Respuesta a la señora Beatriz W. De Rittigstein, quien me llama “el Goebbels criollo”

(ENSARTAOS.COM) Altamente congestionada y a través del diario “El Universal”, la señora Beatriz W. De Rittigstein se desfoga diciendo que hago caricaturas en lo referente a la narración de la gran farsa que representó el atentado a la sinagoga Tiferet Israel en la noche del 30 de enero de 2009. El martes 12 de enero de este año aparece su artículo en mi contra. Ella dice que “La comunidad judía de Venezuela es doblemente víctima”. Me voy enterando que esta señora publica artículos en casi todos los diarios poderosos del país, defendiendo a sionismo a capa y espada. Dice la señora De Rittigstein en el referido artículo por “El Universal”:Precisamente el día de Navidad apareció en el sitio web Aporrea, un sinuoso artículo en el cual se conjetura, sugiere y encauza la opinión. Se trata de un segmento elegido con alevosía, de un libro presentado en el marco de la Filven, realizada en octubre, en Mérida. Desde la portada prevemos su perversidad: en el centro hay una Estrella de David, cuyas puntas internas se entrelazan con una svástica. El texto de José Sant Roz repite una sucesión cronológica de titulares, caricaturas, opiniones de la prensa local, tras el ataque a la sinagoga Tiferet Israel en la noche del 30 de enero de 2009. La última de las publicaciones que reproduce es de El Nacional del 09/02/09; pero no lo hace con fidelidad; por el contrario, distorsiona, omite y miente para probar una trama que trastoca lo ocurrido, acusando a los judíos de un autoatentado que esconde un propósito político. Sant Roz afirma: "Como el día anterior, se descubre que ha sido el rabino junto con una banda de delincuentes los que se autoatentaron en la sinagoga Tiferet Israel". En realidad, el crimen fue cometido por funcionarios de entes de seguridad del Estado, dirigidos por el escolta del rabino, que era un Policía Metropolitano asignado por el Gobierno. La dirigencia comunitaria manifestó su satisfacción por la solución en cuanto a la autoría material. No obstante, solicitó establecer la autoría intelectual y hasta el presente no se sabe nada al respecto. Así, la comunidad judía de Venezuela es doblemente víctima; en primer lugar, la profanación del templo y en segundo término, se le criminaliza culpándola de un supuesto montaje que formaría parte de una conspiración. Parafraseando a Sant, los ciudadanos judíos quedamos estigmatizados a través de una sarta de falacias y este es apenas un ejemplo.”

Eso es todo lo que refiere la señora De Rittigstein, pero no va al fondo del asunto, que aprovecho nuevamente recordárselo palmo a palmo, y que por favor dígame en qué miento, en que falseo los hechos, y si no hay allí toda una forma bestialmente criminal de tergiversar los hechos. Esta es la secuencia de titulares de El Nacional en relación con el famoso caso del atentado contra la sinagoga en Mariperez, que fue un truco espantoso preparado por los medios para torpedear el referendo sobre la reelección presidencial. Fue un bestial invento del que hoy nadie se acuerda, ni chavistas ni antichavistas, y por eso a los medios no les importa inventar cuanto les venga en gana, porque cuentan con que la memoria del común de los ciudadanos es muy corta, precaria.

Domingo, 1º/02/09: "Así empezó Hitler" - La sinagoga Tiferet Israel, en Maripérez, fue atacada por un grupo armado el viernes en la noche.- A pesar de ser éste un hecho que no llevaba ni 30 horas de haberse cometido. Es decir, ya se juzgaba y se decía que el atentado lo había cometido el gobierno. Posteriormente se constató que lo había hecho el propio rabino de la sinagoga, su ex escolta junto con ocho funcionarios policiales, de distintos cuerpos, dos personas particulares - hampa común - y uno de los vigilantes de la sinagoga.

Lunes, 2/02/09: “Israel: El ataque ocurrió bajo mirada benévola del Gobierno”. La mancheta de este día de El Nacional fue: “El ataque ocurrió impulsado por el odio del gobierno”. Peor aún fue lo que apareció en el editorial de este mismo día: 

EDITORIAL: Ataque a la sinagoga.

Cinismo bolivariano

Si alguna duda existía sobre la anemia moral que padece este gobierno, ayer el Presidente de Venezuela se encargó de disiparla. Entre otras perlas, aseveró que "la oligarquía venezolana" estaba detrás de la incursión cobarde llevada a cabo contra la sinagoga Tiferet Israel, en Maripérez. Hay que ser bien caradura para atreverse a hacer en público esa afirmación, cuando todo el mundo sabe que los venezolanos jamás habíamos albergado odio ni rencores contra una comunidad, religión o nacionalidad. Eso es nuevo en nuestras vidas, y ocurre hoy porque desde Miraflores se bombardea a diario a los sectores de ultraizquierda para que localicen y actúen contra los "enemigos" de la revolución.
Con esa palabrita descalificadora, que les permite tildar de enemigos y no de adversarios a sus opositores, el gobierno chavista ha ido dibujando un mapa político destinado a darle instrucciones a sus bandas armadas para que éstas ataquen violentamente instituciones, personalidades, partidos y medios de comunicación, así como organizaciones de derechos humanos y de grupos de vecinos.

Esa palabrita macabra es característica del lenguaje militar que se usa para englobar a toda persona o institución que no esté al servicio de los planes y acciones de la guerra. Esta visión discriminadora de la sociedad civil tiene como objetivo convertirla en blanco de las bandas paramilitares y parapoliciales (al estilo del comando La Piedrita) en la misma medida que se reclamen espacios para la discusión y la crítica.

Pero el Frankenstein bolivariano creado con la finalidad de violentar y acorralar a la oposición ha terminado por creerse un organismo independiente a la hora de interpretar los deseos de su máximo jefe en Miraflores. Así que les parece gracioso incursionar en una sinagoga y darle vida represiva a los discursos encendidos del Presidente de la República contra Israel. Estamos seguros de que estas bandas bolivarianas regresaron a sus casas convencidas de que, a la mañana siguiente, el jefe del Estado los aplaudiría. Pero no: era tal el desaguisado que el comandante reculó asustado por el impacto tanto nacional como internacional.

Entonces hizo una maniobra infantil de propaganda para no dejar colgados de la brocha a sus matones y evitar que estos, en el futuro, le reclamaran su deslealtad y hablaran hasta por los codos. Pero ya nadie puede creer en la inocencia de estas bandas financiadas por el Estado, que cobraban quince y último como cualquier funcionario. Es difícil que actuaran sin sentirse cobijadas por las instituciones bolivarianas (Fiscalía, alcaldía, Poder Judicial) y que para colmo el Presidente les construya una coartada.

Se equivocan tanto el mandatario como sus esbirros, si creen que la arremetida contra la sinagoga de Maripérez, la violencia contra los estudiantes y la siembra de odio no los alcanzará judicialmente. Sucederá cuando las instituciones recobren su identidad ciudadana, se vuelvan honestas y dejen de ser meros tentáculos militares.”

Martes, 3/02/09: “Se llevaron base de datos de judíos”- En Nueva York hubo una protesta masiva ante el consulado venezolano. Legisladores de EE UU pidieron a Chávez disminuir retórica contra Israel.

Simultáneamente este mismo día 3 de febrero, se produce “el séptimo ataque con bombas lacrimógenas, en el lapso de un año, contra la Nunciatura Apostólica en Caracas”. Qué gran casualidad. Y entonces, todos los medios se encadenan para decir:

La Conferencia Episcopal de Venezuela repudió el ataque contra la sinagoga principal de Caracas y exigió a las autoridades garantizar la libertad religiosa, un derecho consagrado en la Constitución Bolivariana. Monseñor Ubaldo Santana, Presidente de la CEV, manifestó en el comunicado su "consternación y dolor por la violación del recinto sagrado y profanación de los símbolos religiosos más queridos de la religión judía".

Miércoles, 4/02/09: “La comunidad judía solicitó ante la ONU que se respete la libertad de culto” – “Un grupo de manifestantes pidió que Venezuela sea un territorio tolerante”.

Jueves, 5/02/09: “Polémica en la OEA por la profanación de sinagoga en Maripérez”- “El representante de EEUU, Lewis Amselem, denunció que lo ocurrido es consecuencia del clima político en Venezuela, lo que permite que la intolerancia avance”.

Viernes, 6/02/09: “Grupos antisemitas irrumpieron en la concentración judía” –“Manifestantes se congregaron para rechazar la profanación de la sinagoga de Maripérez”.

Sábado, 7/02/09: la caricatura de Zapata dice: “¿Libertad de cultos? A mí me caen mal los cultos”.

Domingo, 8/02/09: de un trabajo de Laura Weffer Cifuentes, a página completa en la sección C: Estrella de David a la venezolana” – “Uno escuchaba que eventos como el de la sinagoga ocurrían en Argentina y en otras partes, pero jamás aquí. Lo confieso, nos dio miedo, pero no vamos a permitir que eso nos inmovilice. De hecho, fue el miedo lo que nos hizo salir a la calle", manifestó la joven cineasta, graduada en Comunicación Social.”

Lunes, 9/02/09: “EXIGEN AL PRESIDENTE QUE ACTÚE CONTRA LOS GRUPOS ARMADOS” –“Detenidos siete funcionarios por asalto a la sinagoga-El Ministerio Público confirmó que serán imputados cinco efectivos de la Policía Metropolitana, un Policaracas y una detective del Cicpc”. La mancheta de ese día se preguntaba: “¿Y quién será el jefe supremo de esos funcionarios?”


jsantroz@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4963 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ddhh/a96918.htmlCd0NV CAC = Y co = US