La contraofensiva de la Otan-Ucrania fracasó

Los ataque rusos, primero al puerto de Odesa, tercera ciudad importante de Ucrania, ubicado en la rivera del Mar Negro, y luego al Puerto de Reni, situado en el Delta del Rio Danubio en la frontera con Rumania, país adherente de la OTAN, es un indicador de un aumento peligroso de la escalada del conflicto Rusia-OTAN-Ucrania.

Ciertamente a 50 días del inicio de la tan presumida, alabada y pregonada contraofensiva de la OTAN-Ucrania, anunciada por los medios de comunicación occidentales desde principios de año, la cual tiene como objetivo fundamental expulsar al ejército ruso de los territorios del Donbass (Donetsk y Lugansk), Zaporozhie y Jerson, hasta el momento que se escribe esta narrativa, fracasó.

En otro sentido, la información que he procesado indica que la ayuda de occidente ha sido ineficaz, que la defensa impenetrable y el contraataque del ejército ruso ha originado la muerte en un porcentaje elevado de mercenarios y militares ucranianos, destrucción de un 30 % de la maquinaria bélica enviada por occidente a Kiev. El video y la foto que ilustran el póster de este Editorial son una evidencia del descalabro del ejército de la OTAN-UCRANIA. https://avia-es.com/news/nyt-vsu-poteryali-desyatki-tysyach-voennosluzhashchih

En consecuencia, ante el fracaso de la contraofensiva de la entente OTAN-EEUU-CE-Ucrania, los líderes de esos países vienen construyendo y expresando discursos y frases que muestran la desilusión, soberbia y frustración sobre la derrota de las tácticas empleadas para penetrar y superar las defensas del ejército ruso en las zonas de combate particularmente en Zaporozhie y Artemovsk.

En ese orden de ideas, expresiones como la contraofensiva "va lenta", "no es lo que esperábamos", "todavía no ha comenzado" "no esperamos que Ucrania logre sus objetivos." Ya son comunes en la Casa Blanca, en la CE y en Mariyinski. La contra ofensiva ucraniana "es ejecutada con dificultad y el ejército del país se enfrenta a una lucha muy dura", admitió el Secretario de Estado de los EEUU el 21 de julio. Esa afirmación fue reforzada por las declaraciones Valeri Zuluzhni, Ministro de Defensa de Ucrania, el 22 de junio, cuando expresó que: "Las expectativas sobre la contraofensiva han sido sobreestimadas. En cierto modo los comentarios ejemplificados son expresiones de los gobernantes occidentales para ocultar las bajas militares y el daño en material de guerra.

Unido a eso tenemos los últimos comentarios sobre el fracaso de la contraofensiva: 1) "la carencia de municiones y el nivel insuficiente de preparación de sus militares para manejar equipos occidentales" aseguró Zelenski. 2) "Rusia ya Perdió", es otra célebre frase que acuñó hace pocos días Anthony Blinken en una emisora norteamericana.

Sin embargo, las opiniones más allá de los gobernantes civiles y políticos de la Casa Blanca, en el sector militar son más objetivas ante los insignificantes avances de la contraofensiva OTAN-Ucrania que se analiza. Aunque muchos de ellos declaran, siguiendo el guión comunicacional de sus jefes, con un análisis simplista evitan profundizar sobre la realidad del ejército ucraniano en el campo de batalla y sobre lo ineficiente que han sido las armas enviadas por la OTAN.

Ejemplo de ello lo desciframos en la observación reciente divulgada por el jefe del Estado Mayor Conjunto estadounidense, el General Mark Milley, donde hizo saber que la parálisis, las bajas y las pérdidas de armas de guerra por ucrania, en los 50 días que han transcurrido desde un inicio de la contraofensiva, se deben a que los terrenos que anteceden los sistemas terrestres de las defensas Rusas "Son campos minados que están cubiertos con fuego directo de equipos de cazas antitanques."

Declaración superficial que ancla su mirada solo en la defensa terrestre para ocultar, también, que el financiamiento a la guerra que se eleva a 200 mil millones de dólares que entre EEUU y la CE (70 y 30 Porcentual) abonado a las cuentas de Zelenski; la ineficacia de las armas suministradas por occidente; la poca efectividad de la asesoría de la OTAN y la poca pericia en las habilidades de los militares ucranianos.

Tales daños colocan al ejército ucraniano, a los mercenarios y a la OTAN en una situación de nerviosismo, preocupación, desmoralización y de desventaja ante el ejército Ruso. Es significativo que en reunión del Presidente de Rusia con el mandatario de Bielorrusia, Putin confirmó que en el lapso de la contraofensiva las bajas del enemigo son tan elocuentes que se elevan a más de 26 mil bajas militares en el periodo de la contraofensiva.

Aún más, en un solo día se destruyeron 15 tanques Leopard alemanes y más de 20 Bradley estadounidenses, además, desde el inicio de la operación en febrero de 2022 se han dejado fuera de combate 4990 y otros 4910 han desertados de la línea del frente. https://sputniknews.lat/20230723/putin-las-ffaa-rusas-destruyeron-un-numero-record-de-vehiculos-extranjeros-en-un-dia-1141839094.html

Para concluir, retomo como epitafio la advertencia previa del Ex Oficial de inteligencia del Cuerpo de Marines de los EEUU Scott Ritter, emitida del 21 de julio: "Ucrania estaba predestinada a ser derrotada durante la contraofensiva. Cualquier profesional militar que creyera (o crea) lo contrario está simplemente involucrado en un acto de autoengaño." https://sputniknews.lat/author_ritter_scott/



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1176 veces.



Carlos Mezones


Visite el perfil de Carlos Mezones para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Carlos Mezones

Carlos Mezones

Más artículos de este autor