Las elecciones y la arremetida imperial

Solo en revolución las campañas política electorales obligan a la profundización del pensamiento y el análisis como herramienta indispensable para la presentación de propuesta claras, de alto contenido científico social y de profundo apego a la construcción del socialismo.

Sin duda hay que reconocer que para un revolucionario es más importante el análisis, la reflexión y la acción, que el mero proselitismo para ocupar una nominación, por ello nuestra izquierda bolivariana se distingue ante la derecha maltrecha y sus desmanes internos, pues hemos logrado que la praxis democrática sea una lógica consecuencia de nuestra actitud participativa y protagónica y no una caterva de intereses personales, partidistas y hasta empresariales.

Por ello estamos seguro que los candidatos que surjan de la consulta serán sin duda hombres y mujeres dignos de la confianza de las mayorías consientes, con los cuales seguiremos construyendo el socialismo y combatiendo a el invasor, que ahora se escuda detrás de la Exxon y en un flagrante acto de provocaciones viola la zona limítrofe en reclamación entre Venezuela y Guyana.

Es importante destacar, que si bien nuestra cancillería ha sabido responder de forma clara a la agresión, hay que reconocer la indignación de los grupos sociales, partidos progresista y gobiernos progresistas de avanzada, que en bloque condenan las acciones guerreristas del Departamento de Estado, el Pentágono, sus Arcones y sus lacayos criollos.

En ese sentido, tal como lo exprese en mi participación en el programa Soberano en Positivo que dirige el compatriota Diputa Saúl Ortega en DAT TV, para sorpresa de mucho (opositores y oportunistas, maniobreros, coleados y disfrazados) en el polo patriótico, el tema más allá de la coyuntura electoral interna del próximo domingo, se inscribe en el análisis sustantivo a las agresiones imperiales, desde la perspectiva de su demostrado interés por desmontar el proyecto revolucionario en Venezuela y América Latina.

Para nadie es un secreto, que nuestra fortaleza geopolítica y geoestratégica radica, más que en los recursos naturales que poseemos, en la unidad táctica y estratégica que nos amalgama en el subcontinente en la CELAC, CARICON, UNASUR, MERCOSUR, ALBA y PETROCARIBE, situación que nos coloca en el debate mundial de igual a igual en el concierto de las naciones. En consecuencia, aunque vamos por el camino correcto, construyendo la integración de los pueblos para los pueblos y por los pueblos. Esta contienda interna pone a prueba el nivel de conocimiento y madurez alcanzado en nuestras filas, pues será de ese parlamento que emergerán los representantes ante los parlamentos continentales y mundiales, motivo por el cual requerimos con urgencia que escojamos a los y las mejores para la Asamblea Nacional, ya que la aspiración de la derecha es explosionar a esta institución, con el fin de derrocar al gobierno bolivariano.

Cuidado no es poca cosa lo que está en juego, tenemos la obligación de seguir avanzando bajo el acecho del enemigo. No olvidemos que somos un ejemplo, un modelo de democracia, el cual pudiera ser replicado como alternativa ante la miseria del capitalismo.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1222 veces.



Ángel Rafael Tortolero Leal

Profesor Investigador Titular en la UNERG, Diplomatico Ex Embajador, Analista Internacional, Miembro del Centro de Estudios Socialistas Jorge Rodríguez. Internacional Bolivariana y Miembro de la Línea de Investigación: Políticas Publicas y Pensamiento Contra Hegemónico. Militante del PSUV

 angeltortolero@gmail.com      @ANGELTORTOLERO1

Visite el perfil de Ángel Rafael Tortolero Leal para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Ángel Rafael Tortolero Leal

Ángel Rafael Tortolero Leal

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /tiburon/a209591.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO