Terrorismo de Primera Necesidad

Yo tenía 17 años cuando fui detenido y fichado como “Jefe de Banda Terrorista” por la Dirección General de Policía (DIGEPOL), la extinta policía política venezolana. Eso me intrigó y me marcó: llevo 40 años leyendo sobre terrorismo. Voy a resumir y compartir mis modestas conclusiones para compatriotas, camaradas y afines:

1) Existen terroristas, pero no son como los imaginamos. No son terroristas todos los que nombran los medios ni los medios nombran a todos los que son.

2) El “terrorismo” no existe, ni siquiera como doctrina. Es un concepto vacío que se llena con dolor y muerte, y cada quien le da el significado que le conviene.

3) El Diccionario de la Real Academia da dos definiciones: Sucesión de actos de violencia ejecutados para infundir terror, (contra el cual Mister Bush dice estar en guerra); y Dominación por el terror que describe la política nacional e internacional del mismo Bush.

4) El término terrorismo fue usado (y popularizado) por las tropas alemanas en Europa durante la 2da. Guerra Mundial, para (des)calificar la acción de la Resistencia contra la ocupación nazi.

5) El término terrorismo se usa hoy

a) Para culpar a naciones, organizaciones o individuos, de los actos de provocación orquestados por los servicios secretos o paralelos de las grandes potencias y corporaciones internacionales.

b) Para (des)calificar la resistencia armada de pueblos ocupados o despojados de su derecho a la autodeterminación, o aquellos sometidos a dictadura.

8) A nivel global, las mafias empresariales neoliberales y sus gobiernos, diseñan y ejecutan actos terroristas que atribuyen a enemigos reales, semi-reales o imaginarios.

9) El espantajo del terrorismo se agita con el fin de asustar a la población y chantajear a políticos y parlamentarios, para abolir progresivamente el orden jurídico internacional, las libertades constitucionales, los derechos laborales y la libertad de expresión.

En los Estados Unidos el clan Bush-Cheney logró, con este método, promulgar leyes que inutilizaron la mayoría de los derechos consagrados en la Constitución.

9) Terrorismo y anti-terrorismo son las dos caras de la misma burguesía que, con el “Ley Patriota”, la polémica “Constitución Europea”, la instalación de cuatro millones de cámaras de vigilancia en las calles de Gran Bretaña y otras medidas, ha puesto en marcha la primera contrarrevolución preventiva de la historia.

10) Esta contrarrevolución preventiva es indispensable para el neoliberalismo. La necesita para volver a Manchester, a su época de oro. Para neutralizar la creciente conciencia y resistencia de pueblos y naciones a la explotación neoliberal; para continuar impunemente deteriorando la vida y poniendo en peligro la supervivencia humana en el planeta.

11) Cualquier dirigencia clandestina armada que carezca de base popular orgánica y de dirección política externa, puede ser infiltrada, decapitada, reemplazada, indirectamente financiada, manipulada, desactivada, privatizada o puesta en hibernación por el Estado, servicios paralelos u organizaciones al servicio de grandes intereses internacionales.

12) Una organización semejante puede servir, simultánea y alternativamente, a dos o tres patrones, sin que sus militantes lo sepan. Termina siendo empresa de mercenarios, instrumento de provocación, vivero de fanáticos, mártires, héroes, sicarios, delatores y espías. En esto se parecen, guardando la distancia entre lo trágico y lo ridículo, Al Qaeda y Bandera Roja.

13) La Revolución y el Gobierno Bolivariano deben adoptar, como parte de su lucha cultural e informativa, una política permanente y creciente de denuncia del uso de ciertos términos en los medios. “Terrorismo” es uno de ellos. Venezuela ha sido objeto de ataques terroristas, por criminales que permanecen impunes y protegidos en Estados Unidos, y al mismo tiempo se nos acusa de dar refugio a terroristas, o de ser aliados de países que protegen terroristas.

14) Los Estados Unidos de América no sólo tienen una política internacional terrorista, sino que son los fundadores, financistas y tele-directores de la mayoría de los grupos terroristas que dicen combatir.

rotheeduardo@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1424 veces.



Eduardo Rothe


Visite el perfil de Eduardo Rothe para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eduardo Rothe

Eduardo Rothe

Más artículos de este autor