Figura del Primer Ministro estudia crear el gobierno

Aun cuando no manejamos datos precisos en torno a esta idea, voceros cercanos al gobierno estarían presumiblemente planteando la necesidad de crear la figura del Primer Ministro, al igual como se manejan la mayoría de los gobiernos de Europa, todo con la idea de bajar las tensiones que actualmente arropan al país, producto de las discrepancias que existen entre el oficialismo y la oposición.

Pero más allá de que el gobierno se juega esta posibilidad, igualmente aceptaría, por intermedio del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) y la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), devolverle la legitimidad a la Asamblea Nacional (AN), respetando que el diputado Juan Guaidó, sea su presidente.

Esta opción si se analiza a fondo, apartaría al presidente Nicolás Maduro no solo  de los asuntos de gobernabilidad, sino también del escenario cotidiano internacional, por cuanto la figura del Primer Ministro estaría llamada a encargarse exclusivamente del gobierno.

Vale destacar que Rusia, Italia, Inglaterra, Israel y Canadá, por citar ejemplos, cuentan con la figura del Primer Ministro, e incluso Cuba, con miras a que se eliminen las sanciones económicas impuestas por el imperio, acaba de incluir en su nueva Constitución esta figura, que sería el primer país en asumirla en Latinoamérica.

Insistimos, fuentes dignas de todo crédito, ligadas al gobierno nacional, manejan esta posibilidad, pues la misma vendría a permitir, entre gobierno y oposición, reconocerse mutuamente, pero al mismo tiempo abre la posibilidad, además de un claro entendimiento, de escoger a la nueva figura que dirigirá en el futuro al gobierno.

Recordemos que a menudo, un primer ministro ejerce sus funciones con un presidente o un monarca que se desempeña como jefe de Estado. El primer ministro es normalmente el líder del partido político que tiene la mayoría en el parlamento.

¿De qué serviría todo este escenario? Sin duda va a permitir acabar con las tensiones, al tiempo que el país recobraría la calma y las buenas relaciones que surgirían de inmediato con otras naciones, para darle paso y robustecimiento a los negocios.

Sin embargo, hay que dejar en claro que el problema de fondo que ha dado origen a toda esta situación es realmente el modelo económico, que en el caso del imperio, y de los propios sectores capitalistas del que operan en el país, lo rechaza por ser contrario a sus intereses.

Acotamos que la creación de la figura del Primer Ministro, con solo cuatro años en el poder, la planteamos incluso cuando el presidente Hugo Chávez convocó por primera vez la Constituyente, sin embargo se impuso la tesis presidencial, con seis años, que consideramos en demasía, por cuanto hasta ahora solo ha arrojado inconformidad en los sectores políticos que están a la espera de tener la oportunidad de llegar a ser gobierno.

El planteamiento, viable por demás, depende ahora de que surja entre el oficialismo y la oposición, la suficiente voluntad política para llevarlo a cabo cuanto antes, pues el país, en su totalidad, espera ansiosamente que las divergencias entre los sectores opuestos  cesen definitivamente, más cuando hay la responsabilidad de entregarlo, como debería ser, sano, creciente y pujante, a las nuevas generaciones.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 749 veces.



Italo Urdaneta

Periodista, historiador y profesor universitario

 italourdaneta@gmail.com

Visite el perfil de Italo Urdaneta para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a275136.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO