La progenie política lacaya

Petit Merde

Desde que el mundo es mundo, hemos sido asediados por los traidores, tal vez una subespecie indeseable, de la que algún día un genetista acucioso aislará el gen. Mientras tanto solo nos queda estar alerta ante los desvaríos y tonalidades de quienes preñados de buenas intenciones, imbuidos de “civismo” o aderezados con dóllares inorgánicos del imperio, proclaman su sindéresis democrática desde atalayas de lenocinios, falansterios y en connivencia con los más oscuros cofrades del tráfico de vicios, quienes reconocen de inmediato las cloacas propicias para su reproducción.

Pupú es pupú donde lo pongan, así lo edulcores o lo escondas. No hay perfume que lo disimule ni pañal que desodorice. Si además va acompañado de distensión esfinteriana, no hay manera. Cuando usted escucha al atascado Tascón proferir con desparpajo sus advertencias en cuanto a que la derecha endógena está detrás del intento de golpe y magnicidio y se pregunta hecho el pendejo, a quien le conviene ese lance, yo particularmente no puedo dejar de pensar: ¿Será que este carajo no se ha visto en un espejo? ¿Será que la secretaria de gobierno de Carabobo –por ahora- anda con revolucionarios? ¿Será que el clan Makled y compañía trafica con leche en polvo?

Mire mano, cuando huela a mierda, tanga por seguro que es mierda. Los pitiyankees hieden a leguas. Esa hedentina que emana de ellos se debe a sus singularidades ideológicas, morales y políticas, las cuales actúan como un propelente de toda la inmundicia capitalista que les corre por las venas, así se desgañoten jurando por sus choznos que son más coloraos que un bachaco culón.

Cuando veo a Alberto Federico declarando ante los medios golpistas (eso es como detritus al cuadrado), me dan nauseas por los vapores miasmáticos que expele por la boca y por la piel. “No eso es mentira”. “Lo que pasa es que están perdiendo en las encuestas”. “No eso lo filmaron en el 2.005”. “No, lo que pasa es que están asustados”. No Betico, no. Quienes están desesperados son ustedes, los golpistas, porque se les murió el golpe en la barriga, mientras sus payasitos candidatos se dan tortazos en la cara y porrazos entre ellos mismos en tu circo encuestológico.

El grupo coprófago 2D, tiene 2D-dos de bosta concentrada en la cabeza. Pero dedos parados. Son como los angelotes del status quo, que aunque los maquillan y retocan en camerinos, no pueden ocultar bajo sus “mantos” las pezuñas empantanadas con sus propias cagadas.

Quienes buscan como pretexto inocuo, indicar matrices de opinión calificando de vocabulario soez y escándalo diplomático, de tragedia griega y deslave económico, la expulsión del embajador yankee, son las mismas puticas depravadas que toda la vida se han revolcado con ellos, avasalladas por “sus ojos azules” como dijo “ano-nadado” un entrevistador mañanero de la cloaca mediática mayor, cuando estuvo cerca de un portaviones yankee hace unos meses. Para ellos y toda una variedad escatológica que va desde los ahítos irredentos hasta los roedores encapillados de cagarrutas, resulta un maniqueísmo paranoico cualquier inflexibilidad ante sus “actos de buena fe”. Mire usted cómo los prefectos “cívicos”, a solo horas de haber masacrado al Pueblo Boliviano y de haber atentado contra los bienes e instituciones de ese Estado, osan decir que solo habrá diálogo con el prefecto asesino libre.

Cuando usted ve a la peña filosófica de la oposición, “desencabezada” por Manuetóteles Catatúmbikos, diciendo que se dan “golpes de pecho” por el pueblo, pero cobijan narcotraficantes y paramilitares ¿no les pega un tufillo a pañal desechable usado?

Pero insisto, la peor plasta es la traidora. La que va a tu lado y carga la mala intención apretada en el corazón para que no se note el olor. Hay que aguzar el olfato ideológico para descubrir a los engendros y eso, a pesar de que es común en la historia de las revoluciones, tampoco tiene manuales y especificaciones. Solo se aprende al fragor de la lucha.

pladel@cantv.net


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1480 veces.



Plácido R. Delgado


Visite el perfil de Plácido Rafael Delgado para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Plácido Rafael Delgado

Plácido Rafael Delgado

Más artículos de este autor