Partido Socialista Unido i Revolucionario (I)

“…todo por la revolución, nada contra

la revolución…la revolución también

tiene sus derechos y el primero de ellos

es el derecho a existir”

Fidel Castro

Ciudadano del mundo

I

Cuando el primer presidente de la verdadera democracia venezolana, el Comandante Hugo Rafael Chávez Frías comenzó a hablar del Partido Socialista Unido, que no único, como malintencionadamente se dice, me pareció llegado el momento de poner orden i disciplina en el movimiento revolucionario de cambio social, para distinguirse como ya lo había hecho en muchísimos aspectos (Asamblea Constituyente, nueva Constitución, leyes realmente revolucionarias, lucha contra el imperialismo, rescate de la soberanía, i poder para el pueblo, etc.) que este proceso pacífico de inspiración bolivariana i robinsoniana, no era un simple cambio de gobierno como sucedía en la IV República, entre los dos partidos dictadores, alternándose para saquear, corromper i empobrecer al país, a costa de la riqueza inmoral i desmedida de su falsos líderes. Era realmente un cambio radical, revolucionario, pacífico i verdadero, para construir una patria nueva i hasta soñar un hombre nuevo. Por eso cumplió paso a paso lo que prometió en su campaña electoral. Era un hecho político i electoral, distinto a esos cambios entre presidentes títeres, que no representaban otra cosa que cambio de lacayos del imperio i verdaderos consolidación de traidores de la patria. Así sufrimos más de 4 décadas de espantosa dictadura de partidos i de verdadera corrupción financiera i ética. Ahora me enorgullezco de la visión un tanto intuitiva que tuve de poder decir ahora que, tal vez sea de los pocos venezolanos que nunca militó en un partido político i por lo tanto fui un eterno marginado de ellos, pese a ser un hombre de pensamiento de izquierda que nunca ha salido del camino, pese a la cadena de atropellos políticos que he soportado calladamente, o no tan callado porque el testimonio está en mis escritos de toda la vida: empecé a oponerme a los gobiernos títeres, desde el inicio de la dictadura de Rómulo Betancourt. Desde la caída del dictador Pérez Jiménez, i transcurrido los primeros días del inicio del puntofijismo, empecé a decir que estábamos igual o peor que antes, pues si durante la dictadura anterior teníamos poco ladrones e improvisados en el gobierno, desde el supuesto “padre de la democracia” como han querido bautizarlo cínicamente i mancillando la historia, los tuvimos entonces por cientos o miles, hasta que en 1998 entregaron un país, del cual en una ocasión escribí como una docena de artículos en serie, titulados VENEZUELA PAÍS FALSIFICADO (Panorama) i antes de caer el peor venezolano de la historia, el crápula de Carlos Andrés Pérez, había escrito cuatro o cinco artículos diciendo por qué debía renuncia o salir de su presidencia (Panorama). Se me hizo fama de rebelde sin causa, de anticristo (porque siempre he fustigado a la mafia de la iglesia) o hasta del Voltaire o el Nietzche zuliano. Hasta cárcel sufrí, por acusaciones injustas.

Ahora, desde que apareció el Comandante Chávez en la televisión, con su célebre “POR AHORA” i luego con un pequeño grupo almorcé con él en el discreto restaurante LA MATERA en Maracaibo i luego otros encuentros, comprendí que estaba frente a un hombre excepcional, dinámico, patriota i valiente; una persona fuera de serie o de lo común. Le valoré mucho, pero creo que me equivoqué: ahora puedo decir que es más grande o inmenso como persona humana, como político, como estadista, como soñador i realizador de sueños, de lo que estimé en principio. Para mí, desde que se fue nuestro Libertador i también Rafael Urdaneta, último presidente de la Gran Colombia (que nunca se llamó así), Hugo Rafael Chávez Frías, es el primer presidente de verdad en la vida republicana de la patria. Intelectualmente, lo he dicho otras veces, me convenció cuando invitado a un Foro en la Facultad de Humanidades de L.U.Z. por sorpresiva visita, cuando los exponentes entre los que me encontraba, acabábamos de exponer el tema SOBRE POLÍTICA I FILOSOFÍA LATINOAMERICANA, (que no nos escuchó) le dimos la palabra e hizo una exposición tan buena o mejor que por lo menos, la mía. Me sorprendió i desde entonces supe que tenía estudios en firme, que su pasantía por Yare fue un curso intensivo de post grado (recuerdo la visión de su celda con la ventana llena de libros, como vimos en películas i fotos) i creo que ahora, estudia más que muchísimos profesores i estudiantes universitarios. Sorprende cómo conoce toda la geografía i los pueblos i ciudades del país; sorprende cómo conoce la obra i vida del Libertador, sus cartas, sus inquietudes, sus triunfos i sus dolores; conoce también en detalle, la Historia de Venezuela tan desconocida, despreciada u olvidada de muchos, sobre todo de los políticos del parque jurásico del ayer; pero en lo que no lo supera nadie: conoce al pueblo venezolano desde los más pobres i marginados de por vida i por ello ha aprendido, también como nadie, a amarlo i defenderlo, todo esto aunque les duela a miserias humanas como Ramos Allup, Álvarez Paz, Pompeyo Márquez, Teodoro Petkoff (para mi el peor venezolano después de CAP) i toda esa lista o “Pléyade” que recientemente nos proporcionó un intelectual i humorista de primera calidad, como Roberto Hernández Montoya

El presidente Chávez es ya, fácil de demostrarlo, no solamente un líder continental americano, sino que trasciende a lo mundial. Un incansable luchador por su patria i por los pueblos del mundo que empiezan a despertar i encontrar fuerzas para hacerle frente al imperialismo norteamericano. I no es necesario enumerar los logros revolucionarios, porque los vemos día a día. Por ello, madurando i pasando a etapas nuevas, ha pensado certeramente o lógicamente, en un partido socialista unido que, consustanciado con los principios igualitarios i justicieros de un socialismo nuevo aunque su metodología se encuentre en ideas clásicas marxistas, sea genuinamente de inspiración bolivariana a punto de, encontrar adecuado hasta llamarlo socialismo bolivariano o americano del sur, con irradiación de libertad i justicia a Centroamérica, el Caribe i otros pueblos de distintos continentes. Veamos, entonces, sus ideas en relación a este Partido que fortalecería i evitaría errores, en el progreso de este nuevo socialismo del siglo XXI.

(Continuará)

robertojjm@hotmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1974 veces.



Roberto Jiménez Maggiolo


Visite el perfil de Roberto Jiménez Maggiolo para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a31564.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO