¡Ya basta!

Hoy, sábado 26 de agosto, asistí a una nueva reunión del Comité Constituyente de la parroquia Unare (Municipio Caroní, Edo. Bolívar); donde analizamos el decreto de Trump sobre el bloqueo financiero y económico impuesto contra el pueblo venezolano. Por su puesto salieron a relucir las consecuencias del mismo y los escasos efectos sobre nuestra cotidianidad; pero concluimos sobre la necesidad de radicalizar la revolución bolivariana y ponerle los ganchos a quienes propiciaron tal decreto.

En tal sentido, fueron totalmente rechazadas las gestiones de dirigentes de la MUD ante sus jefes gringos y de otras potencias, solicitando dicho bloqueo financiero; como Julio Borges, quien en abril pasado suscribió una carta dirigida a los bancos Citigroup, Goldman Sachs Group y Bank of America, solicitando se "abstengan de colaborar en la monetización de las reservas, pues de hacerlo sería apoyar a un gobierno reconocido por la comunidad internacional como dictatorial", así como una entrevista concedida a la cadena de noticias alemana Deutsche Welle, donde dijo de manera explícita que uno de los interesados en invertir en la monetización de las reservas venezolanas de oro es el Deutsche Bank, también de Alemania.

Ese mismo mes Borges solicitó a la entidad financiera Credit Suisse prescindir de procesar productos financieros venezolanos; lo cual se concretó con los de PDVSA, del gobierno venezolano, de empresas privadas y de particulares. Al igual que tres cartas firmadas por Borges en mayo pasado, una exhortando a las compañías trasnacionales que acudieron a un evento en Australia sobre minería, abstenerse de suscribir acuerdos de financiamiento para el desarrollo del arco minero guayanés, amenazándolos con incurrir en delitos y desconocer sus inversiones por parte de la Asamblea Nacional; la segunda, al banco gringo Goldman Sachs con la finalidad de sabotear la venta del bono PDVSA 2022 a ese banco; y la tercera, a la Corporación Andina de Fomento, advirtiendo que cualquier deuda del gobierno venezolano con esa organización es nula y no será reconocida.

No olvidemos en esto a Luis Florido y William Dávila, quienes el 19 de junio pasado se apersonaron en la Asamblea de la OEA, realizada en México, declarando que "el continente debe expresarse de manera contundente para que cese la represión, la violencia y el uso de la justicia militar por parte del gobierno de Maduro contra el pueblo venezolano".

Otras medidas radicales que surgieron de la reunión del Comité Constituyente fueron:

  • Acabar de una vez por todas, con la impunidad y la inmunidad.
  • Mano de hierro contra los especuladores y acaparadores.
  • Acabar con las alcabalas en los poderes constituidos; destituyendo a los burócratas y apresando a los corruptos.
  • Impedir se sigan fugando los políticos o exfuncionarios delincuentes.
  • Cerrar de nuevo la frontera con Colombia.
  • Confiscar los bienes a los traidores de la Patria; viviendo dentro y fuera del país.
  • Acelerar la estructuración y funcionamiento del Poder Popular, ubicándolo por encima del Poder Público.
  • Nacionalizar la banca privada.
  • Ser más agresivos en la geopolítica internacional.

Como se puede ver, la gente anda arrecha; quienes gritan al unísono ¡YA BASTA!



Esta nota ha sido leída aproximadamente 728 veces.



Sergio García Ponce

Ex-vicerrector de Desarrollo Territorial de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV).

 sagarciap@yahoo.es

Visite el perfil de Sergio García Ponce para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Sergio García Ponce

Sergio García Ponce

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /oposicion/a251440.htmlCd0NV CAC = Y co = US