¡Cómo nos duele tu partida, Sabino! ¡Qué impotencia sentimos!

EDITORIAL DE ENSARTAOS

Las luchas indígenas por la tierra, históricamente han sido sangrientas. No podemos sacarnos el lastre occidental que nos hace creernos superiores... no podemos sacudirnos un siglo de educación positivista que olvida nuestras raíces indígenas y evoca desplazarlas para dar paso al "progreso". Somos colonialistas aunque nos creamos opuestos.

nuestro país son pocos los que conocen cuántas comunidades aborígenes existen, cuáles son, en qué se diferencia una de otra... y aún si cada 12 de octubre nos damos el tupé de ponernos la mano en el corazón y reivindicar "raíces" ancestrales que luego el 13 de octubre olvidamos irremediablemente.

Los pueblos de la Sierra de Perijá, desplazados con nuestro consentimiento en el tiempo, se han enfrentado a un pueblo venezolando que les da la espalda, un pueblo que los desconoce y que a pesar de las múltiples leyes dictadas en favor de ellos en estos últimos años, ha primado el interés de unos cuantos ganaderos asesinos que pagan a los funcionarios del Estado para que los protejan y en su paso eliminen cualquier vestigio humano indígena. Así funciona la dinámica en la Sierra de Perijá.Y sino, remitamonos a los casos de homicidio de compañeros Yukpas no resultos, al caso judicial que sin pies ni cabeza buscaba sentenciar a Sabino Romero.

Resulta que la demarcación de tierras no es un asunto que pueda tratarse con demagogia, estamos hablando de intereses económicos de grandes mafias... ESTAMOS HABLANDO DE DEVOLVER A LOS PUEBLOS SUS TERRITORIOS ANCESTRALES. No obstante la demogogia ha sido la reina en este juego..

Aunque se haya dictaminado por ejemplo, la demarcación en algunas fincas ganaderas en la Sierra de Perijá ,los dueños no tuvieron la mínima intención de desalojar. Cuando Sabino se acercó a reclamar lo que le correspondía por ley y por díctamen judicial, fueron recibidos a tiros y su hija Zenaida Romero resultó herida, sin que ningún procedimiento judicial se haya labrado a favor de los compañeros Yukpas. ¿ Por qué se protege y se encubre a los ganaderos? ¿Así respetan los organismos del Estado la dignidad indígena?

Así, cuando el Presidente se dirigió al Zulia, se dió la orden de tapar con latones todo aquello que demostrara la ineficiencia en torno a las reivindicaciones indígenas y se prohibió el paso a los compañeros en lucha, evitando que Chávez viera la realidad de un Ministerio para Asuntos Indígenas que más bien podría llamarse Ministerio para Asuntos Ganaderos. No pudo ver el Presidente cómo las políticas del Estado han enfrentado a hermanos... han provocado mucho derramamiento de sangre.

Anoche, 03 de marzo, corrió la noticia del asesinato del luchador indígena Sabino Romero, ¡qué fácil se les hace acabar con una vida! ¡qué dolor sentimos SABINO, qué impotencia!... Hacía ya unos años que la persecución y acoso a este luchador lindaban en lo abominable... arropadas con impunidad y complicidad...Sabino no se detuvo y llevó su lucha a todos los rincones, pues yukpa somos todos... porque venezolanos somos todos.

¿Qué respuesta tiene el Estado para este asesinato? ¿Será que ahora si se atreverán a destapar la olla detrás de las relaciones clientelares entre ganaderos y funcionarios? ¿Había que esperar a que este asesinato tuviese lugar para quitar el dedo del sol? La frustración y porque no decirlo, la arrechera que sentimos todos aquellos que convidamos con la lucha indígena, pero de verdad, no desde una oficina llena de adornitos folklóricos, es inmensa, porque sabemos a priori que la cosa se puede quedar así, aún hoy día prima el billete sobre la justicia.

¿Vamos a permitir que este asesinato se quede engabetado, como quedaron los casos de homicidio de todos los demás compañeros yukpas? ¿que los años de lucha de Sabino y su padre, asesinado también por las mismas razones y seguro por las mismas manos, queden en el olvido? Si creen que robándole la vida a un luchador finalizan las luchas de los pueblos dignos, están muy equivocados. Nos han quitado a un gran hombre, a un gran líder, como un día nos quitaron al Che, pero no nos han quitado las ganas de ser libres, las ganas de que se haga justicia con nuestros pueblos pisoteados en demasía. ¿Por qué en socialismo siguen siendo más importantes los ricos que los pobres? ¿ a quién protege el Estado Venezolano en este siglo XXI?

ARRIBA PUEBLO YUKPA... ¡QUE VIVA SABINO ROMERO, CARAJO!
TÚ MUERTE LA VENGARÁ LA LIBERTAD DE TÚ PUEBLO... NO BAJEMOS LOS BRAZOS NI LA ALGARABÍA, ALCEMOS NUESTRAS VOCES, PUES UNIDOS SOMOS INVENCIBLES.

jsantroz@gmail.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 2699 veces.



José Sant Roz- Ensartaos

Director de Ensartaos.com.ve. Profesor de matemáticas en la Universidad de Los Andes (ULA). autor de más de veinte libros sobre política e historia.

 jsantroz@gmail.com      @jsantroz

Visite el perfil de José Sant Roz para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



José Sant Roz

José Sant Roz

Más artículos de este autor



US mp N Y ab = '0' /ddhh/a160350.htmlCd0NV CAC = Y co = US