Propuestas políticas al I Congreso Extraordinario del PSUV

Camaradas asistentes a este Primer Congreso extraordinario del PSUV, ante todo nuestras sinceras felicitaciones por haber sido seleccionados(as) por la militancia para tan honrosa responsabilidad revolucionaria. Queremos recordarte que este evento debe producir la LINEA POLÌTICA que defina con claridad el carácter de nuestra revolución bolivariana, su estrategia y táctica, la estructuración organizativa del partido, sus normas de funcionamiento y direccionalidad, la calidad ideológica de su militancia, su política de unidad y alianzas; en fin, todo lo que tenga que ver con el rol de vanguardia revolucionaria que está obligado asumir. Es necesario que entendamos entonces la dimensión histórica de este congreso y lo determinante del papel que los delegados(as) revolucionarios juguemos en sus deliberaciones y decisiones. Es nuestra responsabilidad el logro de esos objetivos y el contenido revolucionario de los mismos; por eso les hacemos un fraternal llamado a mostrar una vez mas nuestra condición revolucionaria. Los integrantes de la corriente revolucionaria FURB, pondremos a consideración del congreso nuestras propuestas con el firme propósito de contribuir a que el PSUV se coloque a la altura de las exigencias históricas del proceso revolucionario bolivariano y todo el panorama internacional.



PROPUESTAS IDEOLOGICAS-POLITICAS Y ORGANIZATIVAS:



  1. El partido reafirma el carácter anti-imperialista y anti-capitalista de nuestro proceso revolucionario bolivariano; ratifica además su firme propósito en la construcción real del Socialismo Bolivariano, interpretando este como un sistema socioeconómico que garantice plenamente la satisfacción de todas las necesidades de los y las venezolanos en igualdad de posibilidades y condiciones, sin distinción o discriminación de cualquier tipo; todo lo cual solo es posible si el manejo y control del nuevo estado en construcción, es ejercido por el pueblo organizado, guiado por el socialismo científico y el pensamiento bolivariano.


El PSUV se compromete en la práctica diaria con la organización, formación y movilización eficiente del pueblo hacía la conquista y ejercicio pleno de la democracia revolucionaria, el poder popular y la construcción del socialismo bolivariano; objetivo estratégicos que solo se logran en la lucha de clases, confrontando permanentemente los grandes intereses y viejos esquemas burgueses saturados de vicios y toda suerte de inmoralidad.

  1. El partido define el concepto de PODER POPULAR como la capacidad del pueblo organizado para ejercer el manejo y control del estado, sus estructuras e instituciones según sus necesidades e intereses. Hablar de poder popular implica necesariamente concebir un nuevo estado, con un modo de producción donde las relaciones sociales sean diametralmente diferentes al del estado capitalistas decadente. Este nuevo estado debe fundamentarse sobre la base de la igualdad social, de facilitar a cada venezolano los recursos y medios según sus necesidades. Cuando esto ocurra, cuando el pueblo a través de mecanismos políticos organizativos pueda ejercer el manejo y control directo del estado, de su economía, del diseño de los presupuestos, de los programas sociales, de la eficiencia de las instituciones etc. y cuando además, los funcionarios de cualquier nivel de las instituciones del estado asuman en la práctica con humildad su condición de subordinados a la voluntad y necesidades de las comunidades organizadas, podremos hablar entonces de poder popular


  1. La militancia del PSUV, los revolucionarios de otras organizaciones políticas y el heroico pueblo venezolano somos todos protagonistas de primera línea en este proceso revolucionario bolivariano, por acompañar con firmeza a nuestro máximo dirigente, el Presidente Hugo Rafael Chávez Frías, en sus propuestas de una nueva patria y un mundo mejor. Hoy cuando nuestra soberanía nacional y el proceso revolucionario corren grandes peligros por las amenazas de agresión del imperialismo y sus lacayos nacionales e internacionales, sumado a las desnaturalizaciones en que han estado empeñados falsos revolucionarios para colocarlo al servicios de otros intereses, este Congreso debe declarar para todos los revolucionarios de Venezuela y el mundo la ALERTA ROJA REVOLUCIONARIA, acompañada de una serie de medidas concretas en lo ideológico, político, organizativo y militar, que nos comprometa a todos, en la práctica diaria, en la profundización y defensa del proceso revolucionario bolivariano.


  1. El tema de la defensa del proceso revolucionario y de la soberanía nacional es de primer orden para el PSUV, es una obligación sagrada que no puede ser eludida bajo ningún pretexto; por lo tanto, a partir de estos momentos el partido asumirá esa responsabilidad. En coordinación con las Fuerzas Armadas Bolivarianas, el partido se esforzará por la concreción y direccionalidad en la organización de las comunidades en MILICIAS POPULARES y otras formas organizativas necesarias. Este congreso impartirá ordenes precisas a la Dirección Nacional del partido para que en lo inmediato debata a profundidad sobre el asunto, diseñe un plan nacional al respecto y a la mayor brevedad trasmita a la militancia con carácter de orden, el cumplimiento de las tarea que de ahí se deriven. Cualquier tramitación legal necesaria, debe ser una tarea inmediata y prioritaria de los militantes que hacen parte en la Asamblea Nacional u otro organismo correspondiente.


  1. Es responsabilidad de todo el partido participar con objetividad en constantes análisis evaluativos acerca del desarrollo del proceso revolucionario bolivariano, donde se destaquen sus avances pero también se resalten sus grandes deficiencias y errores; este es el único método serio que nos permitirá consolidar sus fortalezas, superar sus debilidades y tratar las causas de una y otra con el mayor acierto político; solo de esta manera podremos lograr la profundización de la Revolución.

  1. Este congreso debe impartir ordenes a la dirección nacional del partido para que organice en toda la militancia un primer evento por municipios estados y regiones con esta finalidad y cuyas conclusiones deben ser objeto de debate obligatorio en las instancias de dirección del partido y de un nuevo congreso extraordinario convocado con tal propósito, que tenga como bandera la aplicación de las 3R al cuadrado: Revisión revolucionaria, Rectificación revolucionaria y Reimpulso revolucionario.


  1. En correspondencia con las propuestas anteriores y ante la necesidad de que toda la militancia adquiera una comprensión clara sobre conceptos básicos que son objetos de nuestra lucha revolucionaria, el Congreso debe orientar a todo el partido a priorizar el estudio de los siguientes temas: - Características fundamentales del Modo de Producción Capitalista y el Modo de Producción Socialista; de la Sociedad Capitalista y la Sociedad Socialista; del Estado Capitalista y el Estado Socialista; del Poder Burgués y el Poder Popular; de la Democracia Burguesa y la Democracia Revolucionara. Estos conceptos deben ser debatidos a la luz de nuestra propia realidad, clarificando como se desarrollan las relaciones sociales en cada uno de ellos y como se han venido concibiendo o expresando en nuestro país. Es necesario que en esos análisis se evalúe permanentemente el nivel de eficiencia y responsabilidad revolucionaria de importantísimas instituciones del estado, quienes a pesar de estar direccionadas por supuestos cuadros del proceso, se encuentran saturadas de contrarrevolucionarios que desde sus cargos expresan su desprecio por las comunidades y un descomunal rechazo por la revolución bolivariana, contra la cual conspiran constantemente.

  1. Es igualmente necesario que el partido establezca una clara caracterización del revolucionario militante y los aliados de la revolución bolivariana; señalando las diferencias ideo-políticas que siempre mantendremos pese a nuestras coincidencias transitorias. Esto nos evitaría peligrosas confusiones políticas y a seguir cayendo en el craso error de endosarle a nuestros aliados responsabilidades de alcance estratégicas que van mas allá de sus intereses y condición ideológica. Es bueno enfatizar que la revolución bolivariana es solo responsabilidad de los revolucionarios y el pueblo, no de nuestros aliados aunque se auto proclamen revolucionarios, y a quienes con mucha frecuencia le damos condiciones revolucionarias por un desenfoque político de nuestra propia realidad.


  1. La militancia en el PSUV no puede seguir siendo espontánea y voluntarista, debe ser consciente; obedecer a condiciones ideológicas y políticas muy definidas, claramente señaladas en sus estatutos. El militante debe conocer la Línea Política (LP), analizarla, expresar su conformidad con ella y el compromiso a cumplirla con estricta disciplina y ética revolucionaria en todas las responsabilidades que demande el partido, el pueblo y la revolución.


  1. Teniendo en cuenta los grandes desniveles ideo-políticos que se presentan en la actual militancia del partido, situación esta que ha venido ocasionando grandes deficiencias organizativas y en el cumplimiento de tareas fundamentales para la revolución, este congreso incorpora a las filas del PSUV la figura de los AFILIADOS con carácter de pre-militante. En ese espacio deben ser reubicados los militantes de hoy que muestren serias deficiencias ideo-políticas.

  1. Para los afiliados, las exigencias ideo-políticas y organizativas serán menores que las que deben cumplir los militantes, pero de igual manera su responsabilidades políticas dentro y fuera del partido serán limitadas a su condición de pre militante. Por otra parte, el partido convocará a todas las organizaciones y personas sin militancia, identificadas de alguna manera con el proyecto revolucionario bolivariano, a crear una amplia organización de masas o movimiento bolivariano para concretar la unidad estratégica entre revolucionarios y las alianzas tácticas con los nacionalistas, progresistas, demócratas etc.


  1. Los revolucionarios y/o aliados de la revolución que desempeñen cargos públicos, ya sea por elección directa de las fuerzas de la revolución o por nombramientos de libre remoción, deben tener siempre presente la responsabilidad indeclinable de hacer de sus funciones y espacios administrativos, verdaderas fortalezas para el desarrollo y profundización del proceso revolucionario; Las instancias del PSUV y las comunidades organizadas del respectivo espacio geográfico, como expresiones del poder popular tendrán el legítimo derecho a ejercer la vigilancia y evaluación revolucionaria de tales gestiones. Estas evaluaciones de partido-comunidad, tendrán carácter vinculante en cuanto a la continuidad o no de dichos funcionarios en sus cargos.


  1. La formación ideológica y política de la militancia es una prioridad para la concreción de los objetivos tácticos y estratégicos de la revolución bolivariana. Se necesita con urgencia de una dinámica ofensiva en esta materia que cubra las necesidades del partido y las comunidades a lo largo y ancho del país en el conocimiento para la práctica revolucionaria de las teorías del Socialismo Científico, el pensamiento bolivariano y el legados de ejemplarizantes luchadores universales y latino-americanos entregados a la independencia y la liberación de sus pueblos. El partido se compromete a crear en cada municipio del país, las escuelas de formación ideo-política necesarias antes de finalizar el primer semestre de 2.010.


  1. La crítica y la autocrítica deben ser reivindicadas como el método mas eficiente para superar las deficiencias, corregir los errores y fortalecer la unidad en el partido y entre revolucionarios; eludirlas, omitirlas o rechazarlas bajo cualquier pretexto es una clara muestra de debilidad ideológica. En un proceso revolucionario nadie puede estar exento de la crítica y la autocrítica revolucionaria necesarias; estas no hacen daño al proceso, lo dañino es conciliar con los errores, guardar silencio cómplice ante las acciones vulgares de quienes al interior del partido y en el ejercicio de la política o cargos públicos actúan como politiqueros de la derecha.


  1. La eficacia y el ejercicio de la ética revolucionaria en el cumplimiento de las tareas, ejercicio de cargos públicos y en la vida privada, deben ser condiciones de primer orden para lograr o conservar la militancia en el partido; es inmoral tener militantes con conductas cuestionables o dudosas. Los Estatutos del partido, deben contemplar con toda transparencia el ejercicio de la democracia interna y regular las normativas permanentes en los mecanismos para las escogencias de camaradas a funciones internas aunque sean transitorias, para asistir a los eventos propios o a contiendas electorales de cualquier tipo. Pero debe además establecer la inviolabilidad de estas normativas y las


Correspondientes sanciones a quienes incurran en su desacato o violaciones; de esta manera se impedirían las improvisaciones, además de las manipulaciones ventajistas que en algunas partes vienen haciendo carrera y mucho daño al partido.


  1. Las informaciones y orientaciones entre las diferentes instancia de dirección del partido y las bases deben ser constantes y oportunas, además de recíprocas, de abajo hacía arriba y viceversa. Debe establecerse un mecanismo serio y eficaz que de una vez por todas garantice la superación de esta necesidad. En algunas partes los intermediarios de la dirección nacional entregan sospechosamente a las bases las informaciones tardíamente, generalmente a última hora, sobre todo cuando hay contiendas internas a la vista. Pero lo mas grave, la comunicación de la base hacia la dirección nacional es totalmente nula.


  1. El Congreso del Partido llama a toda su militancia y afiliados; a los revolucionarios de otras organizaciones a elevar en el pueblo su nivel de conciencia, de organización y movilización en apoyo al gobierno nacional y nuestro máximo líder, el presidente Hugo Chávez, en la implementación de nuevas políticas revolucionarias que permitan acelerar la transformación socialista de nuestra economía y el estado en general. De igual manera este congreso hace un llamado a nuestro presidente para que el gobierno revolucionario que el dirige, tome las máximas medidas posibles en esta etapa del proceso tendientes a desestimular la rentabilidad privada en renglones estratégicos de nuestra economía y que el estado asuma con eficiencia tales responsabilidades. No mas dependencia de nuestra soberanía alimentaria en manos privadas. No mas depósitos de dinero del estado como los Fondos de Pensiones y otros muchos en la banca privada, no mas tolerancia ante tantas mentiras y conspiraciones permanentes de los medios de comunicación e información, mediante los cuales la oligarquía y el imperialismo logran socavar el respaldo popular. 



Camaradas delegados:

Vivimos épocas muy gloriosas y prometedoras para los venezolanos y el resto de la humanidad, pero también de muchos peligros que amenazan con revertir los avances logrados. Sin embargo debemos tener la firme convicción revolucionaria que la suerte, el futuro de los pueblos no los determinan sus enemigos, sino la capacidad de sus luchas acompañada por la acertada dirección de los revolucionarios verdaderos.



¡ EL  REVOLUCIONARIO ES DEL TAMAÑO DE SU COMPROMISO HISTORICO ¡



¡ PATRIA, SOCIALISMO O MUERTE……… VENCEREMOS ¡


rocozo27@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2291 veces.



Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter




Notas relacionadas