Entrevistando imaginariamente a Marx sobre lo tratado en:

El capítulo II del Tomo II de “El Capital” (X)

¿Cuál es la forma del tesoro?

La forma del tesoro es, simplemente, la forma de dinero que no se halla en circulación, de dinero cuya circulación se ha interrumpido y que, por tanto, se guarda en su forma de dinero. El proceso de atesoramiento es común a toda la producción de mercancías y como fin último sólo desempeña un papel en sus formas precapitalístas rudimentarias. Pero aquí, el tesoro se presenta como forma del capital-dinero y el atesoramiento como un proceso que acompaña transitoriamente a la acumulación del capital puesto que y en cuanto que el dinero figura aquí como dinero en capital latente; puesto que el atesoramiento, el estado de tesoro de la plusvalía existente en forma de dinero, representa una fase preparatoria para la transformación de la plusvalía en capital verdaderamente operante, fase funcional-mente determinada y que se desarrolla al margen del ciclo del capital. Es, pues, por este su destino, capital en dinero latente, razón por la cual la cuantía que deba alcanzar para poder entrar en el proceso se hallará determinada por la composición de valor que presente en cada caso el capital productivo. Pero, mientras permanece en estado de tesoro, no funciona aún como capital-dinero, es todavía capital en dinero inmóvil; no, como antes, un capital-dinero cuya función ha quedado interrumpida, sino un capital-dinero que no es aún apto para su función.

Aquí, nos fijamos en la acumulación de dinero en su forma primitiva y real, como verdadero tesoro de dinero. Pero, puede existir también en forma de saldo acreedor o de créditos a favor del capitalista que ha vendido M'. No es éste el lugar indicado para estudiar las demás formas que este capital-dinero latente puede revestir durante el intervalo, incluso como dinero que pare dinero, por ejemplo, bajo la forma de depósito a interés en un banco o de letras de cambio o valores de cualquier clase. La plusvalía realizada en dinero ejerce en estos casos funciones especiales de capital fuera del ciclo del capital industrial del que ha brotado; funciones que, en primer lugar, no tienen nada que ver con aquel ciclo de por sí y que, en segundo lugar, son funciones de capital distintas de las funciones del capital industrial y que aún no han sido estudiadas aquí.

En la forma que acabamos de examinar, el tesoro en que toma, cuerpo la plusvalía es un fondo de acumulación de dinero, la forma dinero que reviste transitoriamente la acumulación de capital, y, en este sentido, condición también de ésta. Pero este fondo de acumulación puede prestar, así mismo, servicios accesorios especiales, es decir, entrar en el proceso cíclico del capital sin que está revista la forma de P . . . P', es decir, sin que la reproducción capitalista se amplíe.

Si el proceso M' -— D' se prolonga más allá de su duración normal, si, por tanto, el capital-mercancías tarda más tiempo del normal en convertirse en dinero o si, aun habiéndose operado esta transformación, el precio de los medios de producción en que debe invertirse el capital-dinero rebasa, por ejemplo, el nivel que tenía al comenzar el proceso, el tesoro que funciona como fondo de acumulación podrá destinarse a ocupar el lugar del capital-dinero o de una parte de éste. El fondo de acumulación en dinero sirve así como fondo de reserva para contrarrestar las interrupciones del ciclo.

Como tal fondo de reserva, difiere del fondo de medios de compra y de pago a que nos referimos en el ciclo de P ... P. Estos son una parte del capital-dinero operante (por tanto, modalidades de una parte del valor del capital operante en general), cuya parte sólo entra en funciones en distintos plazos, unos detrás de otros. En la continuidad del proceso de producción, se va formando constantemente un capital de reserva en dinero, para hacer frente a pagos contraídos hoy, por ejemplo, que sólo habrán de hacerse efectivos pasado cierto tiempo y como resultado de la venta de grandes masas de mercancías, para volver a comprar otras con posterioridad; en estos intervalos, existe, por tanto, constantemente, una parte del capital circulante en forma de dinero. En cambio, el fondo de reserva no es parte integrante del capital operante, capital-dinero, sino parte del capital que se halla en una fase preliminar de su acumulación, de la plusvalía que no se ha convertido aún en capital "activo. Por lo demás, fácilmente se comprende que el capitalista, cuando se ve apurado, no se para a investigar, ni mucho menos, por las funciones específicas del dinero que tiene en la mano, sino que echa mano de aquello de que dispone, para mantener en marcha el proceso cíclico de su capital. Así, en nuestro ejemplo, D = 422 libras esterlinas, D' — 500 libras esterlinas. La existencia de una parte del capital de 422 libras esterlinas como fondo de medios de pago y de compra, como remanente en dinero, responde al cálculo de que, si las circunstancias permanecen invariables, este remanente entrará íntegramente en el ciclo y, además, bastará para atender a las necesidades de éste. Pero el fondo de reserva es una parte de las 78 libras esterlinas de plusvalía; este fondo sólo puede entrar en el proceso cíclico del capital de 422 libras esterlinas de valor siempre y cuando que este ciclo se efectúe bajo circunstancias que no permanezcan idénticas, pues es una parte del fondo de acumulación y figura aquí sin que la escala de la reproducción se amplíe.

El fondo de acumulación en dinero es ya existencia del capital-dinero latente; es, por tanto, transformación del dinero en capital-dinero.

La fórmula general del ciclo del capital productivo, que condensa la reproducción simple y la reproducción en escala ampliada, es ésta:

P ...< M' — D'>(1).  < D —M(T+Mp)>(2)  ... P (P')

Si P = P, D en 2) = D' — d; si P = P’' D en 2) será mayor que D' — d; es decir, que d se ha convertido, total o parcialmente, en capital en dinero.

  El ciclo del capital productivo es la forma bajo la cual la economía clásica estudia el proceso cíclico del capital industrial.


nicolasurdaneta@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 1923 veces.



Nicolás Urdaneta Núñez


Visite el perfil de Nicolás Urdaneta Núñez para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes: