Valderrama Antonio Aponte para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema El Esequibo es nuestro

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre El Esequibo es nuestro