La farsa respecto a los sueldos universitarios. (En respuesta al prof. Alarcón)

El profesor Jhony Alarcón parte de falsas premisas y por tanto, sus conclusiones siguen siendo falsas. Acá nadie ha planteado y no se ha hecho (menos en el ámbito universitario) el tal igualitarismo salarial. Eso es una farsa y ello va contra la ética de un docente universitario. Me refiero al artículo que publica este docente de LUZ. Las ficciones del Sr. Cecil Pérez.

¿CUÁLES SON LAS PREMISAS FALSAS?: 1.- Que "el gobierno nos arruina". Compatriota, acá quien os arruina es un empresariado especulador, parásito y acostumbrado a vivir de la renta del estado y del aprovechamiento de las ganancias groseras que da el acaparamiento de los productos para generar escasez, desabastecimiento y el incremento de las necesidades del pueblo para incrementar la rentabilidad de sus negocios a costa del sufrimiento del pueblo y del deterioro de la calidad de vida que estábamos logrando.

2.- Que el gobierno "asesina el conocimiento". Esta falacia es altisonante. Un gobierno que ha creado más de 40 nuevas Instituciones de Educación Universitarias, que ha llevado la matrícula estudiantil a más de dos millones 800 mil estudiantes universitarios y que ha colocado instituciones de educación universitarias en cada municipio, parroquia y hasta barriadas de Venezuela propicia el desarrollo del conocimiento, la expansión de los saberes. Acá quienes asesinan el conocimiento son los gremios universitarios que por cualquier "quítame esta paja" paralizan las universidades afectando la prosecución estudiantil. Y prueba de ello es que en las universidades pertenecientes a la AVERUO (Asociación de Rectores Universitario Oposicionistas, de la cual forma parte LUZ, entre otras) se han perdido un semestre por año en los últimos 5 años y generando que las carreras universitarias de 5 años se culminen en 9 y 10 años a causa fundamentalmente de los paros docentes. Eso sí es un asesinato del conocimiento, profesor.

3.- Otra falsedad: "Según los precios acordados necesitas unos 2000 mil Bs.S para comprar un solo producto de los artículos de la lista". Por favor. Profesor. ¿Qué producto de la lista de precios acordados cuesta 2000 Bs. Soberanos? No sea farsante, que eso va contra la ética docente.

4.- Pregunta en sorna: "¿Capacidad adquisitiva y recuperación de la calidad de vida ganando 1800?". Falso, Alarcón. Ningún profesor universitario tiene un sueldo de Bs.S 1.800. Quien menos gana de los docentes tiene un ingreso de 3. 000 Bs. soberanos si sumamos el sueldo básico más las primas que la III Convención Colectiva Universitaria contiene.

5.- "Se unificaron los sueldos hacia abajo". Inconcebible que un profesor (Titular a Dedicación Exclusiva) como Jhony Alarcón que hasta agosto cobraba 600 (en Bs.S), hoy con el incremento "inconsulto" del Presidente Nicolás Maduro tiene un ingreso de 4.935 Bs.S, afirme que se le unificaron los sueldos haca abajo.

6.- Para seguir con este tema, le digo al propio profesor Jhony Alarcón que debe revisar mejor sus conocimientos de Matemática elemental ya que, su palabra vaya adelante, demuestra una "mediocridad académica bastante severa". En efecto él mismo afirma: "Antes ganaba 10 salarios mínimos, para que sea mejor tendría que estar por encima. Resulta que mi nuevo sueldo como profesor titular es de 3170, 1.75 salario mínimo". Entonces vamos por partes. Si antes ganaba 10 salarios mínimos, eso implica que su sueldo era de 500 Bs.S, ya que el sueldo mínimo (con cesta ticket incluida) era de 5 millones, que en Bs. soberanos equivalía a 50 Bs.S X10= 500. Entonces, si ahora su sueldo es de Bs.S 3.170, ello significa que esa cantidad es igual a más de 63 sueldos mínimos, lo cual implica que está muy por encima lo que hoy gana, que lo que ganaba hasta hace apenas tres semanas. ¿Entiende profesor?.

Pero como el profesor intencionalmente oculta que tiene otros ingresos, le informo que a este sueldo básico hay que agregarle las primas contenidas en III convención colectiva. Es decir, la prima de antigüedad, establecida en un 1,5% del sueldo multiplicada por cada año de trabajo. La prima por doctorado (20% del sueldo mensual), la prima familiar equivalente a 300 unidades tributarias vigentes, la prima académica, que equivale a 50 unidades tributarias vigentes. En tal sentido, siguiendo con el ejemplo del prof Titular a DE, suponiendo 20 años de antigüedad, al 1,5% por año, son BsS 951 más. Con el bono de doctor de 20%, son 634 más. Adicionalmente la cesta-ticket socialista aprobada por Gaceta Oficial en BsS 180 sería un total para el 1ro. de septiembre de BsS 4.935 (para ser más directos, pasa de un sueldo de Bs.S 600, a un sueldo en Bs.S de 4.935) más de nueve veces lo que ganaba hasta el día anterior.

Esto no es ficción, sino realidad, estimado profesor. Es decir, el gobierno bolivariano cumplió con los trabajadores al incrementarles el ingreso de manera descomunal e inesperada para todos. Sin necesidad de hacer paros o huelgas, o presiones de calle. A pesar de ello, en las universidades se sigue tratando de mantener un estado de tensión permanente, más por intereses opositores que por luchas verdaderas e favor de los trabajadores o de las propias academias.

Creo que los universitarios pueden seguir protestando, ya que en Venezuela es constitucional la protesta, mientras no se afecte a terceros. Pero también creo que la protesta debe focalizarse ahora hacia quienes se han convertido en los adversarios de la calidad de vida del pueblo venezolano. Es decir, protestar vehementemente contra los sectores comerciales vinculados a los alimentos, medicinas, salud, productos del hogar y personales y servicios en general. Protestar contra la especulación y organizar grupos de supervisión, regulación y control de los precios acordados. Acompañar al gobierno y sus instituciones en el combate a la especulación. Hacer contraloría social efectiva y denunciar los casos de usura para que no sigamos siendo víctimas de estos sectores verdaderos enemigos de la clase trabajadora venezolana.

Es la lucha contra la inflación inducida, contra el desabastecimiento programado, contra el boicot y saboteo comercial, contra el bloqueo financiero internacional, contra la guerra multifactorial y también contra la ineficiencia de factores gubernamentales que también perturban, lo que realmente puede resultar en beneficio del pueblo venezolano y por ende, de los trabajadores universitarios. Así sea.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2355 veces.



Cécil Gerardo Pérez


Visite el perfil de Cécil Gerardo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: