María Corina hasta perdió el habla

Siempre creyeron que se la estaban comiendo. Cuando Diosdado lanzó la molotov que probaba los delitos de los justicieros, María Corina lucia maliciosa, como buscando en apuros algún pormenor que rápido sacara a sus panas de ese rollo en que se metieron en los últimos tiempos. Mardo y Marcano desalinearon un discurso llorón, casi pidiendo cacao, y quisiéronse pasar cual Robín Hood de barrios, desde obtener dineros provenientes del mal, a dadivosos señoretes de nuevo cuño.

Y Mari Cori, como expiando las culpas de sus conmilitos, seguía descaminada. Los cartelitos que con frecuencia Julio Borges, le pretendía meter por los ojos a los televidentes, no solamente se convirtió en una acción inoportuna de sus promotores, sino que lejos de la soberbia que suele exhibir, también por la Machado era desaprobada, con impasibles gestos muy parecidos a la conmiseración.

La actitud gestual de la dama, era casi una imputación a los caballeros que Diosdado había minutos antes señalado. Es quizás, la primera vez que la señora chic de la oposición mostraba el más patético mutis, no advertido ni siquiera en los momentos inquebrantables de las derrotas más categóricas que a sus partidarios, Chávez les haya propinado.

O sea que esta sesión de este martes le pegó durísimo a la Mariíta. Pero cuando el diputado Hernán Núñez tomó el micrófono, fue el colmo máximo que desdibujó el ya quebrantado rostro de la dama.

Las veinte primeras palabras de Núñez, la hicieron doblar la cerviz en señal de impotencia. Ya después cuando el diputado de la oposición hasta ese momento, mostraba sus argumentos para pararse de la mesa opositora, Mari Cori no pudo contener una expresión donde se confundían unas lágrimas negadas a su rostro con la incredulidad más pasmosa.

Si de tirar la toalla se hubiera tratado, la Machado seguro desaforada la hubiera lanzado en primer acto, al centro del palacio elíptico.

Y la verdad que el carácter vanidoso y de altanería infinita que muestra siempre esta fémina, quedó esta vez reducida a una expresión gestual que simplemente insinuaba que la oligarquía criolla estaba acorralada.

n_lacruz@yahoo.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 5446 veces.



Neri La Cruz


Visite el perfil de Neri La Cruz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: