Oferta multipolar de Putin al excecionalismo saudita

El Terrorismo Islámico Global está universalmente reconocido como una gran amenaza y ha sido la justificación para todo tipo de cambios, especialmente en la vida de Occidente a partir del 11/9. Los terroristas islámicos –a quienes deberíamos temer diariamente—creen aproximadamente en una forma de Wahhabismo, grupo de doctrinas o prácticas que crecieron y se extendieron a partir de Arabia Saudita. De manera sorprendente, Estados Unidos y Arabia Saudita han sido y continúan siendo firmes aliados. Superficialmente esto no hace sentido pero el excepcionalismo saudita se extiende hasta Rusia.

Rusia y parte de sus antiguos territorios han sido algunas de las mayores víctimas del Wahhabismo y continúan combatiéndolo hasta hoy, no obstante, el presidente Putin prometió…

https://www.rt.com/news/468948-putin-saudi-arabia-missiles/?fbclide=IwAR1BhwZ51oHS-K_aGL2iLVmPgJnGMK72pED748J2GO07-vmkbAEvnXMZZ

protegerlo de la amenaza aérea que significa el poderío aéreo de Rusia. Esto plantea la siguiente interrogante: ¿Mediante qué lógica Rusia desearía colaborar con Arabia Saudita en tanto esta fomenta la idea de asesinar a sus ciudadanos? La respuesta breve es la Multipolaridad.

Durante la Guerra Fría contemplamos a dos grandes potencias ostentando masivas áreas de influencia dividiéndose el planeta entre ellas. Esta estructura bipolar –en sentido literal—obligó a todos en el lado norteamericano a ser capitalistas estilo democrático occidental y a todos en el lado de la Unión Soviética a ser comunistas. De tal modo que por cada revolución triunfante el área de influencia de Moscú crecía y la de Washington disminuía.

Ahora en pleno siglo XXI esta dinámica es muy diferente ya que la única super potencia está librando una lucha contra cualquier iniciativa que desafíe su condición lo cual significa que cualquier nación que sucumba ante el status quo de Washington constituye una victoria de la Unipolaridad en cambio que cualquier nación empiece a actuar independientemente o bajo la influencia de cualquiera que no sea Estados Unidos-OTAN-Occidente representa una victoria de la Multipolaridad.

Por eso es que hoy en día a diferencia de la Guerra Fría, Rusia tiene una política abierta dispuesta a trabajar con otros al margen de la ideología. Por supuesto que durante la Guerra Fría Estados Unidos y la Unión Soviética trabajaban con otros países al margen de la teoría política ideológica de su preferencia –hasta cierto punto—pero ahora Rusia está libre de la carga ideológica comunista y libre de asociarse con cualquiera, además Moscú está dispuesto a trabajar con cualquiera debido al hecho que cualquiera que acceda a un alto nivel de soberanía produce una nueva grieta en la monolítica Unipolaridad.

A esto se debe que Moscú esté colaborando con Turquía que a veces ha sido agresiva con ellos, incluso derribando un avión ruso durante…

https://www.bbc.com/news/world-middle-east-34912581

su desplazamiento forzoso en Siria en contra de los intereses de Bashar al-Assad y de Rusia en la región…

https://www.bbc.com/news/world-middle-east--34912591

abriendo universidades en lugares de la ex Unión Soviética, desafiando así la influencia cultural de Rusia. Todo esto suena feo pero Moscú tiene un pez mucho más grande que freír y los advenedizos turcos a pesar de ser miembros de la OTAN están comenzando a fomentar una más poderosa y soberana política exterior pro Turquía que es parcialmente mala para Rusia, pero es en gran escala un enorme avance hacia un mundo multipolar que Rusia necesita con desesperación.

Y esa es la lógica que se aplica a los sauditas. En realidad el Wahhabismo saudita y la notoria inactividad para contenerlo han provocado la muerte de numerosas personas de habla rusa en todo el mundo pero aún así, la misión Multipolar tiene precedencia, este modo Putin sugirió a los sauditas la compra de los sistemas S-400 "porque nuestros sistemas –sugirió él—de defensa antiaérea pueden protegerlos a Uds. tal como lo hacen en Turquía e Irán", además, "este tipo de sistemas son capaces de defender cualquier tipo de infraestructura en Arabia Saudita ante cualquier ataque."

Siria y Turquía constituyen dos grandes victorias multipolares, de manera que –en palabras de Putin—existiría la posibilidad que Arabia Saudita al adquirir este tipo de sistemas, ingrese al bando del Otro Orden Mundial. El sistema S-400 podría ser empleado en la defensa contra un vecino local, pero también podríamos suponer que una instalación masiva tierra-aire sería consecuentemente empleada para defenderse de la OTAN que es la única y grave amenaza misilística.

Hasta cierto punto, es muy posible que esta oferta de parte del presidente Putin a las partes indirectamente responsables de un gran sufrimiento en Rusia, sea en realidad una invitación para ingresar al Mundo Multipolar.

Arabia Saudita ha sido en gran medida una excepcional nación árabe en el Medio Oriente cuando se trata de las actividades de la OTAN pero, nada es eterno.

Los sauditas tienen petróleo pero pocos medios para defenderlo, mientras que por otra parte mantienen una ideología que ha sido satanizada por el grueso de la prensa mundial durante los últimos veinte años preparando a Occidente en caso de guerra para cuando llegue el momento. El temor a una agresión Unipolar podría forzar a los sauditas ingresar a la Multipolaridad.

Traducción por Sergio R. Anacona Strategic Culture Foundation 

Nota.- Sus comentarios y opiniones acerca de este artículo serán bienvenidos en

http://www.strategic-culture.org

 



Esta nota ha sido leída aproximadamente 379 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter





US mp N GA Y ab = '0' /internacionales/a283149.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO