Pesadilla macabra

Cuando vengan los marines, ellos estarán en primera fila, con la daga de la traición evidenciada en sus caras de cobardes y llenos de incertidumbre creyendo que serán salvados del desastre que con tanta insistencia han venido provocando, los conducirán como chivos al degolladero, los acompañaran hasta el sitio donde comenzaran la masacre, con la intención de cerrar la entrega que previamente han estado negociando en los ojos de la patria.

Con antelación y en acuerdo saben por dónde es la entrada concertada en madrigueras separatistas que vendieron su alma al diablo; vienen construyendo un camino que hoy creen que esta listo; según dicen entraran por occidente, las facilidades serán las convenidas por los despatriados que entregaron la soberanía en fronteras de estados gobernados y tocados por el imperio, traicionaron a su propia madre y a medida que entren hacia el centro empezaran a sentir las consecuencias de haber traicionado la patria, cerraran los ojos y sus oídos no querrán escuchar los partes de guerra, ni ver los muertos y lo más probable es que aliados que los enfermaron no puedan trasmitir debido a la estrategia del pueblo, que evitara el avance de traidores hacia el centro del poder donde a sangre y fuego se estará defendiendo la patria.

Mientras llegan a Caracas verán la alfombra de la sangre que vendrán pisando con su irresponsabilidad e inconsciencia; los líderes ya no estarán, solo borregos con ojos vendados; descubriendo que se dejaron confundir, sin tener información de ningún campo de guerra, esperaran la liberación del centro, que es el lugar donde se dará la batalla final, donde la indefinición hará que mueran los de un lado y no los de otros, con la diferencia que los causante de la tragedia no sabrán de qué lado está su posición y el distintivo de escuálido será indescriptible para sus amigos marines, que por no entender el idioma castellano, cuando se identifiquen como traidores no le saldrá la palabra para decir ¡ya no más muertos! nos equivocamos y siempre lo estuvimos: pero será tarde, los verederos revolucionarios tendrán planes para defender la patria, porque saben que la única forma de mantenerla es con la vida y a su vez defender la suya.

Ojalá esta situación no sea verdad cuando despierte de esta pesadilla y todos los traidores de la patria hayan entendido que para hacer política, no hay que entregar el país como lo están planteando y lleguen a entender que se puede ser cobarde como en efecto lo son, pero no traidores como se están manifestando; mientras no tienen amor por nada, hay un pueblo gritando por todos los caminos, PATRIA O MUERTE, VENCEREMOS Y HASTA LA VICTORIA SIEMPR.

HAZTE CONCIENCIA.


machucamelo@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1739 veces.



Antonio Machuca

Actor y militante revolucionario

 machucamelo@cantv.net

Visite el perfil de Antonio Machuca para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Antonio Machuca

Antonio Machuca

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a91716.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO