Camaradas del PSUV: vean y oigan

 

Con el respeto y hasta admiración que ustedes se merecen:

            El camarada Chávez, cuando algo le preocupaba y quería invitar a la reflexión sobre el hecho que a otros parecía invisible, solía invocar la frase: quien tenga ojos que vea y quien tenga oídos que oiga. En esta oportunidad nos hacemos eco de esa frase para dirigirnos a los camaradas del PSUV. Sería una infantilidad política o un extremismo extremo pero estrecho negar la verdad que el PSUV es el partido político mayoritario y de mayor influencia en la sociedad política venezolana en este tiempo lo cual le otorga, por ser el camarada Maduro el Presidente de la República y dirigente de esa organización, gozar de la mayor potestad para determinar cuáles deben ser los miembros del Consejo de Ministros que lo acompañan para su gestión 2013-2019. Ya lo hicieron, ya lo anunciaron y ya se pusieron a activar. Sin embargo, la dirección del PSUV –como lo ha ratificado ahora el camarada Maduro en su condición de Presidente de la República- siempre ha prometido y sostiene gobernar con una política de inclusión como debe ser y no excluyente como no debería ser y, especialmente, en un país donde la suma de fuerzas contrarias al proceso bolivariano es muy parecida –desde el punto de vista de la cantidad- a las que le apoyan. No existe mejor testimonio que el resultado electoral del 14 de abril. Si eso no nos dice nada, si no lo analizamos, si no le prestamos la atención debida y corregimos todo lo que  haya que corregir, nada evitará un proceso contradictorio entre las organizaciones que conforman el Gran Polo Patriótico que lo puede descomponer y echar por la borda todos los esfuerzos que se realizaron, cuando el camarada Chávez estaba vivo, para crearlo, activarlo y aportar al proceso bolivariano una dirección política colectiva capaz de representar con aciertos los clamores y esperanzas del pueblo.

            El propio camarada Maduro, basándose en enseñanzas de la experiencia y –fundamentalmente- política, ha hablado en varias oportunidades que su Gobierno, entre otras cosas, se va a caracterizar por poseer una dirección política colectiva que participe en la elaboración de políticas que hagan avanzar y hasta profundizar el proceso revolucionario. El pueblo es hoy, y en eso el camarada Chávez jugó un papel esencial, muchísimo más despierto que antes, tiene ojos con los que mira pero igualmente con los que ve, tiene oídos con los que escucha pero asimismo sabe concentrarlos en atenciones especiales, es muchas veces más organizado y activo que en el pasado, opina en política aunque no haya recibido lecciones académicas, hace balance de las ideas y sabe diferenciarlas aunque muy hermosas sean las palabras con que se pronuncian o se escriben por la intelectualidad. El pueblo o, mejor dicho, una buena parte de él ha mirado y visto pero también ha escuchado con mucha atención las palabras o intervenciones del camarada Maduro y, especialmente, en el nombramiento de su Consejo de Ministros donde, de manera muy concreta, expresó su Programa de Gobierno que de hacerse realidad y así lo esperamos, por lo menos, en un 50% sería un logro importantísimo. Ya el pueblo venezolano o, más concretamente, ese porcentaje que le dio la victoria al proceso bolivariano, sabe lo que se puede o no se puede cumplir, entiende de dificultades pero igualmente de las posibilidades reales de hacer cierto beneficios económicosociales en este tiempo. Por eso estamos ante una mayoría de pueblo que ya no se deja engañar de nadie, que cree en las promesas pero no se duerme en los laureles, que ahora exige porque se siente protagonista de su destino. De allí que se siente comprometido con el legado del camarada Chávez y de allí su exigencia que se continúe, se perfeccione y se enriquezca.

Asumiendo las promesas del camarada Maduro como nuestras por ser acertadas, consideramos que se contradice y nombró un Gabinete de exclusión y no de inclusión. No estamos cuestionando a los miembros del Consejo de Ministros sino que expresamos nuestra inconformidad con que no se tomó en cuenta opiniones o criterios del resto de partidos o fuerzas políticas que permitieron darle el triunfo el 14 de abril aunque reconozca la necesidad de una dirección política colectiva. Y eso, en política, se llama exclusión y no inclusión. El resultado del 14 de abril dijo bien claro que más de un millón doscientas mil personas no comparten la forma de pensar y de actuar de la dirección del PSUV, que se guían por los ideales planteados por partidos y organizaciones distintas a las del partido político mayoritario del proceso bolivariano, que sin su apoyo el proceso se derrumbaría. Si eso no lo quiere mirar o ver, escuchar o prestarle atención la dirección del PSUV va a crear condiciones para una abstención de fuerzas revolucionarias en próximos procesos electorales o la creación de un Frente Político donde no tenga cabida el PSUV y eso sería grave para el proceso bolivariano.

Un proceso que hable de Revolución, de Socialismo, de transferir el poder al pueblo y no contenga ni un solo Ministro de la clase obrera, nos parece una contradicción entre la palabra y el hecho, entre la teoría y la práctica. Un proceso que asegure que su política es de inclusión y para nada consulte a sus aliados de sangre y de alma y ningún Ministro pertenezca a ninguna organización política del Gran Polo Patriótico distinta al PSUV, nos parece una contradicción entre la palabra y el hecho, entre la teoría y la práctica. Ningún proceso revolucionario debe tratar a sus aliados esenciales, esos que son de carne y hueso como de sangre y alma lo mismo que él, en condición de escalones para escalar alturas sin tomarles en cuenta sus opiniones, sus criterios, sus críticas y sus proposiciones. Si se habla, se escribe y se promete hacer activa una dirección política colectiva del proceso bolivariano, nada justifica la exclusión que ha hecho la dirección del PSUV y el propio camarada Maduro (en su condición de Presidente y garantizada su victoria con los votos de los aliados permanentes) de que han sido víctimas todas las organizaciones políticas revolucionarias que son miembros del Gran Polo Patriótico. Eso no es un desacierto o error cualquiera sino que es el reflejo de un sectarismo mayúsculo en la dirección del PSUV que le está causando un daño terrible al proceso bolivariano y puede llevarlo a ser irreparable. Ni siquiera, la dirección política del PSUV, tomó en consideración la enorme capacidad y la férrea voluntad de defensa del proceso bolivariano puesta de manifiesto por varias de las organizaciones políticas que conforman el Gran Polo Patriótico en las difíciles horas vividas luego del anuncio del triunfo del camarada Maduro. Es mentira que sólo salieron cuatro gatos a protestar contra la victoria del camarada Maduro. No, fueron masas de pueblo que lamentablemente, por una u otra razón, se oponen al proyecto bolivariano y depositaron su voto de confianza en la visión de Gobierno que representa el señor Capriles. No vivimos el tiempo en que los aliados son valiosos y tomados en cuenta sólo en los momentos de tensión o crisis política. No, estamos en un tiempo en que se requiere el concurso consciente y armónico de todas las fuerzas que se solidarizan con el proceso bolivariano sin importar la enorme, regular o poca diferencia cuantitativa de sus militancias si en verdad se quiere construir una nueva sociedad de justicia, libertad, equidad y solidaridad.

Las organizaciones políticas (algunas no hemos podido tener acceso para pertenecer al GPP) que avalamos el contenido de este documento no estamos solicitando que un miembro de las mismas sea nombrado Ministro o en cualquier otro cargo del alto Gobierno. No hemos luchado ni apoyado el proceso bolivariano con ese objetivo, eso no lo pretendemos, pero sí creemos, por ejemplo, que algún dirigente del PCV –por citar un solo partido del Gran Polo Patriótico reconocido como importante por el propio camarada Maduro- debería estar en el Consejo de Ministros. Nosotros no apoyamos al proceso bolivariano –ni antes ni ahora- por buscar prebendas ni para nuestras organizaciones ni para nuestros militantes, pero sí llamamos –especialmente a la dirección política del PSUV y al camarada Maduro- a que reflexionen de cómo deben ser las relaciones entre los partidos que conforman el Gran Polo Patriótico, de cómo insertar a sus cuadros en una dirección política que asuma análisis y reflexiones, críticas y autocríticas, disciplina e iniciativas, para que la elaboración de políticas del Gobierno tenga el protagonismo y el consentimiento colectivo muy por encima de un partido político o personas en lo particular. Eso es, en parte, una Revolución Socialista o un proceso Revolucionario.

Las organizaciones que avalamos el contenido de este documento y nos hacemos responsables por el mismo, decimos que si la dirección del PSUV sigue actuando sin consultar o siendo indiferente a las opiniones o ideas del resto de organizaciones políticas que conforman el Gran Polo Patriótico, no hará más que poner en práctica una política de autoaislamiento sin que ello signifique que los demás abandonemos el ideal del proceso bolivariano donde –hasta ahora- el PSUV ha sido la organización política más numerosa, importante e influyente. La Revolución, para nosotros, está por encima de un partido político y defenderemos todo lo progresivo del proceso bolivariano aun cuando la dirección del PSUV no nos tome en cuenta o, simplemente, nos mire como convidados de piedra cuando se  trata de protagonismo en los escenarios del Gobierno, de la administración pública o cuando se trata de dirección política colectiva pero no cuando hay que defender la Revolución en los combates de calles o escenarios de la confrontación política.

UPV (Lara)    Tupamaro (Lara)    CRV     FASAP    FCDPF

El Pueblo Avanza (EPA)    UBT    CEPAS y Otras Organizaciones



Esta nota ha sido leída aproximadamente 3725 veces.



UPV (Lara), Tupamaro (Lara), CRV, FASAP, FCDPF, El Pueblo Avanza (EPA), UBT, CEPAS y otras organizaciones


Visite el perfil de El Pueblo Avanza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas

Otros artículos sobre el tema El Gran Polo Patriótico

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre El Gran Polo Patriótico


Otros artículos sobre el tema PSUV - Partido Socialista Unido de Venezuela

Pulse aquí para leer ver todas las noticias y artículos sobre PSUV - Partido Socialista Unido de Venezuela



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a165117.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO