Gobierno de 'Goriletti' patea la mesa, considera ''inaceptable'' propuesta de Arias y se retira de las conversaciones

Carlos López, Canciller de facto.

Carlos López, Canciller de facto.

Credito: TeleSUR

19 de julio 2009. - La delegación del gobierno de facto hondureño consideró "inaceptable" la propuesta hecha por el presidente de Costa Rica Óscar Arias y anunció que se retirará de la mesa de diálogo instalada en este país, mientras que los representantes del presidente constitucional, Manuel Zelaya, pidieron a los golpistas acatar los pronunciamientos de la comunidad Internacional que instan al retorno del orden constitucional en Honduras.

"Expreso al compañero Arias que lo siento mucho, pero las propuestas que ha presentado son inaceptables para el gobierno de Honduras que represento. En particular su propuesta número uno", dijo Carlos López, canciller de facto y líder de la delegación.

López defendió que el régimen de Micheletti no es un gobierno de facto ni producto de un golpe de Estado, mientras reiteró que "la mediación, en mi impresión, no ha comprendido que la pretensión de imponer a Manuel Zelaya como Presidente va en contra del derecho interno de Honduras y está infringiendo con el principio de igualdad y soberanía de los Estados".

Por ello, añadió que "esta propuesta es inaceptable y constituye una abierta intromisión en los asuntos internos de Honduras y una lamentable desnaturalización de la mediación".

Refiriéndose a Arias, López expresó: "usted me dijo que esta propuesta estaba abierta a negociación como corresponde en todo proceso. Pero hemos presentado una contrapropuesta (...) que Micheletti anunció al mundo por medio de declaraciones ante los medios, que en aras de mantener la paz social de la República, proponía a Zelaya dejar a la República en paz y someterse a los procesos judiciales pendientes por la violación de la Carta Magna".

A excepción del punto número uno, López dijo que los otros estatutos podrían ser objeto de acuerdo, pero tomando en cuenta la propuesta que hizo este domingo el gobierno de facto.

"No obstante, precisamente porque escapa a mi competencia como Canciller de nuestra delegación he expresado que haré del conocimiento de las autoridades de Honduras estas decisiones, para lo que tengan ellos a bien resolver", concluyó el canciller de facto.

Por su parte, la representante del gobierno legítimo, Rixxi Moncada, señaló que "lamentamos que en los plazos fijados tanto por organismos internacionales como por el mediador, que la comisión de Micheletti no haya expresado su sometimiento a la resolución emitida por la OEA en el inciso 2, que exige el retorno al orden constitucional en la República de Honduras mediante el retorno de Zelaya en forma inmediata, segura e incondicional".

Añadió que "lamentamos profundamente, en aras de la búsqueda de la paz y que todos en el país volvamos a la normalidad, que esta comisión no haya aceptado la propuesta de siete puntos planteada por el mediador, porque se niega a aceptar lo que la comunidad internacional ha calificado como un golpe de Estado".

Aclaró que en virtud de la intransigencia de la comisión del gobierno de facto, "anunciamos que para nosotros este diálogo con esta comisión de este régimen ha finalizado este día, por esa intransigencia".

No obstante, reiteró la disponibilidad del gobierno legítimo de Honduras frente al mediador legitimado por la comunidad internacional. "Nos mantendremos al pendiente de acciones o medidas que Arias pueda tomar en las próximas horas".

En su discurso, Moncada aprovechó para mandar un mensaje a los hondureños que desde hace tres semanas manifiestan "y están al pendiente de lo que nosotros decidamos este día".

"Enviamos un mensaje de solidaridad y de compromiso de trabajar por la paz para que no se siga derramando sangre gracias a la represión contra el pueblo", dijo.

Por su parte, el presidente costarricense, Óscar Arias, pidió 72 horas para continuar haciendo esfuerzos para que los golpistas acepten el primer punto de su propuesta que es el retorno de Manuel Zelaya como mandatario y el retorno del orden constitucional en Honduras.

"No puedo renunciar a trabajar por lo menos tres días más para resolver el desacuerdo y lograr que se acepten los siete puntos de mi propuesta, en especial el primero", expresó Arias a la salida de la reunión entre ambas partes.

Agregó que si se le da el plazo podría resolver la situación y "talvez así con ese esfuerzo podemos evitar un derramamiento de sangre en Honduras, que no se lo merece el pueblo".

Puntos planteados por golpistas en Costa Rica

1. El retorno a Honduras del peticionario señor José Manuel Zelaya Rosales con las garantías necesarias para que pueda ejercer su derecho al debido proceso ante los órganos jurisdiccionales competentes del Poder Judicial.

2. El afianzamiento del orden democrático y el respeto a la separación de poderes, para lo cual se conformaría un gobierno de unidad y reconciliación nacional, compuesto por miembros de los partidos políticos y sectores sociales, conforme a requisitos de capacidad, mérito, idoneidad y ética que defienda la soberanía nacional y combate al narcotráfico.

3. La garantía de la vigencia efectiva del estado de Derecho y el rechazo de la corrupción y de la impunidad, asegurando igualmente el respeto a la profesionalidad de la Policía Nacional, cuya rotación deberá sujetarse estrictamente a lo que prescribe su legislación especial.

4. La Constitución de una comisión de la verdad que para el pueblo hondureño y la comunidad internacional identifique todos los actos, hechos evidentes y notorios que condujeron a la actual situación, en el periodo previo al 28 de junio, esa fecha y con posterioridad a la misma.

5. La posibilidad de adelantar las elecciones nacionales ya convocadas, de acuerdo con lo que dispongan el Tribunal Supremo Electoral y en consulta con los candidatos presidenciales.

6. La puesta de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional bajo el mando del Tribunal Supremo Electoral cuatro meses antes de las elecciones para efectos de garantizar la transparencia, libertad y normalidad del proceso electoral que es asunto prioritario de seguridad nacional conforme a la Constitución de la República de Honduras y la ley electoral y de las organizaciones políticas.

7. La integración de una comisión de verificación compuesta por hondureños notables que vigile el cumplimiento de estos acuerdos e informe periodicamente de ello al pueblo hondureño y a la comunidad internacional.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 6200 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter