Navidades con capitalismo que juega garrote, mientras Cadivi bota a manos llenas nuestras divisas

Se ha demostrado que Venezuela es el segundo país latinoamericano que ha generado más ganancias por la venta de teléfonos Blackberry, y cualquier pendejo carga el suyo: sea escuálido o chavista. Y no se diga si es funcionario, porque hasta llevan dos o tres. E igualmente se ha demostrado que Venezuela ha sido el país más estafado por las ventas que se hacen por internet. En EE UU se produce miles de toneladas de chatarra de artefactos electrónicos que se reciclan y son enviados a Latinoamérica, pero las compañías que los distribuyen las colocan con preferencia en Venezuela, y para enviarle los peores: celulares, computadoras, equipos de sonido, relojes, máquinas de todo tipo, etc.; la estafa es realmente incuantificable. Por este sólo hecho Venezuela pierde alrededor de un mil millones de dólares al año.

Ahora bien, usted se da un paseo por los comercios y el despelote de los precios es inconcebible, pero la gente igual gasta como si no le doliera nada. No reclama, acepta todo lo que le piden por cualquier bagatela. El 15 de noviembre todas las grandes tiendas de judíos, los que importan computadoras por toneladas, dieron la orden de incrementar los precios de todo, y de la noche a la mañana muchos artículos se duplicaron y triplicaron de precio. Y el gobierno como impotente, sin capacidad de control alguno para estos abusos. Tenemos también la información de que por segundo año consecutivo, la tienda Louis Vuitton del Sambil-Caracas, ha generado las mayores ganancias en toda Latinoamérica. Cabe destacar que un bolso de esta marca tiene un valor promedio entre 9.000 y 18.000 Bs F., y por allí se ve con frecuencia a Wilmer Azuaje, con dos o tres guardias cargándole los bojotes. No se diga los escuálidos más conocidos como Américo Martín, Teochoro, Rickesa, Pajulio, disputándose calzoncillos, franelas, sudaderas, zapatines y camisas. La famosa cadena de tiendas ZARA –que está a reventar en el Sambil de Chacao-, cuyo dueño es el hombre más rico de España, afirma que Latinoamérica es la parte del mundo que más apertura de tiendas le ha generado desde el año 2000 en adelante. En Venezuela existen doce (12) de estas tiendas, por cierto, son las preferidas de Ismael García y Juan José Molina. Y para nada la gente que entra allí se pone a ver los precios y a hacer cálculos; sencillamente coge y los mete en las cesta, y saber que un blue jeans de marca se encuentra entre 350 y 450 Bs F, y hay quienes se llevan tres o cuatro de un solo trancazo.

Todavía la demanda de automóviles de las marcas Chevrolet, Ford, y Toyota sigue disparada, por lo que los precios de los vehículos usados se han “revalorizado” hasta en un 60% y 70%. Y agréguele usted a eso que el 40% de los carros que se encuentran en la calle, poseen un quipo de sonido que no baja de 5.000 Bs F y con rines perfil bajo o de magnesio que cuestan hasta 20.000 Bs F y sin los cauchos. ¿Cuándo se vio esta vaina en los 40 años de democracia puntofijista, y sobre todo que se haya mantenido casi durante diez años interrumpidamente?

Cualquier profesor de secundaria, hoy, se da el lujo de tener un carrito de paseo para la ciudad, una 4x4 para las salidas a la playa o al campo, y una moto para cuando se generen las descomunales trancas a las horas pico. Y seguramente ese mismo señor profesor de la clase media tiene la casa llena de cachivaches que no usa: trajes, bicicletas, patinetas, tablas para surf, juegos de video, computadoras y celulares, gorras, abrigos, chaquetas, relojes y radios por carajazo.

Esto sin añadir que los bancos viven hasta el tope, con colas que se inician desde la 6 de la mañana; los ríos humanos en las calles, atestando los centros comerciales, están como nunca. Meterse en un supermercado es para locos: los tickets para comprar delicatesses, queso o carnes, duran horas, y para pagar la cosa es la misma.

Pero la situación del comunismo está tan grave entre nosotros que desde el año 2000 se han abierto más cien (100) descomunales Centros Comerciales en todo el país. Sume usted que se están viniendo a Venezuela manadas de cirujanos plásticos, porque se hacen un promedio de 1.500 cirugías entre las de tetas, párpados, traseros y narices: Venezuela es el país de Latinoamérica con la mayor cantidad de cirugías “estéticas” realizadas anualmente, según famosas revistas de moda. Y la jaladera de caña fina, no se diga, caballero: nos echamos al pico millones de litros de whisky 12, 15 y 18 años de las mejores marcas, vinos, brandy, vodka Smirnoff, gin Gordons, tequila Cuervo. Coño, salir de esta peste nos llevará siglos. Y Cadivi repartiendo divisas como quien reparte agua de azúcar. Arrecho, chamo.


jsantroz@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2103 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a91535.htmlCd0NV CAC = Y co = US