La otitis de Maduro lleva ya dos años. Es hora de curarla y empezar a oír las quejas del pueblo y los ruidos de la corrupción burócratica

Compañero Maduro: si Ud. leyera mis artículos en Aporrea, vería que siempre sentí alegría y orgullo, por el hecho de que en Venezuela un trabajador, en este caso Usted, haya accedido al puesto de Presidente del país.

Me pareció un buen augurio y un magnifico presente político, del Comandante Chávez a su pueblo.
Transcurrido ya más de dos años de su Gobierno, me veo obligado a insistir con mis planteos, para que revise su accionar, al frente del poder político y económico de Venezuela, para que este se vuelque, en beneficio de las mayorías.

Curiosamente, existe el hecho de que su profesión original de chofer de ómnibus, lo acerca a la conducción y esto no es un mero juego de palabras.

Como conductor profesional de un vehículo en marcha, Ud. debe saber que hay varias concomitancias, entre una y otra profesión.

Por ejemplo, un conductor sabe claramente que moviendo la rueda del volante, mueve el vehículo, hacia la dirección que él desea, derecha o izquierda.

No se conoce el caso contrario, en que la rueda del volante mueva al conductor.
Sin embargo, algo curioso ocurrió en estos dos años de su gobierno. Aparentemente usted intenta seguir a la izquierda, pero su vehículo se encamina caprichosamente hacia la derecha.
Se sabe también que existen los frenos, no es concebible que un buen conductor no los aplique, cuando la marcha de su vehículo amenaza con la vida de él y de sus pasajeros.

Sin embargo la marcha de su gobierno, económicamente hablando, se está desabarrancando sin que Ud. aplique los frenos.

Tampoco se concibe un conductor sordo por otitis, no podría oír los gritos y las bocinas que le advierten del peligro de chocar, con un vehículo contrario o precipitarse al vacío.
Recuerdo, que el comandante le indicó con claridad, que su camino es la izquierda.
Pero por las dudas compañero Maduro, le aclaro que la izquierda, es la que está del lado del Corazón.

En su gobierno la burocracia, ha elegido claramente el costado de los bolsillos.
Por eso es necesario para el bien de Venezuela, que Ud. se cure de la otitis que lo tiene a maltraer y así empezar a oír las quejas, del pueblo trabajador.

Recuerde el camino que le indico el Comandante, y verá entonces que su profesionalismo al frente de un vehículo en marcha, le servirá para agarrar firmemente la rueda del volante y direccionarla a la izquierda, hacia el socialismo, la comunidad, los derechos de la mayoría trabajadora en materia económica y sobre todo recuerde, que es un ómnibus el que Ud. maneja y no un automóvil privado de lujo, un Mercedes Benz por ejemplo, como los que gustan a la burocracia que lo acompaña en el poder.




Esta nota ha sido leída aproximadamente 1864 veces.



Hersh Zakheim

Lic. en organización de Empresas Industriales. Politólogo graduado en la ex URSS

 HZ.virtud@gmail.com

Visite el perfil de Hersh Zakheim para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a209177.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO