Camino peligroso

En comentario preliminar del martes, establecí algunas comparaciones de los resultados de estas elecciones con las similares de 2004, con las del referendo constitucional de 2007 y con los cambios en el escenario político a raíz de los saltos de talanquera, todo lo cual permitía que la victoria se la atribuyeran unos y otros, según cada caso.

Lo inocultable son los cambios en el mapa político. La oposición conservó los dos estados que ganó en 2004 y le arrebató al oficialismo Táchira, Miranda y el Distrito Capital, y Carabobo a la disidencia. Es un triunfo, sin olvidar que el Psuv rescató Aragua y Sucre, gobernados por disidentes.

Conocidos los otros resultados, muestran un escenario altamente favorable al chavismo. De las 321 alcaldías, ganó 263. Ni el MVR ni el Psuv tuvieron nunca tantas alcaldías –en 2004 conquistaron 250–. Importa destacar que en estados como Carabobo, Zulia y Miranda, donde ganó la oposición, casi todas sus alcaldías son del Psuv. Algo más: los nuevos consejos legislativos regionales son en su gran mayoría (19) del chavismo, incluidos estados donde perdieron la gobernación como Carabobo y Táchira. Desde este ángulo, tienen razones para hablar de una gran victoria.

Y dos breves comentarios para la reflexión de la oposición y del Psuv.

Uno: los primeros reflejos en la calle de los cambios habidos son preocupantes. Abstracción hecha de naturales reclamos por algunos resultados, se han denunciado hechos violentos en Miranda y Táchira donde militantes de partidos opositores han desalojado o pretendido desalojar a usuarios o servidores de diversos espacios públicos. Es peligroso este camino; aunque suponemos que no están alentados por sus dirigentes, nos sorprendió escuchar a Capriles Radonsky decir que "somos agua y aceite".

Una afirmación como ésa, en esas circunstancias, estimula acciones como las han venido ocurriendo sin que sus líderes traten de apaciguarlos. Es un reto bien riesgoso.

Ya provocó la primera manifestación de protesta y una encendida respuesta del presidente Chávez. Es tiempo para la ponderación. Otros caminos nos pueden regresar a tiempos de exacerbada conflictividad.

Dos: Escuché a Jesse Chacón explicar que había perdido en Sucre por la votación de la clase media, y otros dirigentes del Psuv lo comparten. La clase media (C) se estima en 16%; suman 20% con los sectores A y B. En el supuesto negado de que toda la clase media, más las clases A-B, hubiesen votado en contra, no habría sido suficiente para derrotarlo a él, a Aristóbulo y a Diosdado. Es evidente que importantes sectores populares (D y E) votaron por los candidatos de la oposición. Deben analizarlo más profundamente.


NUMERITOS Y PORCENTAJES

Jorge Rodríguez
sacó 478.396, casi 200 mil más que los obtenidos hace cuatro años por Freddy Bernal, (284.085) y Aristóbulo 116 mil votos más que los inscritos en el Psuv, y sin embargo no pudieron ganar.

Henry Falcón
(73,52%) en Lara y "el Gato" Briceño (64,86%) en Monagas alcanzaron las votaciones más altas como gobernadores, mientras que el diputado censor Pedro Pablo Alcántara (14,58%) y Domingo Urbina (15,02%) fueron los segundos con las votaciones más bajas.

En cambio, Pérez Vivas
ganó en Táchira con la menor ventaja: 49,46% frente a 48,12% de Leonardo Salcedo, quien impugna ese resultado.

Los candidatos disidentes
de menor votación fueron Andrea Tavares (PPT), quien sacó 0,83% y Luis Tascón, 0,37 %, ambos aquí en Caracas.

La sorpresa en Chacao
es que el chavista Willian Torres (12,56%) desalojara a Liliana Hernández del tercero (11,87%). En Barquisimeto, Amalia Suárez (55,36%) se alejó demasiado de Marisabel Rodríguez (1,97%).

La suma de los votos
de Andrés Velásquez (30,79%) con los de Rojas (15%) no eran suficientes para derrotar a Rangel Gómez: 47,79% Ni los de Julio César Reyes (43,95%) más los de Rafael Simón Giménez (4,92%), para un total de 48,88%, habrían alcanzado el 51,48 % de Adán Chávez, pero los de Mario Silva (44,52%) y los de Acosta Carles (6,56%) sí habrían superado los de Salas Feo: 47,72%.

Lizeta Hernández
(Delta Amacuro), García Carneiro (Vargas), Willian Lara (Guárico), Castro Soteldo (Portuguesa), Hugo Cabezas (Trujillo), Jesús Aguilarte (Apure) y León Heredia (Yaracuy) duplicaron, o estuvieron cerca de hacerlo, a sus principales contendores.

Podemos a punto
de desintegrarse: de 383.375 en 2004 bajó a 192.482, perdió sus dos gobernaciones y 52 de 54 alcaldías. El PPT y el PCV también bajaron votación, no obstante el crecimiento de la participación; tendrán que revisarse muy bien. Con sus líneas políticas, no aguantarán otro compromiso comicial.

El Psuv
fue el partido más votado en todos los estados, excepto Zulia, donde UNT lo aventajó por 10.000. Con 4.910.260 votos desbordó en todo el país los 3.177.579 de UNT, AD, PJ, Copei y Podemos.


"Pedro el Grande"

En menos de un mes se cumplirán 100 años de la primera vez que un navío de guerra de EEUU atracó en un puerto venezolano. A solicitud de Juan Vicente Gómez, que días antes había derrocado a Cipriano Castro, el 25 de diciembre de 1908 llegó a La Guaira el "Dolphin", comandado por Thomas Washington; venía a consolidar el poder de Gómez. Ese día, comenzó un período de relaciones militares de dependencia de Venezuela respecto a Washington, que se desarrolló sin interrupción hasta la llegada de Chávez a Miraflores. Visitas como las de 1908 se repitieron muchas veces con los gobiernos de López Contreras, Medina Angarita, Betancourt I, Gallegos, Pérez Jiménez, y con todos los gobiernos desde 1958 hasta 1998.

Se estableció en Caracas la misión militar, nos impusieron el Tiar, compramos sus excedentes de la Segunda Guerra Mundial, se activaron las operaciones Unitas y Air Flag; en fin, no podían ser más estrechos esos nexos.

Ese período terminó 92 años después de iniciado, cuando Chávez prohibió que llegase a nuestras costas un barco de marines que venían a "ayudar" en las operaciones por el deslave.

Después se suspendió la participación venezolana en operaciones con la Marina y la Fuerza Aérea estadounidenses, se sacó a la misión militar de Fuerte Tiuna. Ahora, un siglo después de la llegada del Dolphin, poderosas naves de guerra rusas están en maniobras con la Marina venezolana.

Si el Dolphin marcó en 1908 el comienzo de una larga etapa, como reflejo de una relación política, la presencia de "Pedro el Grande" y acompañantes subraya el comienzo de otra, esta vez expresión de una política independiente y soberana.

Por supuesto, se puede afirmar, como lo han hecho los presidentes de Venezuela y de Rusia, que no tiene intención alguna contra un tercer estado (EEUU, por ejemplo), que se trata de políticas de cooperación, lo que es cierto, reforzada con la adquisición equipos bélicos, que EEUU se niega hace rato de suministrar, y la transferencia tecnológica, pero vistas las enturbiadas relaciones de ambos con la Casa Blanca, son obvias las intenciones políticas de cada uno, Rusia y Venezuela, con intereses distintos y coincidentes.




edrangel@cadena-capriles.com


Esta nota ha sido leída aproximadamente 4278 veces.



Eleazar Díaz Rangel

Periodista egresado de la UCV. Ganador del Premio Nacional de Periodismo y menciones en diversas especialidades. Es Director del diario Últimas Noticias desde el año 2001. Profesor titular jubilado de la universidad central de Venezuela, cuya escuela de comunicación social dirigió (1983-86). Presidente de VTV 1994-1996. Presidente de la asociación venezolana de periodistas.

 edrangel@grupo-un.com

Visite el perfil de Eleazar Díaz Rangel para ver el listado de todos sus artículos en Aporrea.


Noticias Recientes:

Comparte en las redes sociales


Síguenos en Facebook y Twitter



Eleazar Díaz Rangel

Eleazar Díaz Rangel

Más artículos de este autor


Notas relacionadas


US mp N GA Y ab = '0' /actualidad/a67905.htmlCd0NV CAC = Y co = US p hace 3 = NO