En respuesta a Nazarela habitante de las mágicas tierras de Jirahara

El Socialismo del Siglo XXI

En efecto después de mas de 9 años de predica en función de la formación  socio-política del universo revolucionarios venezolano, después de la derrota de la reforma constitucional y del triunfo del SI parece que el proceso se enrumba por ese camino con seriedad.

 Indudablemente el protagonismo y la importancia del comandante para la continuidad de esta revolución resultan incuestionables. Para nadie es un  secreto que antes de Chávez el movimiento revolucionario mundial estaba de capa caída, a excepción de la heroica Cuba, todas las demás experiencias en el campo del "socialismo real" incluidos China y Viet Nam estaban coqueteando con el neo-liberalismo y el modo capitalista de producción en una "hibridación" con el socialismo particular de cada uno de esos países.

En Venezuela desde la derrota militar del movimiento armado de liberación nacional, las fuerzas populares los partidos de izquierda lucían  desvencijados, obsoletos y sin brújula, bailando al son del reformismo social demócrata y del aventurerismo ultra-izquierdista, buscando "terceras vías" y pescando en ríos secos.

Chavez a puesto en el tapete la discusión revolucionaria, Venezuela es un "laboratorio vivencial" de una importancia extraordinaria para el mundo. Hoy discutimos sobre las causas de la caída del ensayo soviético, Marx  y los otros grandes pensadores del socialismo vuelven a la palestra mundial, la crisis global del capitalismo obliga a repensar todo lo dicho, lo practicado, lo vaticinado. Asistimos a un "borrón y cuenta nueva" en el campo de las ideas y de la teoría revolucionaria.

El triunfo del SI para garantizar la presencia del comandante Chávez en la dirección del proceso no es un fin en si mismo, no se trata de "entronizar" al presidente, se trata de adelantar en profundidad la construcción del poder popular, de la creación acelerada de las comunas socialistas, de la formación permanente de los cuadros y militantes de la revolución y del pueblo organizado,  se trata de desmontar el sistema de la "democracia liberal burguesa, convirtiendo al PSUV en el partido de la construcción del socialismo, sin descuidar "por ahora"  su papel de maquinaria electoral absolutamente necesaria en este periodo de transición. Todo en función de "empoderar" verdaderamente al pueblo venezolano de su destino, de sus procesos políticos, sociales, culturales y económicos y la revolución sea irreversible. Entonces y solo entonces nuestro Líder Presidente podrá descansar en el chinchorro de la misión cumplida..

Entendiendo que el "socialismo del Siglo XXI" esta naciendo, lo estamos construyendo y esto no es nada fácil ni mucho menos un proceso "instantáneo". La discusión está en pleno desarrollo, no sabemos exactamente que es pero si sabemos lo que "no es", dentro de esos "no es", sabemos que "no es" exclusión, que "no es" egoísmo, que "no es" depredación, conquista y destrucción de la naturaleza, sabemos que "no es" explotación del hombre por el hombre, sabemos que "no es" consumismo, que "no es" degradación y "cosificación" de la mujer, sabemos que "no es" reproducción de la dominación capitalista, sabemos que "no es" racismo, sabemos que "no es" imposición cultural, sabemos que "no es" dominación imperialista. Luego, ¿Que es entonces el "Socialismo del Siglo XXI"? Podemos afirmar que todo lo que contribuya a la "Reproducción, Conservación y Desarrollo de la Vida sobré el planeta y garantice la dignidad elevación moral, social, económica y cultural del sujeto humano bajo una cosmovisión "ecocentrica" (la ecología profunda como eje del modelo de desarrollo) por ejemplo, forma parte del "Socialismo del Siglo XXI"

rafaelurdanet@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1794 veces.



Rafael S. Urdaneta D.


Visite el perfil de Rafael Urdaneta para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: