Estrategias de mercadeo

En Margarita, en la urbanización Playa de Ángel, para ser preciso,
instalaron una moderna super-farmacia, al estilo de las ³drug stores²
gringas, donde venden productos medicinales y, de ñapa, toda la parafernalia
para actividades tan diversas como pasar un día de playa, a la vez que
abastecer el bar y la despensa.

Se trata de una nueva y muy sagaz técnica de ventas pues, por
ejemplo, el cliente se ve tentado a comprar una colchoneta para tenderse
bajo el sol a obtener un buen bronceado. Además le proporcionan anteojos
oscuros o con lentes fotocromáticos. Desde luego, simultáneamente deberá
adquirir el bronceador o bloqueador adecuado y un envase cuya gracia
consiste en rociarle agua en las partes acaloradas, o sea un ³spray² de
Evían que cuesta tanto como si fuera agua de colonia.

Como es lógico, al regreso de la playa usted deberá pasar de nuevo
por la super-farmacia a comprar los productos adecuados para una insolación
marca diablo.

Lo curioso no consiste en lo anteriormente mencionado, sino en el
hecho por demás novedoso de haber instalado una discoteca o centro de rumbas
en el penthouse de la edificación. Desde allí cada noche se dan a la tarea
de hacer vibrar las viviendas cercanas con el estruendo de la ¿música?
sonando al máximo volumen que permiten los aparatos de sonido.

Esto, naturalmente los ayuda a incrementar la venta de aspirinas y
productos para aliviar la jaqueca, lo mismo que ansiolíticos y somníferos,
así como cualquier otra receta para inducir el sueño o calmar las molestias
del insomnio.

Ignoro si habrán previsto la instalación de expendedoras
automáticas de preservativos, pues estos tienen gran demanda a la salida de
los centros de jaleo.

Como se nota, el progreso en la isla es indetenible y los alcaldes,
sobre todo el de Pampatar, no se dan abasto para autorizar las infracciones
al urbanismo en las zonas residenciales. Lo único fastidioso son esos
vecinos inconformes que no se dan cuenta que las discotecas tienen prioridad
en zonas turísticas.

Hubo una ley que prohibía el funcionamiento de un bar a pocos
metros de una escuela. Ahora los centros escolares deberían mudarse cuando
instalen una cantina en el vecindario.

augusther@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5412 veces.



Augusto Hernández


Visite el perfil de Augusto Hernández para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Augusto Hernández

Augusto Hernández

Más artículos de este autor