Las buenas intenciones de Irene Esser y las malas intenciones de los que te conté

¿Será que no la quieren porque declaró estar orando por la salud del Presidente Chávez..?


Guardando las distancias, me gusta repetir, como le gustaba repetir a Carlos Marx la frase de Publio Terencio "soy hombre, nada humano me es ajeno". Así que no me aguanto en salir en defensa de Irene Esser, esa bellezura venezolana que estuvo a punto de traerse oooootro reinado universal para esta trinchera, lo que hubiera redondeado, a la hora del balance, esta ola de éxitos internacionales de los venezolanos, en la esgrima, en la fórmula uno, en el beisbol, en el surfeo, en el medallero olímpico tradicional y en el de los discapacitados, además de la consagración de la primavera de Yare, allá en París, sólo por mencionar los casos más puntúos.

Alguno de nuestros domésticos medios comerciales, babeando su miserable amargura, se han dado en descargar a la linda Irene, porque según dicen se puso nerviosa a la hora de "la pregunta" en el Miss Universo, cosa que no me pareció, lo que dijo lo dijo con mucha seguridad. Tampoco me parece que se haya enredado en la respuesta, quizás sí nos enredamos nosotros, que no estamos acostumbrados a una respueta profunda e inteligente por esos lares, y ella además lo dijo cuidando que sus palabras sonaran nacionales y no se prestaran para alguna utilización político partidista, por los mismos que ahora la descargan con tanta amarga generosidad. Quizás quiso no aparecer tomando partido sino representándonos a todos los venezolanos.

A ella le preguntaron qué ley le gustaría decretar, si estuviera en sus manos hacerlo. Y ella se fue por un camino bien interesante, por lo menos como lo analizo, como lo entiendo yo, si me lo permiten.

En mi ejercicio de interpretación de intención, creo que ella quiso decir en su respuesta, que habiendo una buena constitución no era necesario andar inventando tantas leyes sino aplicar lo que ya existe...¡! Nada de raro que se fuera por ahí, ya que es una muchacha inteligente y no se le escapará que la Constitución Política de la República Bolivariana de Venezuela, su país, al que orgullosamente representaba allí, tiene quizás la mejor constitución del mundo y sus alrededores. Si luego le salió mal o no entendieron las gentes sus ejemplificaciones, qué mala suerte, pero la verdad es que así como ella, en el winsurfeo, espera la mejor ola y ya, así también con las leyes, tu "participación" --palabra que usó en su respuesta--, puede ser el estar alerta para aplicar la Constitución o las leyes correctamente cuando venga la ola, cuando la situación venga al caso. Así me permito hacer yo una interpretación de lo que dijo. Y que yo escuché en inglés (¿ella lo dijo así, en guachi-guahi..?) porque ahí si pudo haber estado el error. Un concepto tan profundo como el que ella intentó, quizás lo hubiera expresado con más comodidad hablando en su lindo acento venezolano...

Así que si así fue el enredo, es porque intentó una respuesta más inteligente que el termino medio de lugares comunes que por esa pasarela desfilan. Y no me digan que las intenciones no valen, que solo valen los hechos, porque Dios, por ejemplo, nos dice en la biblia que si tú solo piensas en el adulterio, con sólo pensarlo, ya estás en pecando, es decir, que si la intención tiene un castigo, es porque debe o debería tener un premio también, o cuando menos una solidaria comprensión.

Ahora, que lamentablemente la gracia se le transformó en desgracia, una lástima. Porque ya la Goncalves, (para mi gusto, una de las mujeres más bellas del mundo en todos los tiempos), la Vanessa Goncalves digo, fue la mejor en su participación hace un par de años, pero era dificilísimo que le dieran un ¡tercer! reinado seguido a una venezolana. Allí, por ejemplo, el Osmel debió mandar, por qué no, a una muchacha negra, porque con esa dificultad de que le dieran una tercera corona así no enviara a la propia Diosa Venus, bien pudo darle la oportunidad a una joven venezolana en la onda barloventeña, o quizás a una de razgos bien-bien indios, de manera de transformar la dificultad en oportunidad, y haber lucido ante el mundo otro tipo de bella mujer venezolana, guardando a Vanessa para el año siguiente, lo que no debe ser fácil, eso si lo entiendo, con el inventario de espléndidas que tiene este país.

Ahora que la cosa parecia imparable con esta otra bellísima, ahora que con Irene su oportunidad parecía insuperable, la cuestión se nos chingó, pero quizás todo haya tenido un propósito histórico, porque el injusto no reinado de Irene (al fin y al cabo era un concurso de belleza, no de oratoria), sirvió para desenmascarar otro de los escandalosos cinismos de la cuestión internacional en estos tiempos, porque en el país que tiene de ¡premio Nobel de la Paz! al jefe de la agresión, la guerra y la muerte en el mundo, nada de raro tiene que allí en Las Vegas, la representante local, la más fea (porque ni me dan ganas de decir "la menos bonita") fue elegida "la más bella del universo", cuando la venezolana, la brasileña o la australiana estaban lejos por sobre ella.

Por lo tanto, que ladren los perros, Sancho, criticando a Irene Esser, porque es señal que avanzamos hasta cuando no ganamos... Y que la Irenita termine el año mereciendo el mejor abrazo de sus compatriotas, de todas y todos los que la admirábamos por bella, y que ahora, al saber que está orando por nuestro presidente, también la queremos, la queremos y respetamos de todo corazón, y nos da un gustazo escribir en su defensa.

El Tano.
eltanoyea@yahoo.com
 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 4486 veces.



El Tano / Abrebrecha-UCV

Poeta inurbano, diseñador gráfico. Integró el equipo de comunicaciones de La Moneda cuando el presidente Allende en Chile. En Venezuela, diseñador de los empaques de los productos Casa, que se venden en Mercal. Coordinador de Abrebrecha-UCV. Del Colo-Colo en Chile y del Zamora en Venezuela.

 abrebrechaucv@yahoo.com      @eltanoyea

Visite el perfil de El Tano Yea para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: