Pequeños aportes para el debate

En medio de la situación actual creemos necesario emitir nuestra humilde opinión como organización. Creemos fundamentalmente que es necesario hacer una revisión profunda a las instituciones públicas, a nuestras empresas de producción socialistas y nuestra política de control y seguimiento de estas mismas. Necesario es entender que no hay revolución sin revolucionarios, por eso, a estas alturas es incomprensible que aun estén al frente en los cargos más importantes, de algunas instituciones que influyen diariamente en el que hacer, de la construcción del proceso revolucionario, personas que estén plenamente identificadas como adversos, al socialismo y al legado de nuestro entrañable comandante Chávez. Producto de estas cosas y algunas otras que trataremos de mencionar, sin creernos poseedores de la verdad absoluta, la oposición ha venido tomando espacios no por mérito propio, sino más bien por nuestra incapacidad de sostenerlos y consolidarlos, a medida que se agigantan las colas como fenómeno inducido en muchos de los casos, se comienza a crear una matriz de opinión en contra del socialismo y de sus bondades, y se nos dificulta el trabajo de captación y de convencimiento a quienes luchamos desde las bases, a los que luchamos sin devengar ningún salario de alguna nómina del estado, pero que creemos inequívocamente en el camino de la construcción del socialismo como la única esperanza de emancipación de los pobres y explotados del mundo. Es por eso que nos atrevemos a escribir algunas líneas en el marco de la reflexión necesaria y el debate que se viene dando a nivel nacional desde los distintos movimientos sociales y organizaciones populares, colectivos, etc.

Creemos en necesario asumir una vez más, el llamado que nos hiciera una vez el Comandante Chávez, llamado que también hiciera el camarada Nicolás Maduro de revitalizar el <<gran polo patriótico>>, pero de una manera verdaderamente activa, en la que más que asumir las tareas electorales, se convierta en lo que ha debido ser, desde su nacimiento, la expresión genuina de la dirección colectiva del proceso, donde se escuche la opinión de los y las revolucionarias que hacen vida militante en cada uno de los colectivos, movimientos, organizaciones y partidos que defendemos y participamos en el proyecto de construcción socialista que se empuja en nuestra Venezuela heroica

Creemos que “la mano de hierro” para gobernar debe estar dirigida principalmente a los funcionarios que a nombre de la revolución y el socialismo, a nombre de la memoria del gigante Hugo Chávez se enriquecen con triquiñuelas, y de esa forma descarada ejercen la corrupción como práctica diaria y cotidiana.

Creemos también y en esto hacemos un llamado al compañero y camarada presidente obrero Nicolás Maduro, a que esa iniciativa que tuvo del gobierno de calle sea una bandera irreductible, encaminada a remover las fibras del sentimiento rebelde de este pueblo, que aún no se ha rendido y como decían los camaradas de la conferencias por la paz <<la esperanza está en la calle>> aun cuando sabemos que algunos funcionarios; compañero Nicolás Maduro, parecieran estar pactando una transición a la derecha, nos atrevemos a decir a nombre del movimiento popular, indoblegable, inclaudicable e irreverente, que no negociaremos ninguna transición, ni pacatos a espaldas del pueblo, le aseguramos que puede contar con este pueblo que se ha organizado y que aprendió a combatir y defender los logros y avances que se ha ganado a sangre y fuego en estos años de revolución.

Creemos que sin titubeo de ningún tipo debe convocar a esa masa que aún está soñando con el futuro de igualdad y de justicia social verdadera,  para sus hijos y para los hijos de sus hijos una vez más a la calle, calentemos de nuevo el sentir rojo de Venezuela, con el grito zamorano de tierra y hombres libres, para que de nuevo tiemble el oligarca que anda envalentonada, después de las guarimbas asesinas de meses pasados, es el momento de las definiciones y no podemos dejar que la rueda de la historia nos pase por encima y nos juzgue por la cobardía de no pelear hasta el último aliento, por el ideal más puro y digno, que no es otro que el de la redención de los pueblos.

Creemos que la construcción desde las comunas libres, deben ser fundamentales para la consolidación del socialismos y como expresión verdadera de poder popular, para lograr esa máxima de nuestro general del pueblo soberano Ezequiel Zamora, seguir luchando <<no para imponer gobernantes al pueblo sino para que los pueblos se gobiernen a sí mismos>>

Recordemos que aun somos la estrella encendida, como una inmensa llamarada roja que ilumina la esperanzas de los pobres y explotados del mundo entero y en especial de los pueblos combativos de américa latina y el caribe que se han atrevido a alzar su voz, como entonando ese verso hermoso de nuestro himno nacional de <<seguir el ejemplo que Caracas dio>> es el momento de los que se atreven a ubicar su justa estatura en la historia y asumir hasta las últimas consecuencias, la esencia internacionalista de nuestro Libertador Simón Bolívar, y Ernesto Che Guevara.

Seguimos combatiendo, organizando y creando, ¡ahora más que nunca!

¡Sin justicia social la paz será siempre una utopía!

Consejo Mayor del El pueblo avanza (EPA)



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1456 veces.



El Pueblo Avanza (EPA)


Visite el perfil de El Pueblo Avanza para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a200410.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO