O verdaderas causas de la deserción electoral o fin anunciado de la revolución socialista

Tal vez aun es muy temprano para saber si esos casi 890 mil votos que incrementó la oposición en apenas 6 meses, y que disminuyó casi exactamente el proceso, era pues chavistas o venidos de nuevos votantes; pero si la situación es la primera señalada, que esos 890 mil votantes saltaron del "chavismo" al lado de la contrarrevolución, entonces estamos hablando de una gran banda de traidores (oportunistas, aprovechadores, negociantes, comisionistas, y también de desesperados) e infiltrados que tenía adentro el proceso, además de los posibles excluidos por la burocracia, la corrupción interna y la politiquería IVrepublicana que sigue perviviendo en el seno del proceso, en todos sus niveles: altos, intermedios y bajos... y saltatalanqueras que sería conveniente saber si son más de esos 890 mil pasados al campo de la derecha extrema...

Esa realidad es la que tenemos que identificar para establecer qué podemos hacer, para precisar la posibilidad de disipar ese factor determinantemente contrarrevolucionario presente en la vida de la revolución bolivariana... si es que se trata de salvar sus supuestos cometidos socialistas...

Esa diferencia de 300 mil votos en favor de Nicolás, y entre los que se cuentan mi voto y de parte de los míos, el imperio no la va a desaprovechar para profundizar la aplicación de todo lo que tenga a la mano para derrocar la opción revolucionaria y socialista en nuestro país....

Así que si de lo que se trata es de defender firmemente el Proyecto Nacional Simón Bolívar en sus cometidos transformacionales de la cultura política oportunista por la digna y efectivamente socialista, humanista y cristiana... entonces las estrategias a seguir deben considerar una alta dosis de liderazgo comprometido con honestidad, transparencia, el desprendimiento material y otras virtudes repúblicanas, que sabemos no son precisamente las características de cierta cantidad de dirigentes del proceso... así de sencillo..

Por cierto, esta vez decidí darle mi voto a Nicolás Maduro en las tarjetas del glorioso Partido Comunista de Venezuela (PCV) sin medias tintas, porque la consigna es además de eficiencia (que por cierto aún sigue un enfoque tecnocrático y por tanto burocrático), la consigna correcta es más bien revolución socialista o nada!!!

aangel497@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2868 veces.



José Acosta


Visite el perfil de José Ignacio Acosta Suárez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas