Loas a mi pueblo venezolano

Hace algún tiempo escribí un artículo, donde plasmé, o pretendí exponer, lo que yo creo debe ser el socialismo del siglo 21. Era un artículo algo extenso sí, lo medimos, con el espacio que nos otorga, nuestro querido sitio de internet, Aporrea. Pero que los manejadores de este sitio es justo decirlo aquí, nos permiten una suficiente tolerancia en ese tamaño del artículo.

El hecho, es  que les decía,  que: como el artículo era algo extenso, lo  dividí en tres partes. Pero en otra oportunidad posterior me decidí a publicarlo completo. Un señor que desgraciadamente no recuerdo su nombre me leyó, y no le gusto nada de lo que escribí.  Por ello, me envió un correo en el cual, sí mal no recuerdo trató de decirme que mis conceptos, para su gusto eran muy simples, o sea, sin profundidad.

Me imagino, que este acucioso señor, debe tener en la cabeza unas cuantas enciclopedias, lo suficientemente complicadas, e indescifrables. Esas, que sirven para crear, un caos al entendimiento limitado de los humildes mortales, sobretodo a  quienes estamos empeñados, en vivir nuestra vida, que la naturaleza nos da, de la manera más sencilla y descomplicada. Eso si, bien llena de la mayor suma de felicidad. Esa que el libertador, siempre luchó, para dárnosla. Solo que no pudo, porque algunos complicados no lo dejaron.

Este correo malintencionado, fue a parar a un sitio en el espacio cibernético, y que se llama Spam, término que traducido al castellano se puede entender como basura.

Pero, hoy se me ocurre, recordar ese correo, y ese recuerdo me motiva, para escribir este sencillo, elemental y simple artículo,  bien abarrotado de  conceptos igualmente sencillos, elementales y simples. Para referirme a unas experiencias que he estado experimentando, en  las tareas que me han sido asignadas en mi honorable partido PSUV, en  los actuales momentos. Esto, porque, me he involucrado en actividades inherentes a la militancia activa las cuales estoy ejerciendo, con mucho gusto.

Explicaré, eso de las actividades de la militancia, para que las personas que se identifiquen con el señor que me envió el correo de marras, no me cataloguen de simplón.

Bien, sucede que en mi honorable partido PSUV, estoy formando parte, o soy integrante de una Unidad de Batalla Bolívar 200 (UBB200). Por ello, he estado patrullando, he estado organizando y motivando a la comunidad donde esta inscrita la UBB200, para conformar consejos comunales. Esta interacción me ha permitido, tener un contacto directo con esa población tan vilipendiada, maltratada y muy explotada por la derecha venezolana y sus asociados, infiltrados en las filas de ese pueblo tan honorable.

Este trato,  me ha confirmado, que no estoy muy lejos de la verdad, cuando he dicho que el socialismo del siglo 21, es la mejor forma de vida del humano; la mas sencilla de aplicar. Esto, es así, porque este pueblo, ha demostrado con creces, que solo necesita ser dirigido o guiado  con amor, con respeto y con sabiduría, para conseguir la mejor aplicación y desarrollo de procedimientos, que resulten en su beneficio.

Fácilmente, cuando uno trata con el pueblo, se puede desmontar aquella triste matriz de opinión. La cual nos hacia, creer y  afianzaba en nuestra conciencia, la prédica maligna: que los venezolanos somos un pueblo vago, indulgente y hasta indecente. Matriz esta que nos fue sembrada en nuestro cerebro por la oligarquía, que había aprendido, que esta maldad podría ser utilizada como disparador, de actitudes entreguistas por parte del pueblo, al igual que aquellos ratones de hamelin.

Uno puede percibir de parte del pueblo su sabiduría, esa que le permite asumir todos los beneficios que provienen de las misiones como un acto  de justicia niveladora. No como dadivas miserables, a las cuales pudo acceder, sólo porque, un gobierno bonachón antipático se le ocurrió hacer cualquier beca alimentaria para paliar el hambre a   la cual ancestralmente había sido predestinado.

Cuando pensamos y deseamos y proponemos, que nada de lo que consumimos en condiciones normales, o utilizamos como servicios, para poder vivir dignamente, deba ser objeto de lucro, o especie de mina colocada por la providencia para usufructúo de una minoría de la población mundial. Seguros estamos, que esa debe ser la mayor suma de felicidad que el padre libertador, soñó para su pueblo americano, o Grancolombiano.

Porque ese pueblo que no leyó a Marx, a Hengels, a Gramsci, a Mao, a Ho Chi Min, y a muchos otros que yo tampoco conozco y mucho menos recuerdo. Pues si, ese pueblo ha llegado a decir “SI”, al socialismo cuando el presidente Chávez se lo  propuso. -¿Recuerdan aquella, afirmación del presidente Chávez?, cuando dijo: “El que vote por mi esta votando por el socialismo”. Recuerden también, que el pueblo votó por Chávez en esa oportunidad.

Cualquiera de la oposición dirá que, el ha estado apoyando al presidente en su transición al socialismo, porque el presidente es un populista. Pues queridos, oposicionistas quienes han sido y son populistas son ustedes, que todo el tiempo estuvieron y están comprando votos con ofertas de miseria y aval de mentiras en la cuarta república.

Sí, aplicamos ese criterio oposicionista a lo que acontece con el presidente Chávez y su esplendida relación con el pueblo. Podemos deducir, que el socialismo le entra al pueblo: por amor, porque su presidente le cumple,  las promesas, no lo engaña, y esta pendiente de él. Para ello el presidente, prima la felicidad del pueblo a la glotonería avara de los poderosos de siempre.

En síntesis o más bien para terminar, yo le doy loas a este pueblo sencillo en discernir y grande en su accionar. Pleno de esa sabiduría, que cuando la aplica, siempre resulta en amor del bueno, con mano extendida y generosa llena de la misma riqueza que comes; que sabes que alcanza para los amigos, sin egoísmo, con amor y sabiduría.

¡VIVA EL PUEBLO VENEZOLANO!

En honor a ese pueblo, le dedico esta glosa que le escribí hace algún tiempo: 

                             EL APÓSTOL NUMERO TRECE. 

                                                                          Patria, socialismo, o muerte.

                                                                          te define con creces.

                                                                           y, tu sueño te convierte,

                                                                           en el apóstol numero trece 

                                                                I 

                                                   ¡ PUEBLO!, hoy rompes cadenas frías.

                                                   hoy te has despertado,.

                                                   con el libertador a tu lado,

                                                   quien,  hace cien años dormía.

                                                   y, desinflas – pueblo- pesados grillos,

                                                  con espinas de libertad,

                                                  soportando  con estoicismo el dolor,

                                                  y a la vez gritando fuerte,

                                                  la consigna del amor.

                                                  PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE. 

                                                                II 

                                                  Cuando la vil canalla

                                                  al corazón de la patria atacó,

                                                  tu ancestral noble fuerza resucitó,

                                                  y aniquilázte la mortal metralla,

                                                  que con furia,  la libertad acalla.

                                                  peleaste por lo que te pertenece

                                                  entregándo tu vida a veces,

                                                  con ese inmenso amor patrio

                                                  que con justicia a diario,

                                                  TE DEFINE CON CRECES  

                                                                III 

                                                 Mucho pueblo aquí hay,

                                                 Mucho guaicaipuró vive,

                                                 mucho patriota subsiste,

                                                 para la patria cuidar.

                                                 para la vida inmolar,

                                                 en haras de la libertad.

                                                 por ello la libertad que ansías y

                                                 la democracia que ejercitas,

                                                 tu anhelo concretiza y

                                                 TU SUEÑO TE CONVIERTE 

                                                                    IV 

                                                  Pueblo venezolano; sublime y noble

                                                  por tu comprobada misericordia,

                                                  Por compartir sin reparos, tu gloria

                                                  y  por  tu valor indoblegable.

                                                  por tu justicia insobornable.

                                                  porque tu accionar solo obedece

                                                  a  inmolarte con creces,

                                                 y, tú luchando por tu hermano

                                                  te has convertido encantado,        

                                                  EN EL APÓSTOL NUMERO 13

wiliancastillop@gmail.com

  

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1922 veces.



William Castillo Pérez


Visite el perfil de William Castillo Pérez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



William Castillo Pérez

William Castillo Pérez

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a108207.htmlCd0NV CAC = Y co = US