“Válgame dios y ahora como le digo yo a esta gente que no”

El título de esta nota era una expresión de mi abuela materna Rosa Dun de Lucena, cuando tenía un compromiso y no podía cumplirlo por motivos muy fuertes, ajenos a su voluntad; de tal manera que después de la palabra empeñada y ver que no podía cumplir, ya como último recurso y para no mentir, soltaba la frase célebre citada al comienzo de este escrito “válgame dios y ahora como le digo yo a esta gente que no”; pues yo creo que al parecer nuestro Comandante –Presidente, como que está en las mismas después de los resultados del 2 –D, he aquí por que lo afirmo, espero estar equivocado.

Ya la revolución bonita lleva nueve años, son nueve años en los cuales ha ocurrido de todo, este período de la historia venezolana, cuyo protagonismo ha saltado las barreras fronterizas, y se ha expandido por todo el mundo; de tal manera que se vive y se respira es Chávez, es revolución por nuestro lado; discursos, odios, contrarrevolución, mentiras y manipulación del otro lado, valga decir de la oposición.

Con estas cortas palabras no pretendemos hacer ningún balance de la gestión de la revolución bolivariana, de la cual formamos parte, tanto de sus premisas, como de sus formación y ahora de sus vaivenes. Nadie puede negar, y es que nadie, pero absolutamente nadie podría negar ni ocultar el éxito y el triunfo del gobierno y pueblo con la presidencia de Chávez. El País está transformándose, no solo desde el mas visible y contado punto de vista como lo es el concreto, las obras de infraestructura, las obras sociales haciendo énfasis en lo social, valga la redundancia, en el ser humano, en la salud, en la educación, en la cultura, en las dignidad y en lo contestatario; en la internacionalidad de la ayuda a otros países, en el combate mundial que encabeza el Comandante contra el capitalismo y el militarismo de la mafia fundamentalista radicada en Washington y Harvard, que tiene capataces en algunos Estados como Colombia.

Lo que sucede es que todo gobierno es susceptible de críticas, como lo es toda clase de gestión o encomienda; por ejemplo todos los lunes o los días 30 de cada mes se reúne el Consejo Directivo de la empresa xxxx, por ejemplo para revisar la gestión semanal o mensual se su cuerpo Directivo y si esa gestión se viste o se auto proclama de revolucionaria, como es el caso del Gobierno Venezolano, nos corresponde a todos los que aquí vivimos evaluarla, y mas aún si tenemos la formación o preferencia por el marxismo, o socialismo y teorías cercanas, las cuales son el piso desde el cual se erigen los cimientos políticos de este gobierno revolucionario.

Así las cosas, repetimos los aplausos y celebramos el éxito y la positiva gestión del gobierno revolucionario y Bolivariano las cuales se pierden de vista, y que de paso estamos orgullosos en apoyar. Porque como se dijo al comienzo no pretendemos hacer un análisis crítico de la gestión Bolivariana de gobierno por múltiples razones; asunto que no nos impide ABORDAR CRÍTICAMENTE UN SOLO Y ÚNICO PUNTO EL CUAL ES: ¿ES QUE TODO EL EQUIPO DE GOBIERNO NACIONAL ES REVOLUCIONARIO?, ¿ES EFICIENTE?, ¿ES O NO ES CORRUPTO?, ¿TIENEN CLARA LA MISIÓN PRINCIPAL DE QUE SON SERVIDORES PÚBLICOS?, ¿EN QUE SE DIFERENCIAN DE LOS JERARCAS DE LA CUARTA REPÚBLICA?, ¿ESTÁN ALLÍ PORQUE NO SE ATREVEN A CONTRADECIR AL PRESIDENTE?, ¿CUAL ES SU PASADO?, ENTREGAN CUENTA DE SU GESTIÓN Y SE DISCUTE ESTA? ¿TIENEN RESPONSABILIDAD EN LA DERROTA DEL “SI” EL PASADO 2 –D?, o es que esta vedada la critica del soberano a los ministros, gobernadores, alcaldes, Directores, etc, etc del gobierno revolucionario y así sucesivamente...?

El punto crítico anterior viene dado por la realidad; y es obligatorio decir que de igual manera así como apreciamos el cambio y el éxito, estamos obligados a señalar lo negativo, moléstese quien se moleste, arréchese quien se arreche, de allí que escogimos las palabras que le gritaba la gente a Chávez en el congreso del P.S.U.V. pero es que hasta en el propio paraíso terrenal había peligro, y hasta Adán sentía que le faltaba algo, pero no sabía que era, hasta que el Dios Swastri, según Pablo Emilio Coll, y según la Biblia nuestro máximo creador, le dio a la mujer para que tuviera una preocupación verdadera y le hallara sentido a la vida.

En la República Bolivariana de Venezuela, acaban de darnos un tortazo con el “no”, nos guste o no, esa victoria fue planificada, tanto la oposición como el boliburguesismo Bolivariano que puja por ser aceptado en los tradicionales círculos de la hig life, se pusieron de acuerdo para que ganara el “no” y así justificar después la transacción, el acuerdo, el perdón, el freno de una revolución que unos cuantos amigotes del Presidente han venido traicionando y frenando, para que se disparara aun mas la inflación y la escasez. Lo cual tratan de frenar con discursos del mismo Presidente; “...válgame dios - diría mi abuela - y ahora como le digo yo a esta gente que no...”

Camaradas; la revolución, el avance del pueblo al poder, el socialismo a la venezolana; las misiones, la contraloría social, la participación, etc, todo se está yendo pal carajo; y como dicen por allí solo el pueblo salva al pueblo, de tal manera, que estamos con un “Presidente preso” de los militares corruptos, de los civiles y serviles corruptos, entrampado en medio de un laberinto de tanta vaina que el mismo se ha buscado, porque parece que le da miedo mandar bien lejos a los quinta - columna que hemos venido denunciando, a quienes no hicieron nada por el “SI”, parece que el quiere solito salvar todo, y hacer todo, tanto decirle que los mande bien lejos a muchos de ellos, que son los principales negociantes y nada, como es posible que si Ameliach no quería al P.S.U.V., entonces ahora sea el jefe en Carabobo, me pregunto, que prevaleció allí, ¿los negocios de Ameliach?, o este santico se convenció de que Chávez tenía razón? ( cosa que yo no creo).

Ya para finalizar, tenemos que tomar el toro por los cachos, que vamos hacer en el P.S.U.V., será que este es el nuevo instrumento para tenernos mareados a la mayoría por un tiempo mas, mientras inventan otra vaina para seguirnos mareando, mientras el País se va por el despeñadero y los corruptos continúan robando, gobernando y mintiendo, haciendo negocios, de fiesta con la oligarquía celebrando “EL OTRO PACTO DE COCHE” y entregándonos de nuevo al capital nacional y transnacional, con un poder judicial podrido y cuarta republicano que todavía podemos doblegar, mientras tanto los pendejos seguimos reuniéndonos, escribiendo y hablando de revolución.

Atte. Abog. Nelson lucena – nelsonjlucena@hotmail.com 


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3072 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas