Who are you?

El poder de veto en el seno de la ONU es como su antítesis. Resulta el mayor doblez político del planeta, pues niega la democracia y el respeto de la voluntad de sus habitantes. Al mismo tiempo, quienes lo detentan profundizan su conocimiento sobre la muerte y el caos, concentrando sus avances tecnológicos en refinados aparatos para tales fines.

Solo un ejemplo: la bomba de tungsteno, diabólico artefacto que fue opacado por la vistosa bomba de fósforo blanco en la última masacre palestina. Luego de lanzada, explota a unos 80 cms del suelo. Al hacerlo expulsa violentamente su contenido de polvo de tungsteno conformando un anillo de altísima temperatura que actúa como una cuchilla térmica, cercenando cuerpos de niños y extremidades de adultos.

La Pacha Mama languidece bajo las ciclópeas dentelladas de capitalismo salvaje. Parece irónico que el imperio, a través de su interlocutor de turno arengue sobre el cambio climático imbuido de una artificiosa conciencia ecológica, siendo ese mismo imperio el mayor detractor del Protocolo de Kyoto. Siempre he creído que Obama no es un simple nariceado de la hidra imperial, sino que comprende muy bien el manejo de los hilos perversos que la mueven. No puede pasar desapercibido el hecho de no hacer mención al golpe en Honduras, durante su discurso en la ONU. Se trato fundamentalmente de una táctica distractiva para no entrar en “honduras latinoamericanas”.

Se trata también, de sentar las bases para monopolizar un potencial mercado como lo es la recuperación del planeta del desastre industrial, tecnológico y bélico que ellos mismos han creado ¿No es acaso eso lo que hacen Haly Burton, Black Water y sus filiales, luego de destrozar países enteros? Ya lo veremos, a ellos solo los mueve el dinero de otros y querrán que les paguemos por recoger su propia basura.

La ONU se ha convertido en una mañosa y vieja prostituta quien resignada por el anacronismo, alcahuetea en sus salones la lascivia y concupiscencia de una elite capitalista sádica. La desobediencia contumaz a sus resoluciones por parte de esa elite del veto es muestra fehaciente de que necesitamos un nuevo orden como prerrequisito para salvar el planeta.

La pregunta Who are you Obama? Lanzada por nuestro Líder Comandante, estimo que no se trata de una simple incógnita, sino de un mensaje para que se entienda que ya sabemos que el actual presidente de USA tiene dos caras. Eso no es dilemático, es un estilo de hacer política que se entiende en la afabilidad prefabricada para mercadear una imagen, mientras se traman con mayor virulencia, golpes e invasiones en búsqueda de energía para el monstruo.

En mi opinión creo que no olió a azufre porque Obama apretó los esfínteres. Creo así mismo que el olor a esperanza no provenía del edificio sede de las Naciones Unidas sino de las calles de New York, atestada de ciudadanos que quieren un cambio verdadero, de trabajadores que luchan contra la explotación, de amas de casa que quieren que sus hijos vuelvan sanos y salvos de Irak, de abuelos que quieren contarle historias a sus nietos junto al fuego y no morirse de frío, de jóvenes que se preparan para sacudir las superestructuras de su país, de gente que reconoce a Hugo Chávez, el de Sabaneta de Barinas.

Probablemente todos ellos también se preguntan: Obama, who are you?


pladel@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1606 veces.



Plácido R. Delgado


Visite el perfil de Plácido Rafael Delgado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Plácido Rafael Delgado

Plácido Rafael Delgado

Más artículos de este autor