El Gobierno tomó la AN pero perdió la mayoría del pueblo

Según el CNE, cual "nueva Corporación Nacional Electoral" del gobierno en su propósito de control político del poder legislativo nacional, sorprendió a la mayoría de los venezolanos con el insólito anuncio sobre los resultados adversos a la decisión tomada por el pueblo participante esperaba del proceso electoral, un anuncio propio de una directiva impuesta que en menos de seis meses desde su nacimiento perdió la legitimidad de origen por violación del 295 constitucional.

Perdió su autonomía funcional y legitimidad de desempeño por violación del 294 constitucional; cerrando la bochornosa jornada con un acto de piratería electoral en la adjudicación por la lista nacional a Luis Parra y Timoteo Sambrano quienes habían perdido en listas regionales, lo que demuestra la comprometida dependencia de la genuflexa directiva con factores de poder protoliberales aliados del presidente Maduro y sobre lo cual la Doctorisima Indira Alfonzo, le debe una explicación convincente y creíble al electorado nacional.

Todos los factores político partidistas concursantes del proceso electoral 6D2020, así como las bases del chavismo todavía "afectos al gobierno", como quienes estamos en situación de rebeldía militante del psuv, sabemos con pelos y señales lo ocurrido a consecuencia de la estratagema criminal ordenada por el gobierno a los ST y OSIS en las mesas No. 5 de los centros de votación, con el adicional de no permitir la entrada de los testigos del pcv-apr; una corporación que fue capaz de mantener los centros "abiertos" hasta las 8 pm sin colas ni electores desde las 4 pm, Que descaro!.

Maniobra ejecutada entre la madrugada (3 am) del día domingo 06/12/2020 y la madrugada 2 am del día lunes 07/12/2020, cuando la flamante presidenta de la "Corporación" Nacional Electoral (CNE) anuncio el primer boletín mientras las juntas electorales regionales continuaban la "operación remate"; esa acción carroñera nos la había soplado un "patriota cooperante" del alto gobierno tres semanas antes, léase: https://www.aporrea.org/actualidad/a297765.html

La desesperación creativa del gobierno fue una verdad incontestable, surgida del miedo a la derrota por no contar con la conexión afectiva que el comandante supremo Hugo Chávez, mantuvo con el pueblo a partir de la trascendencia de su liderazgo político, que el presidente Maduro ha pretendido emular sin éxito alguno creyendo erróneamente que con solo decir "yo soy hijo de Chávez" es suficiente, desconociendo que ahora el pueblo es Chávez y su legado.

Es bueno recordarle una vez más al presidente Maduro que "Chávez es el pueblo" con la fuerza orgánica material y espitual de su incuestionable liderazgo revolucionario y clasista, que le permitió resolver de la mejor manera circunstancias electorales aun en condiciones difíciles, y cuando no pudo mostro en la práctica su profundo talante democrático aceptando la derrota sin claudicar en sus principios y valores.

En cambio el presidente Maduro prefirió revivir el Pacto de Punto Fijo con la oposición desenterrando el cadáver político de Acción Democrática, repotenciándolo y abultando su resultado contra el pueblo chavista y su dirigencia natural, sin prestarle atención a ese 80% de venezolanos que le dijeron que ése no es el camino socialista trazado por Chávez.

El alto gobierno y la burocracia partidista prefieren seguir atrapados en su arrogancia y mezquindad política para no tener que negociar o ceder ante la presión del pueblo y los factores de la izquierda chavista, cuando su continuo desgaste político muestra la precariedad de un liderazgo que ya no responde a las expectativas y necesidades del pueblo trabajador.

Prefiriendo crear y echar a funcionar la Industria Electoral para producir resultados sin insumos ni votos reales, haciéndolo con el control sistemático de la votación sin dejar aparentes rastros visibles, si bien es cierta la perfección tecnológica de las maquinas votación, también es cierto que son manipulables por las manos peluas y delictiva de los humanos, lo que pone en tela de juicio la confiabilidad del actual sistema electoral, el mismo que habrá que revisar con la prontitud necesaria antes de la próxima agenda electoral para rescatar la transparencia objetiva puesta en cuestión por la nueva caricatura de la Corporación Nacional Electoral.

El gobierno tomo la Asamblea Nacional al estilo Jalisco, para una correlación de fuerzas de 99% a 1 tomando en cuenta que la fracciones protoliberales de la derecha jugaran con el oficialismo de acuerdo con el pacto político contraído, teniendo el control absoluto de ese órgano del poder público nacional, mayor ventaja no es posible tener con esa "manchada y triste victoria", ahora el gobierno no tiene excusa para no cumplir su promesa electoral hecha durante la campaña por la recuperación del parlamento, para convertirlo en el centro del debate público nacional sobre los temas sensibles que afectan a la población y resolver si en verdad lo desean y "especialmente contrarrestar el bloqueo imperial".

Desde la APR podemos decir que aun cuando la Corporación Nacional Electoral cumpliendo instrucciones y contradiciendo la voluntad popular nos adjudicó solo un diputado, el camarada Oscar Figuera, diputado de la dignidad nacional con legitimidad de origen y vocero del 80% del electorado arrecho con el gobierno que no voto o que voto en contra.

Lo cierto es que a partir del próximo mes de enero Venezuela proseguirá su complejo cuadro social y político con la profundización de la crisis económica en medio de una híper inflación incontrolable, privatización de los servicios y activos del estado, la precarización del salario, la escandalosa corrupción, el malandreo institucional y seguramente el tema de los derechos humanos ocuparan el primer plano de las luchas del pueblo en la calle.

Asumiendo la iniciativa popular establecida en el numeral 7 del 204 constitucional para legislar y controlar al gobierno, y derrotar políticamente su mayoría parlamentaria sin ilegitimidad de origen desde la calle, obligándolos a cumplir con el 187 constitucional en los numerales 3 y 4 respectivamente porque el pueblo no pierde nunca su condición de constituyente originario para la transformación y salvación del país.

Prefiguramos que ya el presidente tiene "in pectore" la designación de "Cilita" como la presidenta de la nueva Asamblea Nacional o en su defecto al nuevo arquetipo de la insurgencia juvenil revolucionaria "Nicolasito" para seguir con el nepotismo burocrático familiar anti ético y en la tercera opción el "Alfaro Ucero" del psuv, también de Monagas y conductor de la gandola con la cual nos estrellamos según el mismo "Alfarito".-

Poder Popular, Carabobo Dirección Política Regional

 

aguedo2006@gmail.com



Esta nota ha sido leída aproximadamente 1258 veces.



Aguedo Alcalá Machiz


Visite el perfil de Aguedo Alcalá Machiz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: