La información como ciencia en Venezuela

El que maneja información maneja poder, eso es lo que se les están enseñando a un grupo de venezolanos, muchos de ellos empleados de la Biblioteca Nacional, del Archivo General de la Nación y de otras instituciones del saber, que llevan adelanta un programa de formación académica en ciencias de la información, una disciplina como conocida, salvo en los ámbitos profesionales de la archivología, la bibliotecología o la museología, pero con un campo tan vasto como la investigación periodística o criminal por decir dos de sus "transversalidades" si me permiten la palabra.

Sin dudas que se trata de un esfuerzo académico de formación superior que, aunque poco conocido, el Gobierno Bolivariano y especialmente el Ministerio del Poder Popular para la Cultura, se anota una buena y nueva competencia a la excelencia en la transmisión o transferencia de conocimientos o de poder para el pueblo venezolano.

La mística y el compromiso político de sus promotores supera las dificultades que suelen oponerse a estos procesos de formación que contienen un alto componente estratégico, porque se trata de darle cuerpo superior al entrenamiento de funcionarios que asisten a su formación profesional en el entendido de que la instituciones se consoliden para servir mejor y construir espacios de socialización y democratización del conocimiento.

¿Cuál es el fin de democratizar el conocimiento? ¿Qué sentido tiene transferir saberes a funcionarios públicos trasegados por la cotidianidad de un estado paquidérmico? Por inicio, es la labor para promover un nuevo constructo social, eso es socialismo. Lo que hace falta es que esos programas de formación universitaria se multipliquen y reciban todo el apoyo del estado que está naciendo con esos nuevos funcionarios sobre las cenizas de una estructura incapaz de rendirle recursos al ser humano porque no fue pensada para ello.

Este programa de formación en ciencias de la información cuenta con el apoyo de la Universidad Andrés Eloy Blanco y la Universidad de la Habana, cuyo prestigio internacional es indiscutible. Ya estamos viendo sus frutos en algunos profesionales de postgrado que han superado el rigor académico de la exigencia científica y pronto se graduaran los primeros científicos de la información. Una buena noticia que el pueblo venezolano debe conocer para retomar el impetu de su lucha por una nueva sociedad que le depare felicidad, reafirmación de su identidad y real crecimiento humano.



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1460 veces.



Aldemaro Barrios


Visite el perfil de Aldemaro Barrios para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Aldemaro Barrios

Aldemaro Barrios

Más artículos de este autor