No hay que ser tan pueriles, camaradas: Pérez Becerra es otra versión bien camuflada del caso Antonini Wilson

Uno de los que mejor estaba enterado del viaje de Joaquín Pérez Becerra a Venezuela, era el Matacuras. Así como fue el Matacuras quien reventó, pero de forma inmediata y formidable el “tubazo” del millón de dólares de Antonini en el aeropuerto de Buenos Aires, en el mismísimo momento en que le fulano delincuente cruzaba la zona de seguridad.

¿Quién envió el fulano video del caso del “Maletín” al Matacuras en tiempo real? Pues se trataba de una especiosa trácala urdida por la CIA para tratar de matar dos pájaros de un solo tiro: a los Kirchner y a Chávez, mediante la guerra sucia mediática, para luego proceder a darles el tiro en la nuca.

Llama sobremanera la atención que los poderosos medios nacionales se hayan embanderado con la causa de los izquierdistas que reclaman la libertad de Pérez Becerra, empezando por el editorial del mismo Matacuras, casi inmediatamente después que lo detienen. El diario “El Nacional” le ha dedicado mucha atención al tema y hasta su macheta fue dedicada a elogiar a los que quemaron los retratos de Nicolás Maduro y de Andrés Izarra.

¿Por qué aquí realmente nadie ha investigado quién fue el que lo invitó a nuestro país?

Ya la MUD tenía una espantosa fiesta (que iba a durar varios meses para caldear la relación entre los dos países) guerrerista, con el caso de Pérez Becerra, que sin duda Chávez se la aguó.

Chávez se ha propuesto para que no descarrilen la relación y ha hecho sus esfuerzos, y Santos también ha hecho su parte enfrentando la guerra que le ha lanzado Uribe.

Todo eso todavía marcha sobre la cuerda floja o al filo de la navaja, y hay que tener mucho cuidado para de un momento a otro no implosione.

Es evidente que al tipo lo invitaron para volar en pedazos los recientes acuerdos entre Santos y Chávez, y que indudablemente esta pulverización de las relaciones favorece a la política criminal y guerrerista del imperio.

Y en esta descomunal trácala internacional estuvieron metidos varios países, empezando por Estados Unidos, el mismo gobierno sueco, el gobierno alemán y el gobierno colombiano.

Ya está bueno de que estén agarrando por inocente al gobierno bolivariano. Bastante pagó con el peo de la Operación Emmanuel y aquellos rescates en el que la FARC sorpresivamente entregó a la Ingrid y a los agentes de la CIA al gobierno de Uribe, y no cuando se suponía que los debían entregar a Chávez. Ya basta de que nos estén engañando y burlándose de nosotros y que Chávez esté pagando todos los platos rotos.

Caramba, camaradas no hay que ser tan pueriles, tan inocentones, tan tontos.

Basta de pendejadas.

jsantroz@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3449 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N Y ab = '0' /actualidad/a122459.htmlCd0NV CAC = Y co = US