Nuestro socialismo perdido




Necesario es, ser implacable contra el cáncer de la corrupción, el burocratismo, amiguismo y el nepotismo, en este sentido exigente es que se cumpla con lo mandado por nuestros estatutos del partido, que exige que todo alto funcionario de la administración pública debe pasar por la escuela de formación del partido, cosa que no se cumple en su mayoría de veces.

El amiguismo viene haciendo mucho daño dentro de la gestión púbica de todos los niveles de gobernanza. Esto porque tenemos ministros, directores, gobernadores y alcaldes, que tienen como práctica llevarse a gobernar con éllos, a sus compañeros de estudios, amigos y familiares, a sabiendas en muchos de los casos que no comparten el proyecto revolucionario y menos aún la ideología bolivariana y chavista.

Por esa debilidad ha entrado y sigue entrando en parte el alto índice de corrupción en la administración pública.

Por otro lado, las leyes creadas para castigar la corrupción, son muy alcahuetas, permisivas y casi impunes; en este sentido se deben aprobar leyes draconianas, que sean ciertamente implacables contra el corrupto, el corruptor y quien igualmente sea complaciente y permisivo con esta enfermedad moral de la humanidad.


II

En cuanto a nuestro Socialismo perdido, como diría el Filósofo/poeta Ludovico Silva, para que de verdad sea ciertamente Socialismo, denominado ahora por nosotros como EcoSocialismo; la puesta en acción de la búsqueda de esa sociedad, debe tener al Marxismo en tanto ciencia como herramienta, de análisis, comprensión y planificación de lo contrario, no pasara del eslogan y a mitad de camino, terminara de ser simplemente “Socialdemócrata”, algo así como el PRI Mejicano, APRA del Perú, o AD en Venezuela y más exactamente los llamados partidos “Socialistas de Europa” que de socialismo no tiene nada.

Claro que no se trata que todos los funcionarios y dirigentes sean marxistas /Leninistas; pero que por lo menos tengan conocimiento sobre esta ciencia de la sociología económica de estos pensadores, que en sus teorías y praxis dejaron herramientas para defendernos del capitalismo.

III

Sobre aquello que tiene que ver con los servicios públicos, sugiero que el alto gobierno, estudie la factibilidad de creación de un Fondo crediticio retornable, que puede ser a cero o bajo interés que vaya orientado a los gobiernos locales (léase alcaldías), para que estas gerencias publicas puedan dar respuestas sobre la marcha a muchos asuntos que están creando malestar en las comunidades, como servicios de aguas, luminarias de redes eléctricas y transformadores, bacheo y asfaltados de calles, así como recuperación de maquinarias pesadas, adquisición o reparación de compactadores de desechos sólidos, compra o repotenciación de unidades y ambulancias de cuerpos de bomberos.

Este Fondo bien se puede llamar: FONDO NUEVO COMIENZO, que estaría bajo la administración del Ministerio de Comunas o en su defecto Ministerio del Poder Popular para Interior, Justicia y Paz.


Quien esto escribe, tengo la satisfacción de haber trabajado con esta metodología de brazos con aquella instancia de gobierno nacional que conocimos como FUNDACOMUN, donde en base a proyectos calificados se aprobó a gobiernos locales, presupuestos (léase créditos retornables) para obras tales como Adquisición de Unidades de compactación y transporte de desechos sólidos, colectores de aguas servidas y pluviales, así como instalación de redes eléctricas y alumbrado público e incluso proyecto de levantamiento de catastro municipal; créditos que anualmente se amortizaban al ente crediticio que impulso el rol que deben jugar los gobiernos que están ahí en las comunidades, como primera instancia de gerencia pública.

Esta forma de darle beligerancia a los Gobiernos Municipales, hace que los cuenta dantes, se percaten que existen otros medios o alternativas de acceder a recursos que permiten dar respuestas a múltiples problemas que existen y aparecen cada día en la extensión geográfica y humana que está bajo su responsabilidad política, económica y social; además que obliga a ser creativos en la búsqueda de nuevas y tradicionales fuentes de ingresos impositivos y propios, para por esta vía contar con excedentes capaces de cubrir mes a mes las cuotas para cancelar los referidos créditos al FONDO NUEVO COMIENZO.

(*)Constituyente territorial
 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1233 veces.



Macario Sandoval

Equipo PSUV-Táchira.

 macariosandoval@hotmail.com

Visite el perfil de Macario Sandoval para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Macario Sandoval

Macario Sandoval

Más artículos de este autor