La constituyente del pata en el suelo

"Tanto da el cántaro al pozo hasta que se rompe"

-Se formó el peo compaíto Manuel y nosotros por este campo de Dios rebuscando qué llevá al rancho pa´ comé. A los que se murieron en manos de un malandro por no encontrá la medicina a tiempo ahora se suman los que se enfrentan contra el gobierno o los pendejos que caen peleando unos contra otros defendiendo a los jefes de ambos bandos. Que yo sepa ninguno de los chivos grandes ha caído en combate, y mucho menos sus hijos o familiares quienes están bien enconchaos o en el exterior. Puro pendejo es el que muere compaíto. Bueno siempre a cio así.

-Déjese de hablá pendejas Pancho y vamos a revisá aquella mata e´mango que está allá. Por cierto la vaina y que se va arreglá matando a la bicha.

-¿Qué bicha compaíto Manuel?

-La que mentan la constitución Pancho, la que aprobamos no hace muchito pues. Ahora dicen que hay que hace otra.

-Vergación compaíto, vamos a terminá de tumbá estos mangos que de algo sirven pues no llevamos naita pa´ la casa y la vieja me va a envainá. Dejamos las marusas y vamos a casa del compae Juan, nos damos unos lamparazos con él y nos cuenta la vaina porque ése sí que está bien enteraó por ese intenné.

-Compae Juan aquí le trajemos este lavagallos porque el ron está muy caro compae. Cuentenos lo que está pasando allá en la capital pero eso sí sin mucho ternicismo camarita, claro y raspaó pa´ poe entender. ¿Va?

-Bueno socios agarren un taburete ca uno y tomen esa totuma que está allá porque lavagallos se toma es en totuma. Les cuento: esto viene porque el difunto no oyó al Muler ese, el que le dijo que estaba rodeao de alacranes. No lo oyó, lo despachó y se jodió, se lo comieron los alacranes, compas. Pero antes de que se lo llevara la pelona dejo orden de enderezá el barco con un Golpe de Timón y un Plan pa´ echá palante la Patria. ¿Qué pasó? Que ni lo uno lo otro, se echaron las bolas al hombro. Puro hablar guebonas de una guerra económica donde yo no oí ningún tiro, hecharle la culpa a la fulana oligarquía pero en la televisión y de la boca pa´ fuera porque se dan sus wikis con el Mendoza y los Wormes y, de paso, se enredan cada día en más negocios, hasta panaderías están montando en todo el país, se jodieron los portus y las comadres que hacen arepas. Pa´ completá la vaina insultan a los gringos todos los días por televisión pero terminan jalando bolas llamando al jefe del imperio "camarada" y dando regalitos de hasta 500.000 dólares para que en la Casa Blanca prendieran el bonche de la coronación del nuevo Cesar y entre palo y palo planificar como joder a los indios mejicanos.

-Verga Juan y nojotros pelando bolas que ni pa´comprá café tenemos y tomando este lavagallos que ya me sabe a kerosen ¿Cuénta medicina no jueramos compraó pa´ que no se nos mueran los angelitos? Eso no tiene perdón de Dios compa qué muérganos chico.

-Total compas, se pelearon con tutirimundachi y ahora que tienen el agua al cuello no les quedó otro recurso que pedí cacao, lo único que les queda es recurrí a nojotros, el pueblo. Ahora si se acordarón de nojotros, nos están llamando pa´ una constituyente como la que hizo Chávez pero ahora con piquete negaó. Puro engaño compas, pura muela y ahora acompañá de salsa ligada con perreo.

-¿Y qué diablo es eso compaíto Juan? Hábleme claro carajo que yo soy bruto pero cuando me explican las cosas bien en mismito las comprendo. Eché pa´ juera pues.

-Coño ustedes dos se van a tomá tó el ron mientras yo hablo. Resulta que ahora no somos tan importantes. Se recuerda cuando teníamos la cooperativa, éramos 15 socios. Cuando elaboramos los estatutos votamos toítos para aprobarlos y así fue, tu compadre Luis y el bodeguero se negaron, como buenos jalabolas del dueño de la hacienda no aceptaban el deseo de la mayoría, pero al final aceptaron la decisión mayoritaria y a regaña dientes se integraron a trabajá. Años después se empeñaron en cambiar los estatutos porque ya no les convenía para sus negocios sucios. Se encompincharon con el policía para cambiar el objeto de la cooperativa aprovechando que el bodeguero era el presidente de la cooperativa y además que entre los tres conformaban el 20 % de los socios (15 a 3) y se basaron en el Art. 348 de los estatutos que decía: "El presidente, en reunión de Junta Directiva, o el 15 % de los socios podrán tomar la iniciativa de Convocar a la Asamblea de Socios para transformar los estatutos". Como ellos tres eran mayoría en la Junta Directiva aprobaron nombrar una Comisión Transformadora de los Estatutos para cambiar el objeto de la cooperativa y quién sabe qué otras cosas querían cambiar esos vagabundos ¿Recuerdan o ya están borrachos?

-Claro compa Juan; recuerdas Manuel que hasta empujones nos echamos cuando el policía sacó la peinilla pa´ jode a los que no estábamos de acuerdo. El escandalo fue tal que vino hasta el Juez y cuando la comaé Juana le explicó la situación él dijo que si tenían derecho a proponer el cambio de estatutos porque el Art. 348 lo contemplaba pero que para proceder a nombrar la Comisión Transformadora de los Estatutos debían someter la propuesta a consideración de la Asamblea de Socios como lo indica el Art. 347 "La totalidad de socios son los dueños de la empresa cooperativa y por tanto los únicos que pueden aprobar el nombramiento de una Comisión Transformadora de los Estatutos" ¿Y qué pasó?

-Bueno compa Juan que la mayoría de los socios no estuvimos de acuerdo con cambiar los estatutos de la cooperativa y salieron de la Asamblea mentando madre y en el camino coñacearon al monaguillo porque les gritó que así hubiesen cambiado los estatutos para cometer vagabunderías la mayoría de socios no lo iban a permitir porque los cambios propuestos por la Comisión Transformadora debían ser aprobados por la mayoría de socios por ser su potestad.

-Coño casi que matan al pobre muchacho camarita Pancho, usted no vio eso, porque además el monaguillo sabía cuáles eran las vagabunderías que los unía en su desunión (porque estaban peleaos entre ellos mismos también). Les cuento, el pícaro monaguillo no sólo se tomaba y vendía el vino de consagrá, también acostumbraba a oír las confesiones que el trio hacía ante el cura (que de paso estaba de acuerdo con los tres porque le habían ofrecido unos cobres y arreglos a la iglesia) y apeló por el Art. 350 "Los socios de la cooperativa, apegados a la ética y moral que debe prevalecer en toda empresa, desconocerán cualquier estatuto que contraríe los valores, principios y garantías democráticas, menoscabe los derechos humanos o se preste para cometer cualquier marramuncia".

-Bueno ¿y qué pasa con la constitución? Compae Juan porque toavia no entiendo estábamos hablando del peo en Caracas y usted saltó a recordar la cooperativa que ah mundo como la destruyó el propio gobierno.

-Brutazo usted, no ve que la Cooperativa es el país y sus habitantes los dueños, los socios pues. Los estatutos son la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y para cambiarlos, así sea el presidente de la cooperativa, se debe tomar la iniciativa de convocar a todos los socios para ver si desean hacerlo. Si la mayoría de socios aprueba la iniciativa, todos los que deseen, sin distingo de la labor que ejecute o área de desempeño que realicen en la cooperativa, se puede postular para formar parte de la Comisión Transformadora de los Estatutos, es decir de la Asamblea Nacional Constituyente; se someten a elección los candidatos (un socio un voto) y quienes ganen integraran la Comisión (Asamblea Nacional Constituyente). Todos en la cooperativa seguimos trabajando y la Comisión tiene el deber de consultar nuestra opinión sobre diferentes tópicos o nosotros acudimos a la oficina donde se reúne la Comisión para plantear nuestras opiniones e ideas; cuando los compas (constituyentitas) terminen el trabajo encomendado deben presentar ante la Asamblea de Socios (ante los habitantes del país con derecho a voto) la propuesta de estatutos, la cual se somete a votación y si la mayoría vota a favor pasan a ser los estatutos que regirán las actividades de la cooperativa, es decir la nueva Constitución de la República.

-Pero eso está bien compa Juan. ¿Qué hay de malo en eso?

-Coño compa que nos quieren jugar sucio como lo quisieron hacer el trio de bandidos que resultamos botando de la cooperativa porque al auditar su gestión en la Junta Directiva descubrimos que nos habían desfalcado, nos habían robado toítos los cobres y con la bendición del Poder Moral que representaba el cura en este pueblo, después supimos que se fue pa´ Mayami a disfrutar los reales que le habían dado para arreglar la iglesia.

-Ahora si comprendo camarita y eso merece un palo.

-Venga la totuma pues.

-O sea compae Juan que si no nos dejamos joder, botamos a los vagabundos que nos han engañado y rescatamos los reales que nos robaron podemos tomar ron en vez de lava gallo ¿verdad?

-Coño usted siempre pensando en el ron. Vaya a la bodega a comprar queso y pasa por la sacristía que el monaguillo me debe una botella de vino de consagrá y no la vamos a perdoná. Apure, pues.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 754 veces.



Pancho Alegría


Visite el perfil de Pancho Alegría para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a245681.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO