Compañero Maduro: De nada sirve aumentar las revoluciones, si se mantiene en “punto muerto” la caja de velocidades

Cualquier automovilista lo sabe, la caja de velocidades es la que marca la diferencia, entre las revoluciones que recibe del motor y la velocidad que imprime al automóvil, cuando regula esas velocidades-

Una caja puede incrementar o reducir las revoluciones. Pero el ponerla en funcionamiento, depende del conductor.

Aquí el conductor es sin duda el Compañero Maduro, y la caja de velocidades su gabinete.

En la cual los ministro, son los engranajes de esa caja.

Y se puede decir, que la velocidad que imprime al país ese gobierno, es como en la caja de velocidad, el de un engranaje, multiplicado por el número de dientes en éste, comparado con la velocidad y el número de dientes de un segundo engranaje, controlado por el primero.

Engranajes y dientes, son ministros y funcionarios, que trasmiten las revoluciones que el conductor les envía.

Claro que el objetivo de este artículo, no es hablar de la mecánica del automóvil, lo motiva el cambio de ministros, que el compañero Maduro acaba de anunciar.

En las próximas horas, seguramente llegaran al conocimiento del pueblo, las nuevas medidas económicas, que se esperan tomen los nuevos ministros.

Allí se verá, si el tal cambio es real y profundiza, como lo declara solemnemente el compañero Maduro, la marcha hacia el socialismo.

Las medidas económicas y sociales, que debe adoptar un Gobierno, que dice marchar al socialismo en un país como Venezuela, no deben ser novedosas en absoluto.

Deben ser sin duda las “viejas y clásicas” medidas, de defensa de lo nacional, de defensa de la propiedad del pueblo trabajador venezolano, en todos los sentidos y no de los contados privilegiados de la elite oligárquica.

Por eso, discúlpeme compañero Maduro, si le recuerdo a continuación aquellas “viejas “medidas, que se esperan ponga en marcha el nuevo gobierno Bolivariano

Creación inmediata del Ente de Comercio Exterior Estatal, que se ocupe con exclusividad del monopolio de la importación y exportación, sacándolo de las manos de la oligarquía, que conduce al país al caos clásico del capitalismo. Caos de donde extrae sus mejores ganancias.

Estatización de la Banca principal del País. No hacen falta Bancos privados.
Aclarar el robo de los 20 mil y más, muchos más millones de dólares, por parte de alguno de los burócratas del “viejo” gobierno Bolivariano.
Manejo de las divisas (dólares) de forma tal que respalde al Bolívar y que no sea manipulable para la especulación por los privados oligarcas.
Desarrollo de las comunas y la participación activa del pueblo trabajador, en la actividad política y dirección del país.
Desarrollo de la industria y reforma integral agraria, en manos de los trabajadores y sus organizaciones.
Terminar con el secreto, de las reuniones de ministros y de gabinete, haciéndolas a la luz pública y transparentes, televisadas. Cualquiera sea su contenido van a obtener el respeto de la ciudadanía.

Desde luego, que puede haber variantes de estas premisas, siempre que se respete su contenido.

Pero si no se adoptaran estas medidas y se continuara el discurso socialista y las acciones capitalistas.

La caja de velocidades quedaría en el “punto muerto” del último año.

O quizás peor en el “marcha atrás”.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1765 veces.



Hersh Zakheim

Lic. en organización de Empresas Industriales. Politólogo graduado en la ex URSS

 HZ.virtud@gmail.com

Visite el perfil de Hersh Zakheim para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a194386.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO