Ok cheverito…¿ y, cheverita?

Para escribir estas líneas, revise hurgando en mis entrañas revolucionarias y chavistas, hasta dónde podía hacer daño, como dicen, al proceso, pero disculpen peso más mi conciencia feminista, que todo lo que han dicho en defensa del personaje. Que no tiene culpa del androcentrismo y el machismo de los ejecutores del proyecto. Por cierto, en la presentación, del video y del personaje, el presidente Maduro redundo en halagos al ministro de Turismo, celebrando como una gran innovación a cheverito. Me pregunte dónde quedó el legado de Chávez feminista.

Ahora trabajo en una edición de Chávez feminista y hoy precisamente me toco revisar y resumir el discurso del comandante eterno el 8 de marzo de 2004, hace 10 años, en la celebración del día Internacional de la Mujer y decía en esa ocasión, como lo hizo siempre, la oligarquía, continua utilizando a las mujeres como objeto, sumisas…… Me gustaría que me explicaran que diferencia existe entre la mujer como objeto, que uso y usa la oligarquía mediática y la chica tetona, que se encuentra en Margarita para el placer de los turistas, que presenta cheverito en uno de sus cortos “colirio para mis ojos”, como diría el amigo José Rosario.

Esta noche viendo Zurda Conducta, de manera especial el corto ofertando a la isla, una fuerza superior a mi paciencia me obligó a pararme de la cama, ir a la computadora para escribir estas líneas que -confieso- las deje sin terminar, hasta ahora que las retomo, después de ver uno de los tantos videos de Chávez, que pasan cada rato en VTV y pensando en la claridad del Comandante eterno, que mencionó los fortalezas y debilidades o infortunios que nos esperan si nos mantenemos ciegos, sordos y mudos frente a los desmanes del capitalismo y los falsos revolucionarios.

“Nosotros los niños y las mujeres embarazadas”…… señala la publicidad contra el dengue y la chikungunya, al mosquito ni agua, es la voz de una mujer que intenta pasar por una niña, además dos niñas hacen el comercial y pese a todo dicen nosotros los niños. En la mañana bien tempranito, el programa Entre todos, y todas? Acaso las mujeres no hacemos comunicación ni queremos la verdad.

La revolución amigo presidente y primera combatiente, tiene una deuda sustancial con las mujeres. Cuando en el discurso de inauguración del III Congreso, habló de paridad entre hombres y mujeres, un número importante de venezolanas nos paramos de nuestros asientos para aplaudir lo que dijo, aunque luego echo por tierra el planteamiento hablando de paridad para los hombres en el PSUV, así se tratara de un chiste.

El compromiso pasa por el hecho de que no hay reivindicación ni siquiera en el lenguaje y es sabido que si no te nombran, simplemente no existes. Revolucionario (o revolucionaria, digo yo) que no sea feminista no puede ni debe llamarse tal, de esta manera vertical siempre lo dijo el Comandante Chávez, ¡siempre Chávez!

La deuda pasa por dar el reconocimiento y los derechos de la mujer. Pasa especialmente por la impunidad con la que se trata las denuncias de las mujeres, no solamente en las instancias de los órganos receptores sino más allá fiscalías y tribunales dirigidas por hombres y hasta por mujeres que se creen y actúan como un todopoderoso y/o todopoderosa, sin importar para nada a quien se llevan por delante en un afán de lucro y dejar claro que ellos y ellas son la autoridad.

Sobre esto último padezco una secuela, imposibilitada de caminar por más de dos meses, debo asistir por diez días más a fisioterapia, por el atropello y vejación de que victima por parte del fiscal 32 de la Circunscripción del estado Aragua, abogado Albert Plaza Alegría; un Capitán y un sargento 2do, adscritos al Destacamento 21 de la GNB. Mi denuncia fue formulada de ante la Dirección de Inspección y Disciplina del MP, la IV División cuando estaba bajo el mando del general Vega González y al Ministro Miguel Rodríguez Torres, continuo a la espera de respuesta. Puesto que, solo he recibido una comunicación de la directora de Inspección y Disciplina Ingrid López Boscán, indicando que recibieron mi denuncia y que “procederán a dar inicio a la averiguación previa respetiva”

Volviendo al asunto que nos ocupa, pienso que el lenguaje no sexista debe aplicar a todo el gabinete ejecutivo, a todas y todos en el Legislativo, Judicial, Poder Electoral y Moral, a las y los hacedores de opinión y de manera especial, a las reporteras y reporteros del sistema nacional de medios públicos, por ahora. Si comenzamos por mencionar a la mujer seguro que remediamos muchas calamidades, porque ella se sentirá ciudadana no solo con deberes (como hasta ahora) sino además con derechos. Las otras deudas las podemos ir saldando a medida que pasan los tiempos…!aprobado!

Preguntemos que se ha logrado con la aprobación de un importante instrumento jurídico para defender a las mujeres víctimas de violencia. La ley de la cuál todas y todos, quienes manejan el tema, hablan con mucha propiedad, asegurando que el país se fue adelante en materia legislativa en el asunto de la defensa de las mujeres. Sin embargo, al repasar los numeritos nos damos cuenta que las mujeres continúan sin denunciar. Por qué? una respuesta podría ser que no siente amparo, respaldo ni resguardo por parte del Estado

*Periodista



Esta nota ha sido leída aproximadamente 2584 veces.



Nelida Arrechedera


Visite el perfil de Nelida Arrechedera para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:


Notas relacionadas