Opción A: Producción Social versus Economía de la Escasez

Entre la primera acción que adoptaría de “las 10 medidas a tomar hoy para terminar con la escasez, la inflación, la especulación, la corrupción y el dólar paralelo” que me invita reflexionar Hernán Luis Torres Núñez en su artículo, artículo "Los peligros del ajuste silente del paquetazo empresarial" (1).

Retomando las palabras de HLTN, Si fue Einstein quien dijo, “si quieres obtener resultados distintos haz algo diferente”, exactamente, debe ser algo diferente al capitalismo que lleva más de quinientos años de agonía, creo que Hugo Chávez Frías se atrevió hacer algo diferente, hoy después de su muerte podemos evaluar su gestión, sus errores y fracasos, aciertos y desaciertos pero seguro hizo algo, nos dejó además una trayectoria, un camino, inspirado en Bolívar y el socialismo, la Ley Plan Socialista de la Nación, 2013-2019, considerando que “la inercia es la muerte” decía Bolívar en su momento, quiere decir, que lo peor que nos puede pasar es dejar hacer, dejar pasar, como decía Idelfonso Finol, --el principio del liberalismo clásico--, y todos sabemos que el mundo no se desenvuelve de esta manera, no por casualidad, existe más de 500 corporaciones mundiales, donde 500 trasnacionales más grandes controlaban para el 2005, el 52% del PIB" (2).

Dice Germán Saltrón Negretti que "Mientras la mayoría de la población mundial esta hambrienta, con desempleo, desnutrición, analfabetismo y padeciendo epidemias’’. En Brasil reveló: "el 3% de los propietarios controlan el 57% de los suelos fértiles, lo cual se repite y puede ser peor en otros países". Denunciaba Ziegler Jean Ziegler, ex relator de las Naciones Unidas sobre el derecho a la alimentación, 2000-2008, "el control que ejercen pocas trasnacionales sobre los precios de las materias primas agrícolas, las cuales se cotizan en la Bolsa de Valores de Chicago, como si fueran acciones, donde la especulación agrava el hambre mundial. Cada día mueren cien mil personas en el mundo por hambre de las cuales treinta mil son niños" (3).

Nos lleva a pensar esta realidad que no podemos dejar al capitalismo corporativo mundial el problema del hambre, sabemos que se benefician de ella, de los precios agrícolas, e inclusive someten los precios de las materias primas al juego de la bolsa, a las leyes de oferta y demanda, deprimiendo precios en la mayoría de los casos, a cuenta del hambre en los países socio menores, países subdesarrollados capitalistas, bien dice Manfred Max Nesf: “La perversidad de la economía neoliberal radica en que “no entiende el mundo y, además, los seres humanos son irrelevantes. Lo relevante son los indicadores macroeconómicos, el PIB… lo que le haya pasado a las personas no importa” (4). Así es lo que importa son las ganancias, la vorágine de ganar pasando por encima de todo, incluso de la vida, sencillamente porque no comprende la humanidad.

Dicho esto; a la primera pregunta que se ha formulado, que propongo para salir de la escasez, del desabastecimiento, del contrabando (bachaqueo), la especulación, la inflación, la corrupción y la especulación cambiaria con el dólar today. Puesto que los problemas planteados están interrelacionado la respuesta debe ser íntegra, capaz de resolverlo en su totalidad. Cómo dice Max Neef, el catedrático por la Universidad Austral de Chile, “¿En este momento hay algo que no sepamos que no hay que hacer? Todos lo tenemos perfectamente claro”, la producción. Además; Max-critica “el lenguaje del miedo” utilizado por los economistas, al igual que los diferentes credos religiosos, con los que los compara, y sus “dogmas indiscutibles”, que no se basan, afirma, en “fundamentos empíricos ni científicos”(5). ¿Cuáles son esos dogmas?. Por su parte; Max-Neef cree “absurdo” y un “disparate descomunal” que en pleno siglo XXI la economía se rija por “ideas neoclásicas del siglo XIX”…(6), el neoliberalismo de hoy.

Uno de esos dogma de la economía capitalista, es “la escasez”, en contraste con la idea de que con el progreso de la ciencia, la técnica y la tecnología en el siglo XXI no hay límites en el planeta, no hay problemas que no podamos resolver, la humanidad por primera vez en la historia cuenta con una capacidad ilimitada para resolver problemas de energía, alimentos, salud, educación, vivienda y hasta recreación, pero que ¿limita la solución de dichos problemas? Tanto Max Neef como El Papa Francisco comulga con la denuncia con la idea de que uno de los mayores problemas de la humanidad es “la globalización de la indiferencia”. (7).

Vale decir que la indiferencia e insensibilidad del mundo capitalista para resolver los problemas globales es prueba de su fracaso, pese a tener capacidad científico técnica, no tiene voluntad en resolverlos, en Venezuela con la revolución bolivariana se dieron pasos, hoy nos vemos ante un conjunto interrelacionados de problemas, la escasez, del desabastecimiento, del contrabando (bachaqueo), la especulación, la inflación, la corrupción y la especulación cambiaria con el dólar today. ¿Cómo resolverlos?.

Ya sabemos que resolverlos significa empoderar al pueblo no solo de los instrumentos de trabajo, los medios de producción social, o también de los medios sociales de vida, pero no es suficiente con ello, se necesita que también asimilen los conocimientos técnicos y científicos de como dirigir una empresa social, el fin es producir bienes y servicios para la sociedad, la economía al servicio del hombre, y no la economía objeto, bien lo explica Max Neef, quien su teoría casa con el concepto sudafricano de “ubuntu”, el de la interrelación de las personas, frente a la concepción “mecánica” de la economía, en la que “se llega al extremo de que la solidaridad es vista como un acto irracional”. (8).

Si la economía es un acto interrelacional y solidario, entonces debe superar el estado alienativo del trabajo, y eso solo es posible mediante la apropiación de la teoría economía del valor-trabajo, del trabajo emancipado, del trabajo al servicio de la sociedad, y no al servicio privado, ¿Cómo se logra?. Colocando la fuerza del Estado al servicio de la sociedad, sus capacidades, técnicos, científicos, universidades, para apalancar el desarrollo social, la interactividad humana regidos por valores socialistas del trabajo asociado.

Solo produciendo bienes para la sociedad, es posible superar la escasez, el desabastecimiento, las penurias sociales, la incertidumbres del hombre o la mujer, del anciano o el niño, o la niña, del joven de si mañana tendrá la capacidad de alimentarse, y eso no es posible en el capitalismo, Negretti: nos advierte que “el hambre no solo amenaza a los países pobres, la Oficina del Censo de Estados Unidos informó al cierre de 2012, la cifra de personas bajo el umbral de pobreza se situaba en 43,6 millones, de los cuales 15 millones son niños. En el país más rico y poderoso del mundo, carecen de seguros médicos para 2012, cerca de 20 millones de personas, y cerca 7,5 millones de familias perderán sus viviendas. Otra indolencia de la comunidad internacional ante el hambre mundial, la apreciamos de manera grave en Haití y África”(8).

Venezuela no ha llegado al extremo, pero el bachaquerismo nos ha llevado a desaparecer los bienes de primera necesidad, y sea lo que sea lo produzcamos o lo importemos el diferencial cambiario a favor de Colombia por vías forjada, ilícita esfumara del mercado venezolanos los bienes necesarios, encareciendo la existencias en Venezuela así como estimulando la especulación. ¿Qué hacer?.

L a primera medida es la producción social, vale decir mediante proyectos socio-productivos asociados, ahora se trata de que para garantizar ese derecho a la economía, es imprescindibles respetar las resoluciones del “Consejo de Derechos Humanos de ONU, el 26-03-2008, se aprobó la propuesta de Olivier De Schutter Relator sobre "El acceso a la tierra y la seguridad de la tenencia, para el goce del derecho a la alimentación. Además, "los Estados y la comunidad internacional deberían respetar, proteger y garantizar mejor el ejercicio del derecho a la alimentación mediante un mayor reconocimiento de la tierra como un derecho humano" (9).

Mientras en Colombia los paramilitares y el ejército colombiano desalojan de la tierra a los campesinos, creando una crisis humanitaria donde Venezuela es afectada, deberíamos aprovechar esos recursos humanos, crear un país multinacional, multiétnico, multirracial, colocar ese potencial en la explotación de la tierra, de forma cooperativizada, preservando el carácter público de la tierra, como decía mi general Ezequiel Zamora, “Tierra y Hombres libres”, a la par de los desplazados colombianos conjuntamente con venezolanos en producir de forma asociativa la Tierra, crear los bienes agroindustriales que requiere el país.

En Venezuela se debe acabar de una vez por toda, el latifundio, producir de manera asociada la tierra, las empresas de producción social juega un importante papel en la recuperación de la tierra, el acceso a la tierra, explotarla según su vocación, tecnificarla, corporativizarla, asegurar la tenencia colectiva e inalienabilidad social, además de garantizar la soberanía alimentaria a precios justos, a precios sociales y no utilitarios según la cual reina la teoría de la utilidad marginal y el dogma de la escasez donde el precio es explicado por la utilidad marginal.

Luego de las disquisiciones sobre la teoría económica pasemos al aspecto práctico, al dilema entre producir e importar lo que encestamos para vivir como nación, bien lo resume Víctor Álvarez, “De hecho, para conjurar los problemas de escasez, acaparamiento y especulación, permanentemente se apela a la importación de los productos más elementales que deberían abastecerse con el esfuerzo productivo interno” 10). Porque no ha ocurrido así, porque como dice, “La cultura rentística tiende a consumir, en lugar de invertir, el ingreso petrolero”, invertir mediante uso del esfuerzo productivo nacional para que se abastezca el mercado interno, responde también a esa la cultura rentista, que debido a la venta del gobierno de las divisas a los empresarios privados, al capitalismo, en vez de usarlas para diversificar el aparato productivo nacional, en particular el agroindustrial las transfiere al sector privado.

Hay que romper con el circulo vicioso del rentísmo petrolero, la revolución bolivariana si bien ha intentado saldar la deuda social, recuperar física y moralmente a las personas de los estragos del neoliberalismo, ha reincidido en el rentísmo, lo que Álvarez llama el neorentismo socialista, vale decir en ese “círculo vicioso de la economía rentista: Importamos porque no producimos y no producimos porque importamos. Salir de este círculo vicioso exige industrializar la economía nacional, pero en lugar de reeditar el fallido intento de una industrialización basada en la explotación del trabajo ajeno, el uso intensivo de materias primas y energía, la depredación del ambiente y los desequilibrios territoriales, se impone ahora impulsar un nuevo tipo de industrialización sustentado en diferentes formas de propiedad social, nuevos principios para la justa remuneración del trabajo y la inversión social de los excedentes, el uso intensivo de conocimientos científicos y tecnológicos, la preservación del ambiente y el desarrollo armónico de las regiones”. Esa es la primera de la tarea para resolver el grave problema del abastecimiento nacional.

Fuente:
1.-Hernán Luis Torres Núñez, Respuesta al artículo "Los peligros del ajuste silente del paquetazo empresarial" Aporrea, 02/06/2015
2.-German Saltrón Negretti “El hambre es un genocidio bajo el silencio mundial”, Aporrea, 02/06/2015.
3.-Idem
4.-Idem.
5.-Idem.
6.-Idem.
7.-Idem.
8.-Idem
9.-Idem.
10.-Víctor Álvarez, “El círculo vicioso de la economía rentista: Importamos porque no producimos y no producimos porque importamos”, Aporrea, 02/06/2015


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1247 veces.



Alexander Kórdan Acosta R.

Economista. Magíster en Gerencia de Servicios Administrativos. Doctor en Ciencias Estratégicas para el Desarrollo. Profesor de la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV). Instructor de Cooperativismo Comunitario.

 kordankovki@gmail.com

Visite el perfil de Alexander Kórdan Acosta R. para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:



US mp N GA Y ab = '0' /ideologia/a208691.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO