Entrevistando imaginariamente a Marx sobre lo tratado en: El postfacio a la segunda edición de “El Capital”

¿Cuáles son las dificultades que tiene la clase media venezolana para descifrar la esencia del capitalismo?

A tono con el mundo ambivalente en que vive la clase media, la realidad capitalista se convierte en un catálogo de dogmas y, en consecuencia, despliegan la pompa de una gran erudición histórico-literaria o mezclan en un arroz con mango los conocimientos de una inadecuada diversidad de materias. De esta manera disfrazan, por un lado, su sentimiento de impotencia cognoscitiva que no aciertan a reprimir del todo y, por otro lado, la desazón del que se ve obligado a poner cátedra en cosas que de hecho ignoran. Y esto es lo que explica la charlatanería oposicionista y el título del libro de Néstor Francia: “La estupidez ilustrada”

¿Cuándo pierde su eficacia el fragmentario conocimiento capitalista?

El conocimiento fragmentario capitalista pierde su eficacia cuando ve en el orden capitalista no una fase histórica de desarrollo sino la forma absoluta y definitiva del proceso metabólico social.

¿En qué condiciones sobrevive una sociedad capitalista que, como la actual, ha perdido la eficacia de su conocimiento fragmentario?

Sólo mientras la lucha de clases entre el capital y el trabajo, al mantenerse latente, aparece relegada a un segundo plano o se trasluce simplemente en manifestaciones aisladas.

¿Bajo que condiciones se pone en peligro la sobrevivencia de la sociedad capitalista?

Cuando la lucha de clases, como sucede en vuestro país, reviste, práctica y teóricamente, formas cada vez más acusadas y más amenazadoras.

¿Por qué la intelectualidad burguesa en nuestro país ha asumido el comportamiento charlatán que le caracteriza?

Adicionalmente a lo señalado en la respuesta de la primer pregunta, porque en los momentos en que se pone en peligro la sobrevivencia de la sociedad capitalista los estudiosos desinteresados son sustituidos por espadachines a sueldo y los estudios fidedignos imparciales ceden su puesto a la conciencia turbia y a las perversas intenciones de la apologética. Igualmente, las personas que todavía aspiran a tener cierta importancia en el quehacer investigativo, al intentar ser algo más que simples sofistas y sicofantes de las clases dominantes, se esfuerzan en armonizar el fragmentario conocimiento capitalista con las aspiraciones de los explotados, ya que no es posible seguir ignorando por más tiempo un carácter antagónico que se ha revelado ruidosamente.

nicolasurdaneta@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1811 veces.



Nicolás Urdaneta Núñez


Visite el perfil de Nicolás Urdaneta Núñez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: