A Solimar

Quiero rendir tributo a una joven valiente, hermosa como sus rimas, que nos deja adoloridos con su inexplicable partida. Como a muchos camaradas, nos bañó de miel el alma con su ternura y templó nuestras conciencias con letras de esa rebeldía que desata el amor del Pueblo, con aroma de café de abuelas y miradas de niños traviesos. Y eso que solo supe de ti en La Hojilla, pero eso fue suficiente para prenderme de tu melodía. Un pedacito de amor que se fue a potenciar nuestro avance desde el cielo. Ojalá no te hubieras ido para no decirte esto:


QUÉ ARRULLOS NO ME DISTE

POR QUÉ TE LOS LLEVASTE

EN CUAL BATALLA VENCE TU SONRISA DE ESTRELLAS

A CUALES PLAYAS EL SOL Y EL MAR TE LLEVARON

JUNTO A LA MUSA Y LOS POEMAS

COMO AQUEL DEL HOMBRE QUE INSPIRÓ TUS ACORDES

Y LA FRAGUA

Y LAS ALMAS

Y LOS PUEBLOS

Y LA VIDA

GUERRERA IMPLACABLE EN LUCHAS DE ESPERANZA

TRINO DE VICTORIA CLAMANDO DESDE LEJOS

GUITARRA EN MANO, CARGANDO CONTRA EL ODIO

TU, MUNICIÓN DE AMOR, EN INFINITOS LABIOS

Y TE PIENSO

Y TE SIENTO

Y TE LLAMO

Y VIENES CON TU CANTO.

Hasta la victoria siempre.

pladel@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3003 veces.



Plácido R. Delgado


Visite el perfil de Plácido Rafael Delgado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Plácido Rafael Delgado

Plácido Rafael Delgado

Más artículos de este autor