Ruddy Rodríguez con su tanga de la CIA

El artículo de Jutta Schmitt, “¿Infiltración de los ministerios de Educación y Turismo por la Cienciología?” me ha preocupado extraordinariamente. He hablado esto varias veces con Jutta y Franz Lee, y me parece que debemos ahondar en la grave conjura que por muchos lados se está urdiendo contra Chávez: muy silenciosa, muy fina y penetrante, y que no debe cogernos descuidados. Sobre lo que plantea Jutta, agrego que sin duda, se estarán frotando las manos la CIA y la SIP (con “El Correo del Caroní” a la cabeza), ante esa llamada de Ruddy Rodríguez a “Alo Presidente”, el domingo 5 de agosto. Confiamos en que el Presidente Chávez jamás se dejará engatusar con la tal Ruddy, pero bueno, la situación no es cualquier cosa. No olvidemos que por una mujer Julio César y Marco Antonio se perdieron (con imperio y todo), lo mismo le pasó a Páez, a quien la oligarquía le encasquetó como amante a Barbarita Nieves. Con esos mismos cuernos destrozaron a don Cipriano Castro. No me cabe la menor duda de que existe un gran plan, desde el Departamento de Estado, para meterle a Chávez, por los ojos a Ruddy Rodríguez. El procedimiento lo están llevando a cabo con las mismas técnicas, preferidas por la CIA. La DIANÉTICA (a la que pertenece Ruddy) es una empresa racista, entre cuyos fines se encuentra toda una metodología muy bien fundamentada en los manuales de la CIA, y que tiene conexiones con el famoso programa MK-ULTRA, de investigación sobre el control mental, durante los años cincuenta1”, totalmente financiada por la Fundación Rockefeller. Entre ellas:

1- Desacreditar el enemigo hasta el punto de su destrozo total.
2- Tomar el control u obtener la lealtad de los altos ejecutivos o propietarios de los medios de comunicación.
3- Tomar el control u obtener la lealtad de figuras políticas claves.
4- Tomar el control u obtener la lealtad de aquellos quienes monitorean las finanzas internacionales.
5- Revitalizar, en general, las sociedades en las cuales opera la organización.
6- Obtener un apoyo público abrumador para la causa propia.
7- Ganarse grupos similares como aliados.
Dice Jutta: “Hemos constatado ante este catálogo, que la mayoría de los objetivos trazados aquí coinciden plenamente con el modus operandi de la CIA a nivel mundial en cuanto a sus actividades de guerra de baja intensidad y sus campañas de descrédito en contra de gobiernos percibidos como “hostiles” a los “intereses de seguridad nacional” de los EE.UU”.
Es bueno que se sepa, que las famosas Fundaciones Farfield, Ford y Rockefeller fueron agencias subsidiarias de la CIA, que inyectaban millones de dólares a periódicos, programas de opinión, de radio y televisión, a revistas culturales, para “derrotar a los intelectuales de izquierda en un combate dialéctico y alejarles de sus posiciones mediante la persuasión estética y racional”2. Allen Dulles quien fue director de la CIA en 1953, gran amigo de David Rockefeller, y por intermedio de éste iba a ser Presidente de la Fundación Ford. La Fundación Rockefeller en 1957 logró reunir las mentes más influyentes de esta época (estaba incluido Rómulo Betancourt), cuya tarea consistía en definir la política exterior de EE UU.

En una información reseñada por “Intopress”, el año 2000, encontramos que el Presidente Hugo Chávez “recibió en su despacho del Palacio de Miraflores la visita de Ruddy Rodríguez, una de las mujeres más hermosas de Venezuela, condecorada así por infinidad de concursos de belleza. Que la cantante presentó al primer mandatario un conjunto de propuestas para una organización benéfica a favor de la niñez abandonada bautizada como “Camino a la felicidad” y que ella precisamente patrocina con su imagen y trabajo de enlace. El presidente Chávez se mostró muy entusiasmado por el paquete de ideas que le llevó la escultural ex miss. Ambos rieron y conversaron de lo lindo por varias horas y se pusieron de acuerdo para acordar próximos encuentros. Sin embargo, la crisis política en los días y meses por venir truncó tanto la ayuda prometida así como las siguientes citas. Sólo se encontraron nuevamente en eventos internacionales donde han podido saludarse y conversar por algunos minutos. Posteriormente, ha habido acercamiento por parte de Ruddy Rodríguez hacia algunos organismos gubernamentales como en el caso del Ministerio de Turismo, a cargo del ministro Wilmar Castro Soteldo, a quien le planteó su inquietud por ser imagen de Venezuela ante el mundo.“A él le encanta que lo escuchen, y a mí me encantaría que me escuchara. Es más, me gustaría que me atendiera para presentarle la idea de llevar el libro ‘21 caminos a la felicidad’ a todos el país”, señaló Ruddy en una oportunidad. “Ojalá el Presidente me permitiera ir a las escuelas públicas para presentar ese material. Nosotros hemos repartido el libro en las marchas y en las contramarchas. Ojalá la gente vuelva a tener comunicación y pueda entenderse, tolerarse y respetarse mutuamente. La comunicación tiene que ser de dos lados y no sólo de uno”, aseveró. “Para regresar a la comunión entre nosotros debemos volver a comunicarnos y puede ser a través de las palabras u otra vía, pero, eso sí, con respeto. El hecho de que tengamos ideas distintas no debe incidir en que no vivamos juntos”, agregó.
Ruddy, aunque sigue negando su supuesto “cable pelado” con el Presidente de la República, está en trámites de divorcio y más que nunca los rumores sobre el romance más sonado del año van en aumento”.

Todo coge otro vuelo cuando el 20 de enero, la actriz y el presidente de la república Hugo Chávez aparecen en la primera plana del semanario “Las Verdades de Miguel”, acompañados del titular en color rojo “Ruddy y Chávez se Casan”. La información que da pie a este titular la suministró Donald Mailer (columnista de The Food Café del mismo semanario), No obstante que sabemos que Ruddy se encuentra casada desde hace 11 años con el abogado Rodolfo Pisan.

El Presidente como todo un caballero en el relanzamiento del programa Aló Presidente, le responde una llamada a la modelo venezolana quien llamó para informarle a Chávez que se encuentra trabajando de manera activa con Mintur en zonas turísticas como La Paragua, allí donde precisamente está esa tapadera de la CIA llamada Fundación Camino a la Felicidad. Lo hace directamente desde Los Angeles, Estados Unidos, quien asegura que se encuentra "sacando a Venezuela adelante". "Queremos que todos en el país asuman responsabilidades y queremos que el turismo sea el protagonista", dijo Rodríguez tras agradecerle al "señor Presidente" la oportunidad que le daba de poder trabajar por su país. Vaya por Dios cuando el Presidente dice: "Yo pensé que era una mamadera de gallo la llamada, porque como nos han casado no sé cuantas veces creí que era mentira", dijo Chávez mientras escuchaba a Ruddy Rodríguez. Tras varios minutos de agradecimientos –dice la información- de la actriz y luego de aprovechar la oportunidad en el programa para promocionar la novela que empezará a verse en Venezuela con ella de protagonista, Chávez le aseguró que era uno de sus "más fervientes admiradores". Y concluye nuestro Presidente: "Yo no veo muchas novelas, pero por tratarse de ti, te prometo ver en la que tu estés. Mi reina recibe un beso y un abrazo", finalizó.
1 “La CIA y la guerra fría cultural”, pág. 206.
2 Véase, “La CIA y la guerra fría cultural”, pág. 200.


Esta nota ha sido leída aproximadamente 18902 veces.



José Sant Roz

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor


Notas relacionadas

Revise artículos similares en la sección:
Movimiento Estudiantil, Educación


Revise artículos similares en la sección:
Actualidad



US mp N GA Y ab = '0' /educacion/a24426.htmlCd0NV CAC = Y co = US