A los responsables de la derrota del PSUV

Una verborrea agresiva e intolerante fue saturando la paciencia del venezolano. Porque el pueblo está cansado de las colas para comprar sus alimentos, sus medicinas y productos de consumos básicos, para conseguir cualquier producto se vive una odisea, el país se cae a pedazos y no se asume la responsabilidad. Porque el desabastecimiento y la escasez de alimentos se profundiza. No se controla no se fiscaliza los precios en los comercios. Reina el caos, el gobierno se hace el desentendido y trata de culpar a otros de la especulación, cuando tiene los mecanismos de inspeccionar y supervisar los precios, mal llamados justos. Si el gobierno no toma las medidas económicas pronto, la crisis se agudizara y se profundizara para perjuicio del pueblo venezolano. Aunque están elecciones fueron para elegir el parlamento nacional el pueblo cansado acudió más del 70 por ciento a votar para castigar a los que considero corruptos y responsables de la crisis económica, social y política del país.

La economía dependiendo de la renta petrolera y actualmente el precio del petroleo ha caído a 34 $US por barril, la mayoría de los productos que consumimos son importados y el Estado venezolano con su control de cambio, otorgó divisas a empresas de maletín conformada por el sector privado y algunos altos funcionarios del gobierno, la mayoría de las divisas fueron a parar a los paraísos fiscales. El Estado abandonó la agricultura y no tenemos soberanía alimentaria´para los corruptos es mejor la agricultura de puertos, se desbarato la producción nacional para sustituirla por las grandes importaciones. Que han creado fortunas obscenas. Fue el festín de Baltazar en los tiempos del petroleo a más de 100 $US por barril. La corrupción los derrotó, perdieron, pero están ahítos de dinero. Además lo ostentan públicamente por la impunidad existente.

Lo más triste y lamentable es que la cúpula no reconoce sus errores, como excusa se la achacan a su cansona retórica de la guerra económica, ellos al parecer viven en una nebulosa porque desconocen la escasez, el desabastecimiento, la especulación, la inseguridad ciudadana, la corrupción administrativa, la impunidad y la soberbia con la que actúan, además a todos estos hay que agregar el engaño y la mentira contra el pueblo venezolano, que cansado de la crisis económica, social y política les paso factura.

Pero si las cúpulas del PSUV son los máximos culpables lo inundo la soberbia y la insolencia, hay otros que no tomaron las medidas y le pusieron frenos a sus abusos y atropellos. La dirigencia media del chavismo tiene una gran responsabilidad en la derrota, porque los partidos políticos no pueden dirigirse como una secta donde el culto a la personalidad y la sumisión ciega al líder, además la anulación de crítica interna, la sumisión incondicional al dirigente o gobernante, la obediencia debida, aceptar y callar los errores y desastres del gobierno por practicar la disciplina del partido, dejarse dirigir como un cuartel por grupos de sargentones. Jamás pidieron rendición de cuenta ni corrección de los errores. Al pueblo chavista les hablan del legado de Chávez, pero no de la destrucción de lo transferido, se olvidaron del Golpe de Timón, del Plan Patria, se desconocieron de las 3 R, para ellos el legado que tienen que cumplir la militancia es votar por ellos que son los hijos legítimos de Chávez, para ellos la militancia del PSUV debe comportarse como la militancia ADECA obediente a los Gonzalo Barrios, Alfaro Ucero y Rómulo Betancourt, la obediencia heredada pasa de Adecos a psuvistas, los militantes deben ser sumisos, obediente y disciplinados al partido que sus dirigentes destruyen la Patria, pero le temen al debate y la crítica, para ellos el militante y dirigente bueno es el halagador, adulador y lisonjero, aquel que sirve de patriota cooperante, es el militante que defiende sus riquezas adquiridas de sus líderes y ellos los engañan al decirle que están defendiendo la Patria. Ahora los personajes adecos se cambiaron por Maduro, Diosdado, Jorge Rodríguez y Elías Jaua. Los principios e ideologías en el PSUV están tan arraigados en el pensamiento socialista en una mezcla de Lutero-Marx y Justin Barbier

El llamado es a la militancia honesta y revolucionaria del PSUV, que llego la hora romper con las cúpulas podridas e iniciar el proceso de conformar una organización realmente revolucionaria, que tenga compromiso con el pueblo, que su dirigencia de base tenga participación activa en las decisiones, que sea la vanguardia, que los trabajadores y el poder popular asuman el protagonismo y que no lo cedan a las cúpulas, que sea un ente político donde se acepte el debate y la crítica, donde no haya cupo a la sumisión, a la adulancia, a la alcahuetería y al silencio, porque fue triste el papel de muchos dirigentes medios, repitiendo el discursos de las cúpulas, que en lo interno no se podía discutir los graves problemas del país, porque eso le daba fuerza a los sectores de oposición, que había que aceptar al candidato corrupto, porque ese fue el que designo el partido y el líder. Porque en el PSUV obvio, ignoro y olvido a los camaradas de bases, aquellos que tienen trabajos sociales ,en su sector donde hacen vida, entonces el dedo de los cogollos o cúpulas del partido escogieron a varios pelucones(Ricardo Sánchez, Potro, Roque Valero, Fidel Madroñero) que no tienen ninguna relación con el pueblo venezolano.

Esta organización es Marea Socialista, es nuestro tiempo. La marea crece. Es tiempo de movimiento y de búsqueda continua del bienestar del pueblo, el presente ha fallado en el intento. Los errores, la falta de ética y moral ha cortado con las ilusiones y esperanza. Por ahora. El reinicio está cerca. Nuevos senderos nos esperan hay expectativas y seremos más vigilantes. Estamos en proceso de crecimiento, de difícil y laboriosa preparación. El crecimiento es lento, pero sin pausa, por esos buscamos compañeros y compañeras, es la búsqueda de los iguales. Aun somos pequeñas vertientes, pero la marea en movimiento triunfa contra el duro acantilado, con el tiempo, que lo duro no resiste. Nosotros a esta agua constante que formamos le agregamos el ingrediente de la urgencia precisa. Urgencia que sepa desbaratar cualquier intento de estancamiento. Que el agua corra. En movimiento siempre, mientras se prepara la crecida.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3668 veces.



Juan Linares Ruiz

Ex-parlamentario regional. Especialista en Crisis. Temas Preferido: Ecología, Política Internacional y Laboral. Militante de Marea Socialista en el estado Bolívar.

 jlrlinares@gmail.com      @JuanLinaresRuiz

Visite el perfil de Juan Linares Ruiz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas