Después del 28 la batalla de las ideas continúa

El 28 se ha convertido en un número cabalístico en Venezuela, sin embargo es muy cierto que quienes hemos de presenciar el cambio histórico que darán las comunicaciones en este país seremos testigos privilegiados de una república sumida en la guerra de baja intensidad a donde nos han llevado los medios privados, algunos en plan de tregua otros editorializando la “tragedia de vivir en ella” bajo la sinrazón de la esquizofrenia mediática.

No obstante la mentira construida bajo las falsedades de una irrealidad fantasmagórica, existe un buen número de venezolanos que ennovelados en las fantasías creadas en las salas situacionales de la resistencia oposicionista y que tiene hasta el día 27 para anunciarse de manera abierta, pasarán ahora a la retaguardia del cable y desde allí encontraran las trincheras para el libertinaje y la saña contra la voluntad del pueblo venezolano para democratizar el espectro radioeléctrico de Venezuela.

Entendemos de esta manera que lo de RCTV no es ya ni siquiera un asunto de mercado, de competencia televisiva, del juego de la lógica capitalista de la ganancia, de la oferta y la demanda, no. Se trata de asumir una trinchera política ideológica que con la infraestructura de sus instalaciones y equipos será puesto a la orden del Departamento de Estado y de la Oficina de Inteligencia contra Cuba y Venezuela dirigida por Norman Bailey quien fuera nombrado en enero de 2007 para dirigir las acciones contra ambos países, todo bajo la lupa de John Negroponte, Director Nacional de Servicios de Inteligencioa de los Estado Unidos.

No hay que abrigar dudas del entusiasmo de los Jefes del Grupo 1 BC, de Marcel Granier y de la arenga de Eladio Lares cuando dijeron que sus negocios continuarán, claro que tendrán continuidad en términos crematísticos tiene mucho que negociar con el Departamento de estado quienes tendrán que erogar millones de dólares para sostener esa columna ideológica que continuará llamándose RCTV.

Una investigación en proceso revelará los planes que la Oficina de Inteligencia contra Cuba y Venezuela tiene para los próximos años en este territorio, ciertamente lo primero será constituir una dirigencia oposicionista que les garantice mejores resultados que el ensayo de Maria Corina Machado con Súmate. La triangulación con el Partido de Asnar abordará la opinión pública Europea, pero desde el septentrión Americano, Colombia y su oligarquía tendrá que volver al papel de Virreinato para neutralizar los esfuerzos de integración que gestiona Hugo Chávez desde un discurso bolivariano.

Por ahora la guerra de baja intensidad continuará y la batalla del 28 de mayo de 2007 será sólo el inicio de otros escenarios que abran de indicarnos los nuevos movimientos y las nuevas batallas que tendremos que dar, por ahora tenemos una breve ventaja y la ofensiva debe continuar en la guerra mediática que hoy registra el mapa político planetario.

aldemarobar@yahoo.es


Esta nota ha sido leída aproximadamente 3666 veces.



Aldemaro Barrios Romero


Visite el perfil de Aldemaro Barrios para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Aldemaro Barrios

Aldemaro Barrios

Más artículos de este autor