Opinión, historia, arte i medicina

El rostro del Libertador i las causas de su muerte (parte IV)

“Desprecia al corazón que no ama la belleza.

  Repugnante es el ser carente de pasiones.

  Indigno es él del sol que alumbra, y de ese beso

  con que puede aplacar nuestras penas la luna”

 Omar Kheyyam

RUBAIYAT

“La belleza es difícil”

 Platón

      El nuevo rostro de El Libertador Simón Bolívar, producto del avance tecnológico i científico del presente, inicio de la segunda década del siglo XXI, no se aparta de la verdad histórica que le tocó vivir, pues siendo un logro obtenido del prodigio de que los huesos hablaron –como expresaron los científicos i profesionales de disciplinas afines− i aportaron datos que la ciencia supo interpretar, produjeron un personaje que se aproxima a la absoluta verdad de su fisonomía, un poco más allá de un 90%, sin descalificar la obra retratista de los artistas que lo conocieron, i para algunos posó como modelo, i para otros que, así orientados, dieron vigor a su creatividad de pintores, poniendo como los maquilladores, una parte de su sensibilidad ante la grandeza del hombre que fascinó por su talento i proezas, lo que incita a querer hallar una belleza interior que se refleja por fuera. Creo, como pintor, que la mayoría de las obras sobre Bolívar, están en concordancia con el nuevo rostro que ahora tenemos, incluyendo las que he citado de Gil de Castro i de Antonio Salas.

     En verdad, no sé qué clase de información habrán dispensado los dos grandes pasquines de Venezuela, EL NAZIONAL i EL UNIVERSAL, porque aunque antes fueron indispensables en mi vida intelectual, cuando eran diarios serios i respetuosos de los derechos humanos, desde los tiempos del golpe de estado no los he vuelto a comprar, i ni miro en los puestos de venta, los titulares falsos que publican, dándome en gran parte una excelente serenidad espiritual, pues la mentira produce como una dermatosis grave, aunque de la piel no pasa, pues la mente descubre las falsedades i estupideces; supongo que no habrán difundido gran cosa sobre este casi maravilloso proceso creativo científico, mientras en Maracaibo, creo que  PANORAMA ha hecho una presentación extraordinaria, de páginas enteras i con fotos i gráficos que ha enriquecido la semi hemeroteca que tengo de recortes importantes, i ya en la Feria del Libro, pude obtener una copia grande del Bolívar que, enmarcado, permanecerá en mi biblioteca junto a otros retratos anteriores. Hoi, jueves 2 de agosto, en una nueva página completa, la información del diario zuliano que se perfila como el mejor del país, ha publicado una página extraordinaria, donde las investigadoras, doctoras Lourdes Pérez (antropóloga forense), Maribel Yoris, (radióloga forense) Sonia Viso (odontóloga forense) i Yanuacelis Cruz (anatomopatóloga forense), bellas mujeres de talento, conjuntamente con el experto especialista francés Phillippe Froesch, acompañan la noticia bien completa de lo que es posible decir por la prensa, en excelente exposición de la periodista Keila Vílchez Boscán, dándonos a conocer a todos los venezolanos, cómo hicieron el rostro digitalizado del Primer Ciudadano del Mundo Simón Bolívar, por el método llamado de Manchester que consiste en posicionar marcadores de espesor de tejidos blandos, en puntos craneométricos precisos i los puntos más difíciles de resolver en 3D., entre ellos la nariz  esculpida a mano, del personaje. Sin embargo, cuando he venido a mi computadora para escribir, revisando correos e informaciones, me consigo con un mamarracho de información ilustrada, donde ensamblan medias caras de Bolívar i Chávez que no concuerdan en nada, i en otra foto, la cara del candidato Capriles Nada, solamente con el pelo i el cuello de uniforme militar de Bolívar, dejando ver la parcialización; sólo que la cara de orate no la salta un venado drogado. La firma un señor que debería hacerse ver la vista i entrar a estudiar por lo menos el bachillerato, pues si es profesional en algo, debe comenzar de nuevo.

    Con esa técnica se está trabajando sobre la cara del filósofo francés René Descartes,  la de Copérnico i se ha elaborado la del Rei Pedro III de Aragón del siglo XIII. Como ya señalé, la BBC de Londres difundió una cara de Cristo que no motivó a ningún gaznápiro nuestro, a compararla con las postales de Semana Santa, Navidad, etc. Se necesitó que esta realización la diera a conocer el 24 de julio el presidente de la República Bolivariana de Venezuela el Comandante Hugo Chávez Frías, para que el nido de serpientes de la MUD opositora, saliera con los mismos argumentos baratos a tratar de desprestigiar una labor netamente científica.  Quienes no aman la belleza integral de las grandes cosas, porque sus pasiones son bajas, encuentran que la belleza no solamente es difícil como lo expresó Platón, sino que para ellos es inalcanzable.

     I ya expuesto de manera bastante amplia, lo que un ciudadano racional, ponderado i sereno debe saber sobre el nuevo rostro de El Libertador, paso otra vez referirme a las causas de su muerte, recordando que en la ciencia, los hechos transcendentales i hasta los normales, no tienen una única causa, sino constelaciones causales, como repetía mi inolvidable maestro de Lovaina, M. Jean Ladriére.

      Respecto a la causa o causas de la muerte, ya expuse 12 artículos  que sería imposible resumir, pero que fundamentalmente era para combatir los disparates, arbitrariedades i malos inventos del supuesto historiador autor de LA CARTA, libro que motivó en el pensamiento del Comandante Chávez la idea de que El Libertador Simón Bolívar, fue asesinado, sin fijarse en las mentiras inventadas por el señor Mier Hoffman, cuando llega a afirmar que quien murió en San Pedro Alejandrino no fue Bolívar, sino supuestamente un doble maravilloso i, único ejemplo en toda la Historia Universal, pues conocía a todos los que le rodearon en el lecho de muerte, entre ellos sus generales, i hasta el imbécil de su ayudante de cámara  José Palacio se tragó el cuento de confundir a su amo con un suplente, i todos fueron cómplices de una falsedad nunca aparecida en los textos de historia; suplente, además, francamente genial, ya que pudo hacer su última proclama a los colombianos, con las mismas palabras i el mismo talento que el héroe que fue secuestrado por un barco norteamericano, cuando bajaron un bote con marines para abordar el Manuel, velero que don Joaquín de Mier, prestó al Libertador enfermo, para trasladarse de Cartagena hasta Santa Marta. Eso marinos entregaron a Bolívar una carta (que Mier Hoffman al contestar a mis artículos, dijo que esa, i no la dirigida a Fanny du Villar, era la que inspiró sus tres libros, porque luego escribió dos más) donde posiblemente conminaban al enfermo a entregarse a los norteamericanos que, luego lo trasladaron a la selva colombiana i lo fusilaron. Por eso, lo que llegó a Santa Marta, no fue el original sino un suplente o doble verdaderamente genial. ¿Quién que tenga la más elemental educación o cultura, puede admitir esta novela truculenta, barata i obviamente de una falsedad insultante? Ahora, en la carta publicada recientemente en Internet de fecha 24 de julio de 2012, dirigida al presidente a través del Jefe de Campaña Jorge Rodríguez, el señor Mier Hoffman, menciona otra carta protagonista, dirigida a un tal M. Irvine, como la tercera carta protagonista de sus locuras históricas, i que eso lo hizo  “para defendernos del imperio norteamericano” i de paso colocando en el título, al referirse a los restos mortales en el Panteón Nacional, que se dicen  de Bolívar. Aunque el presidente Chávez no haya dicho nada de estos disparates desestabilizadores (parecen obra de la CIA), creo que todo está descartado, en lo que concierne a la causa de muerte por fusilamiento i la ausencia de restos de El Libertador, honrados en el Panteón Nacional. Por eso, i porque en principio se adelantó que la causa médica de la muerte fue un shock anafiláctico como se insinuó al principio, voi a concretarme a lo que considero fue la enfermedad i muerte de Simón de la Santítima Trinidad  Bolívar  Palacios y Blanco, con los argumento que los estudios médicos, las cartas, i las referencias históricas, asientan que fue por Tuberculosis Pulmonar, pero trataré el otro diagnóstico que ahora se presenta, como es el de la Histoplasmosis, enfermedad por un hongo  (Histoplasma capsulatum) que ataca igualmente los pulmones de sus víctimas, i sin pretender que esgrimo la absoluta verdad. Aquí vuelvo a unas coplas de mi poeta filósofo Antonio Machado:

¿Tu verdad? ¿Mí verdad?

¡No, la Verdad!

Y vamos juntos

a buscarla.

robertojjm@hotmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1851 veces.



Roberto Jiménez Maggiolo


Visite el perfil de Roberto Jiménez Maggiolo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a147868.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO