En la oposición ....billete mata galán

Basta imaginarse la corredera y el nerviosismo que hay a lo interno de la oposición venezolana a pocos días de la elección presidencial. Ellos, muy dados a la desestabilización del país, están sintiendo en carne propia las puñaladas que entre ellos se están clavando. No me atrevo a decir que le cayeron las siete plagas, lo cierto es que durante este último mes les cayó la pava. Están empavados y ni el cariaquito morao los salva de la derrota del 7-O. Y eso les pasa “por porfiao, por porfiao”, como dice Juan Hilario en la Leyenda del silbón.

Lo que han venido diciendo algunas compañías encuestadoras en el sentido que sólo algún evento catastrófico pudiera avizorarle o ser indicio de posibilidades de victoria a la oposición, ellos realmente se lo creyeron. En tal sentido no descartan lo que se ha llamado “plan B” y que seguramente lo anuncia un desesperado ultraderechista y reaccionario llamado Ricardo Koesling, a quien hay que seguir de cerca porque es un loco de carretera.

Resulta que cuando arreciaron las lluvias y comenzaron a inundarse pueblos y caerse los puentes, esta oposición se frotaba las manos. Cuando ocurre lo de la Refinería de Amuay, seguramente llegaron a pensar que coronaban el exitazo electoral. En ambas situaciones, como siempre, se olvidaron que aquí hay un gobierno de verdad. Como decimos en la costa, se cayeron de un coco.

Ocurre que en este amanecerá y veremos, las cosas no le salen bien a la oposición. Vino De Lima y luego William Ojeda con lo del paquetazo neoliberal. No habían ocurrido 24 horas cuando cuatro organizaciones partidistas fueron al CNE a retirarle el apoyo al candidato opositor por sentirse defraudados y no ser tomadas en cuenta ni consultadas para nada.

Pero los días y las horas previas al 7-0 se le están convirtiendo en pesadilla a la llamada MUD o Comando Venezuela. La corrupción, el cobro de vacuna, el soborno y la tracalería que les caracteriza se hacen públicos y notorios cuando el diputado Juan Carlos Caldera, íntimo y mano derecha de Capriles aparece en un video recibiendo millones de bolívares.

Todo indica que estamos en presencia de una oposición que vende su alma al diablo. Que todo lo que se ha dicho de ella es verdad. Que sus dirigentes no asumen la responsabilidad de sus actos y fechorías. Entonces uno se pregunta: ¿Cuando una gente se comporta de esta manera tan delictiva e irresponsable, qué se puede esperar de un gobierno dirigido por ellos? Por eso repetimos: de Amuay a Cumanacoa ni un voto para el paquetazo neoliberal. Votando por Chávez sigamos consolidando la Revolución Bolivariana.

revolcones76@yahoo.com.ve


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1279 veces.



Juan Azocar


Visite el perfil de Juan Azócar para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: